Red Voltaire
Entrevista a Andrés Rabago «El Roto»

«Hay que tener un concepto propio de tiempo, no el que se nos impone desde fuera»

«El Roto» no es solamente un dibujante español mundialmente reconocido, «El Roto» es sobre todo un pensador que denuncia las injusticias sociales, las mentiras, la violencia brutal y cínica. Ha recibido numerosos premios por su trabajo. Entrevista de nuestros corresponsales Héctor Arenas y Blas Garzón desde Madrid.

+
JPEG - 21.1 KB

Andrés Rábago, más conocido actualmente como «El Roto» es un dibujante español nacido en Madrid en 1947.
Entrevista realizada por Héctor Arenas y Blas Garzón.

______________________________________________

Héctor Arenas, Blas Garzón: ¿Cuándo aparece el medio ambiente en tu obra?

«El Roto» No sabría decirte. Los temas creo que no surgen de mí sino de la preocupación que percibo y que esta en el ambiente. De algún modo me nutro de esa inquietud o de esa sensibilización preexistente. Normalmente trabajas sobre aquello que te llega, pero no a través de los medios, sino de lo que algún modo percibes que son preocupaciones del hombre actual y yo creo que el medio ambiente lleva mucho tiempo siendo una de ellas.
Se ha intentado durante bastante tiempo poner en entredicho el problema medio ambiental, pero inevitablemente una y otra vez ha resurgido este asunto, los dramas medioambientales por catástrofes naturales o provocadas por el hombre. Es decir, que eso esta ahí desde hace bastante tiempo. Pero es de diez años para acá, aproximadamente, cuando se ha ido acelerando el proceso de concienciación sobre el tema medioambiental.

Héctor Arenas, Blas Garzón: Pareciera que la idea de que el hombre es el rey de la creación estuviera en la base de los procesos de devastación del medio ambiente. Hay cierto preconcepto extendido en el sentido de que la naturaleza estuviera ahí para ser dispuesta, al igual que las otras especies...

«El Roto» Es un tema complicado. Yo creo que partimos efectivamente de ese concepto pretendidamente cristiano - aunque creo que pertenece al Antiguo Testamento más que al Nuevo Testamento - de que todo ha sido creado para el hombre. Es una idea que ha resultado muy perniciosa.
Es verdad que la naturaleza está ahí y que puede ser utilizada por el hombre, pero siempre respetando que pueda tener un fin propio, no un fin únicamente destinado a nosotros. Y por otro lado mi idea es que el mundo no ha sido creado para nosotros, sino que probablemente la percepción que nosotros tenemos de lo real es una creación nuestra y es de ahí donde se deriva la creencia de que la vida y las cosas están hechas para nosotros.
Es una idea nuestra, no una idea que parta de la verificación de lo auténticamente real.

___________________________________________________

JPEG - 22.7 KB

___________________________________________________

Héctor Arenas, Blas Garzón: Una tradición ancestral afirma que si afuera esta deteriorado es porque adentro también lo esta y que sí percibimos las imágenes de devastación existentes es porque dentro de nosotros también hay una situación de deterioro, entonces se dice: Curemos adentro para curar afuera... ¿Qué consideración te merece esta mirada?

«El Roto» Completamente de acuerdo. Por eso comentaba antes que yo creo que lo que percibimos como real es una creación nuestra. Por lo tanto si nosotros estamos en una situación de confusión y caos, como la que ahora mismo tenemos, eso también se percibe fuera. Si nuestra base es la codicia y la satisfacción de nuestros instintos, eso llevara inevitablemente al aprovechamiento de la vida e inevitablemente llevara a su prostitución.

Héctor Arenas, Blas Garzón: En menos de 150 años se ha tomado de la tierra el petróleo que a la naturaleza le tomo millones de años formar. ¿Como se origina este proceso catastrófico?

«El Roto» Lo que veo es que lo que estamos ahora mismo obteniendo es el resultado de un sistema económico, un sistema de explotación, que inevitablemente tiene este tipo de consecuencias.

Para detener todo esto yo creo que haría falta una modificación de la dirección que lleva el sistema económico. Lo que ignoro es si la propia ceguera del sistema lo llevará a su completa autodestrucción o si tendrá la sabiduría suficiente como para modificar el proceso y dirigirse con otras formulas en otra dirección. No lo sé.

