Red Voltaire

La decisión de retirarse de la UNESCO deja a Washington en una posición incómoda

+

En respuesta a la admisión de Palestina como miembro pleno de la UNESCO, Washington se retiró de esa institución, aunque no la abandona formalmente. La administración Reagan ya lo había hecho en 1984 y por razones muy similares. Esta reacción estadounidense plantea, sin embargo, una serie de complicaciones inesperadas para el Departamento de Estado.

En primer lugar, resulta imposible justificar de qué manera puede beneficiarse la causa de la paz en el Medio Oriente con el cese del financiamiento de toda una serie de programas educativos a través del mundo. En segundo lugar, resulta imposible comprender la actitud de Washington, que pretende dar lecciones de multilateralismo al mismo tiempo que adopta este tipo de actitudes cada vez que la mayoría de los Estados del mundo se pronuncian en contra de sus políticas.

Lo más interesante es que la Autoridad Palestina espera convertirse en miembro pleno de otras 16 instituciones intergubernamentales cuyos sistemas de votación pueden favorecerla en ese empeño, mientras que Washington, que nunca se ha sentido interesado en una institución internacional que se dedica a la promoción de la educación y la cultura, no puede permitirse, sin embargo, salir de instituciones como la Organización Mundial de la Salud (OMS), el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) o de la Organización Mundial de la Propiedad Industrial (OMPI) sin sufrir una grave pérdida de influencia e importantes daños económicos.

A pesar de ello, en el Congreso estadounidense, los aislacionistas pretenden establecer una alianza con los sionistas y explotar la situación para lograr que Estados Unidos se retire de todas las organizaciones vinculadas al sistema de Naciones Unidas, siguiendo un esquema comparable al rechazo a la adhesión de EE.UU. a la Sociedad de Naciones, en 1920.

Red Voltaire

Voltaire, edición Internacional

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Autores: diplomáticos, economistas, geógrafos, historiadores, periodistas, militares, filósofos, sociólogos… Usted puede proponernos artículos.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.

El gran viraje saudita
«Ante nuestra mirada»
El gran viraje saudita
por Thierry Meyssan
La guerra secreta en Grecia
Los ejércitos secretos de la OTAN (XVI)
La guerra secreta en Grecia
por Daniele Ganser
John McCain, el organizador de la «primavera árabe» y el Califa
«Ante nuestra mirada»
John McCain, el organizador de la «primavera árabe» y el Califa
por Thierry Meyssan
Páginas Libres
¡Denuncié y quejé a fiscala de Bambamarca!
por Guillermo Olivera Díaz, Socios
 
Mercado Común del Sur: el largo y difícil camino de la integración
Mercado Común del Sur: el largo y difícil camino de la integración
por Ariel Noyola Rodríguez, Red Voltaire
 
Los «Estados fallidos»
«El arte de la guerra»
Los «Estados fallidos»
por Manlio Dinucci, Red Voltaire
 
El verdadero desastre de los Tornado
«El arte de la guerra»
El verdadero desastre de los Tornado
por Manlio Dinucci, Red Voltaire
 
La amenaza de ISIS exige una coalición global
La amenaza de ISIS exige una coalición global
por John F. Kerry, Red Voltaire
 
Páginas Libres
Prólogo a Teoría dialéctica del Derecho*
por Miguel Polaino-Orts, Socios
 
¡Castañeda funge de mudo y tonto pero con viveza delictiva!
Páginas Libres
¡Castañeda funge de mudo y tonto pero con viveza delictiva!
por Guillermo Olivera Díaz, Socios