En cualquier caso creo que todas las acciones tienen sus consecuencias, y tarde o temprano se reciben.

La posibilidad de que a partir de lo que estamos ahora mismo viendo saquemos conclusiones sabias y lo modifiquemos, es algo que nos corresponde a nosotros.Yo pienso que habrá probablemente una modificación de la dirección; de hecho me da la sensación de que esa modificación ya se está produciendo. Y aunque el viraje es lento, porque la dinámica es poderosa - es como un enorme barco que cuesta trabajo cambiar de rumbo-, yo creo que se hará. Soy optimista en el fondo y creo que conseguiremos modificar ese rumbo y dirigirnos hacia otro lugar....

JPEG - 30.2 KB

Héctor Arenas, Blas Garzón: ¿Podría estar en la comunicación entre los pueblos del mundo una de las claves del cambio de rumbo? En la comunicación hasta ahora vedada de lo mejor que habita en los diferentes pueblos, en el privilegio de los estereotipos negativos, se ha sostenido en parte el imperio del curso de autodestrucción...

«El Roto» Efectivamente, los medios de comunicación, que son vehículos muy útiles para el intercambio de información, también son unos peligrosísimos instrumentos de manipulación y de control. Mi idea es que el proceso partirá del conocimiento interno de nosotros mismos más que de la información-comunicación, proporcionada por los medios.
Es posible incluso que sea necesaria una mayor ascesis a la hora de manipular y trabajar con la información, y buscar dentro de nosotros la sabiduría y no fuera de nosotros.

Creo que la fuente primordial del conocimiento y la sabiduría esta dentro de nosotros y que el guía interno en un hombre sano le permite llevar a cabo empresas mucho mayores de las que pueda creerse capaz. Desconocemos el poder de nuestra propia capacidad de actuar sobre lo aparentemente externo desde lo aparentemente interno, y justamente en ese terreno es donde creo se producirán las próximas transformaciones.

No tanto desde los instrumentos de poder que puedan existir sino desde la conciencia personal de los hombres.

Héctor Arenas, Blas Garzón: ¿Cuál es tu visión del agua?

«El Roto» Me parece haber leído en algún sitio que somos un noventa y tanto por ciento de agua, así que ya os podréis imaginar el concepto que tengo de ella.

Somos agua que piensa

Así, la forma de comportarnos con lo que nos constituye es tan irracional...

Estamos constituidos por la luz, por la tierra, por el agua, que son los tres elementos que forman nuestro cuerpo... - aunque evidentemente hay más además de eso... además del cuerpo hay algo mas, y la mente es cuerpo, entiendo que el cerebro o mente racional o ego no es nada más que cuerpo, la actividad orgánica del cuerpo a la que hay que añadir algo más para que constituya realmente un hombre y no un mero animal más-, y el comportamiento que tenemos con el agua, con la tierra, con lo que nos constituye, con aquello de lo que estamos construidos a nivel material, es de una brutalidad y una ceguera tremenda. Es una falta de respeto total hacia nosotros mismos. No ya hacia la propia naturaleza, sino hacia nosotros mismos.

El modificar eso, el que desde pequeños se nos enseñase a comprender que estamos hechos, lo que nos constituye, y contemplar el resto de la naturaleza, desde el punto de vista meramente material, como hermanos menores, ya sería un avance substancial. Plantearía una modificación muy grande de nuestros esquemas de pensamiento. Y probablemente haya que ir por ahí, haya que empezar a modificar los sistemas de enseñanza desde los propios orígenes de lo que se enseña…

Héctor Arenas, Blas Garzón: ¿Y el lugar de las mujeres en estas variaciones, tan necesarias como urgentes?

«El Roto» Yo creo que la mujer es el gran futuro, pero no ocupando el lugar que ha tenido el varón, eso sería absurdo. Sino incorporando los componentes de la mujer, que yo creo que están más íntimamente unidos a la vida y su florecimiento. Esto es lo que probablemente haga bascular el barco.

Será una de las cosas que modifiquen la dirección del barco, este barco del que hablamos al principio. Yo creo que una de las fuerzas que va a variar ese rumbo es la incorporación, no del feminismo- que es otra cosa- sino la sabiduría natural de la mujer enraizada en su prodigiosa capacidad de gestar y cuidar la vida. Incorporar los componentes emocionales que en el hombre han sido tradicionalmente machacados y cercenados; los hombres somos eunucos emocionales y las mujeres, en cambio, no.

La mujer será la que aporte ese componente que probablemente haga girar la balanza en otras direcciones. El problema es el proceso de substitución. No podemos ir del patriarcado al matriarcado, porque estaríamos creando de nuevo esa pelea. Lo que hay que ir es al proceso de complementariedad. El hombre y el padre tienen una función y la madre tiene una función que debe ser equilibradas, pero que no deben ser substitutorias.
No podemos pasar de un proceso al contrario porque nuestro mecanismo dual, nuestro pensamiento dual, nos lleva siempre a la confrontación, no a la complementariedad, lo que hay buscar siempre es - yo entiendo - la complementariedad.
¿Que hay de beneficioso en cada una de las cosas, en cada uno de los elementos que intervienen?
Porque no es casual que exista el hombre, no es casual que exista la mujer, no es casual que existan las dos figuras dentro del esquema que va a recibir el niño.
Lo que no puede ser es que el niño reciba la imagen del padre dominante que a la vez crea la imagen de la mujer sumisa y que el niño asume también como una vergüenza propia y se convierte en un mecanismo de auto aniquilación....

JPEG - 34.8 KB

Héctor Arenas, Blas Garzón: ¿Ha sido el hombre superado por su propio engendro tecnológico?

«El Roto» Yo creo que la pregunta clave es: ¿El hombre esta solo o no esta solo?. O incluso más allá: ¿Qué es el hombre?
El concepto que tenemos del hombre es el que nos esta dando la ciencia y la ciencia desde mi punto de vista esta dando una imagen del hombre como una maquina, y no creo en esta imagen.
De hecho uno de los problemas más importantes que tenemos ahora mismo es que no sabemos ni lo que somos, y a partir de esa confusión se esta creando ese enorme caos en el que nos movemos.

Aparentemente tiene un origen racional y tiene unos fines perfectamente racionales, pero cuando lo miras mas detenidamente te das cuenta de que se nos esta robando algo muy importante que es el alma, la perdida del alma del hombre es una perdida que no puede ser compensada con ninguna ganancia material. Y tengo la sensación de que hemos perdido una enorme cantidad de alma. Siempre quedara, pero esta cada vez más debilitada.

Héctor Arenas, Blas Garzón: ¿Y en esta mirada reductora , la velocidad tiene algo que ver?

«El Roto» Si, tiene que ver. Y tiene mucho que ver este proceso de aceleración que se esta produciendo. Si nos damos cuenta, si nos fijamos un poco, nos daríamos cuenta de que eso que llamamos tiempo es de una enorme flexibilidad. Es verdad que lo hemos fijado , lo hemos establecido, que tal fecha, que tal otra... pero es algo que se expande y se encoge de una manera terrible.

Estamos ahora mismo haciendo algo con el tiempo, como se hace con la materia, estamos comprimiéndolo. Se está usando toda la materia que hay y ese uso , esa acumulación, es también una acumulación de tiempo, estamos contrayendo el tiempo. Por lo tanto acelerando los procesos, hay un orden, hay una coherencia dentro de eso. Se esta concentrando todo, absorbiéndolo todo, y a la vez, comprimiendo el tiempo.

Esa forma de comprimirlo, es a su vez una utilización fraudulenta del tiempo , y es por tanto otra dimensión que también hay que reivindicar.
Lo hacemos teóricamente: «Nos gustaría tener tiempo», «No tengo tiempo», «Cuando tenga tiempo»...
Pero no nos damos cuenta de que el tiempo es tuyo ¡Tu tienes el tiempo que necesitas!
Otra cosa es que te estén robando el tiempo. Fíjate echamos la culpa fuera: «Nos están robando el tiempo» . ¡No!, nosotros mismos, es decir eso que creemos que somos nos esta robando nuestro propio tiempo.
Nos esta robando porque nos mantiene entretenidos, que es una manera de robarlo.
Uno esta entreteniéndose en mil cosas absurdas, que no tienen ningún sentido y que si que son una perdida de tiempo, y te das cuenta que estas perdiendo el tiempo. «¿Qué hago yo perdiendo el tiempo?» «¡Es que no tengo tiempo!»

El tener conciencia de que tienes el tiempo que necesitas para las cosas te da otra dimensión, no vas corriendo. Si tienes tiempo no vas corriendo a los sitios, vas tranquilamente, o deprisa, si es que te gusta caminar deprisa, a mí me gusta hacerlo...

Hay que comprender: tenemos el tiempo que necesitamos, pero no se le puede malgastar inútilmente. El tiempo es el proceso de nuestro desenvolvimiento como seres espirituales en la tierra. Que luego a lo mejor tiene o no tiene continuidad posterior, eso ya no lo se, eso lo ignoro…

Ese tiempo que tenemos para nuestro desenvolvimiento personal en la tierra es un enorme tesoro que se nos da y hay que utilizarlo con sabiduría. Pero hay que tener un concepto propio de tiempo, no el que se nos impone desde fuera, de la misma manera que se nos impone el lenguaje

Héctor Arenas, Blas Garzón: Las grandes transformaciones culturales, la irrupción de nuevas subjetividades - como aconteció en los años sesenta - han estado vinculadas a nuevos lenguajes, a nuevas formas de percibir y de nombrar...

«El Roto» Lo que yo planteo es una revolución desde dentro. Es posible que pueda tener más influencia sobre mi vida y por lo tanto sobre lo real, si actúo sobre mi conciencia y mi conciencia produce una transformación de lo que percibo. Mas que si intento comprender que es lo que esta pasando a partir de lo que llamo lenguaje de las estadísticas.

Creo que una de las forma de combate que se van a establecer es el tipo de lenguaje. Si aceptamos el tipo de lenguaje estadístico estamos perdidos. Casi podríamos decir, hablando en términos mas metafóricos, que está el lenguaje poético y el lenguaje estadistico.
Soy partidario del lenguaje poético y creo que el lenguaje poético puede derrotar al lenguaje estadístico y que el lenguaje poético puede crear una realidad distinta de la que ha creado el lenguaje estadístico.

Lo que estamos percibiendo, la realidad que estamos percibiendo es una realidad creada a partir de ese lenguaje estadístico. Tu puedes decirme bien, pero a partir de ese lenguaje estadístico puedo establecer cual son sus mentiras y digo ¡cierto! Claro que el lenguaje estadístico, además de ser lenguaje estadístico, utiliza mentiras y puedes desmontar esas mentiras, pero te mantendrás dentro del lenguaje estadístico. Es decir mantendrás la creación dentro de lo externo y no dentro de lo interno. Y el gran poder del hombre, del hombre individual, no dentro de la colectividad, no dentro de las maquinas, no dentro de todo lo que el hombre ha creado, esta en su capacidad de modificar lo real a partir de lo interno.

No podemos aceptar su lenguaje, porque es su lenguaje. Entonces lo que hay que hacer es crear ese otro lenguaje, que es un lenguaje de cada uno de nosotros, porque a cada uno de nosotros se nos ha dado el verbo, que es algo que hemos olvidado ya, en cada uno de nosotros habita el verbo y el verbo es creador, ese verbo que nos habita es el que nos permite crear el mundo a partir de nosotros mismos, cada uno de nosotros crea un universo.
No habitamos un solo universo, habitamos una infinidad de universos y esa capacidad que tenemos es la que hemos olvidado a partir del lenguaje estadístico que nos ha dicho: No, no, tu no eres, tu simplemente eres un señorito que va por estas cosas, que va a comprar esto...
Nos han minimizado de tal manera que es increíble la enorme presión que se tiene que haber ejercido para adaptarnos a esos mecanismos y de hecho ahí surge el terror que da justamente el miedo que se produce a salir de eso que creemos que somos y decir: Bueno, ¿Y qué somos entonces?
El miedo que da justamente esa apertura que se produce cuando te das cuenta que no eres eso que te dijeron que eras, sino que eres otra cosa distinta y que tienes que descubrir que es...

Héctor Arenas, Blas Garzón: La ciencia avanzó con una promesa de emancipación, pero hoy parece que formara parte de la ceguera que nos impide reaccionar frente al rumbo catastrófico que impera...

«El Roto» Probablemente la ciencia sea lo menos consciente que hay ahora mismo, porque están como hipnotizados por sus propios descubrimientos. Para empezar llamamos Ciencia a lo que no es más que una aplicación del dinero con unos fines a través de eso que llamamos ciencia.
Lo que se incentiva y lo que se financia es aquello de lo que se piensa obtener dinero y eso no es ciencia, eso es dinero, estadística, no es ciencia

Pero además lo que me parece más peligroso de todo esto es que no haya una reacción ciudadana. Ya se encargan de evitar que haya cualquier movimiento en contra de la dirección que esta tomando la ciencia. El hecho de que pueda manipularse genéticamente la vida, con unos señores que deciden meter unos genes de una cosa a ver que pasa, a mí me parece que es de tal demencia que me produce escalofrió.

¿Cómo es posible que no haya una generación de jóvenes que diga: ¡Pero oiga como es posible que estemos permitiendo que nos estén metiendo lo que ya hemos leído en las novelas de Gran Hermano de 1984 de Orwell !!? ¿Cómo es posible que esto lo aceptemos sumisamente y no haya ninguna insumisión frente a ello?

Pero ya ha habido un periodo previo para evitar cualquier reflexión sobre este asunto y de hacernos creer que si nos oponemos, no estamos oponiendo al progreso , que somos arcaizantes y reaccionarios. Todo esto esta muy controlado.

Héctor Arenas, Blas Garzón: ¿Qué tipo de conocimiento podría ayudarnos?

«El Roto» Lo que hay que ver es la extraordinaria inteligencia de la que esta constituida lo real. Apercibir esa extraordinaria inteligencia. No destruir lo real para ver de que esta hecho, sino verlo desde otro punto de vista. Porque la ciencia lo que ha hecho es desmenuzar, partir las cosas y creer que va a entender las cosas a partir de destruirlas, de romperlas... ¡No! lo que esta viendo es la muerte.
Lo que la ciencia nos presenta como vida en realidad es la anatomía, la vivisección, la disección... ¡No Lo que usted me esta describiendo es un cadáver, no un ser vivo!

Y la ciencia parte del cadáver para curarnos, y así no nos va a curar porque no es ahí donde esta la enfermedad. No, no esta curando. Lo sabemos todos, no nos curan las enfermedades, lo que hacen es hacerlas desaparecer, pero la enfermedad sigue ahí, lo que hacen es que te la quitan del medio. Pero claro, lo que produjo esa enfermedad que probablemente sea anímica, eso sigue estando ahí y se producirá de otra manera.
Mientras no se cure eso, lo único que hacemos es tapar la razón de la enfermedad, lo que nos podría ayudar a debilitarla, o curarla. En cambio, lo único que se hace es taparla.

Y así sucede con casi todas las cosas, por eso es que es tan necesaria la reflexión sobre las cosas y la valoración de lo valioso, y no la valoración de lo no valioso.

La escala de valores imperante es un desastre. Me acuerdo de algo que oí en un pueblo, un campesino de allí miraba un árbol y decía ¡Jo con esto puedo sacar no se cuanto! Miraba el árbol como una mercancía. Yo era pequeño y me di cuenta: ¡Este hombre no esta viendo el árbol, lo que esta viendo es el dinero!

Documentos adjuntos

 
Héctor Arenas Amorocho

Investigador independiente colombiano.

 
La memoria esclarecedora y la paz
La memoria esclarecedora y la paz
Libro: La paz en Colombia de Fidel Castro (I)
 
Lo Irreparable y La Curación
Lo Irreparable y La Curación
Colombia: lucha contra la impunidad
 
Alfredo Toro Hardy: «El control de las reservas energéticas podrá generar graves conflictos en el Mundo»
Alfredo Toro Hardy: «El control de las reservas energéticas podrá generar graves conflictos en el Mundo»
Autor de la obra «Hegemonia e Imperio» de reciente aparición en España y embajador de Venezuela en este país
 
Blas Garzón

Profesional español en el mundo de la edición.

 

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Autores: diplomáticos, economistas, geógrafos, historiadores, periodistas, militares, filósofos, sociólogos… Usted puede proponernos artículos.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.

¿Cómo se manipula a los yihadistas? ¿Quién lo hace?
«Ante nuestra mirada»
¿Cómo se manipula a los yihadistas? ¿Quién lo hace?
por Thierry Meyssan
 Patente ruptura del G-20 en Brisbane
Patente ruptura del G-20 en Brisbane
por Alfredo Jalife-Rahme
Del "Plan Yinon" a la "Estrategia Yaalon"
El expansionismo israelí y la balcanización del Levante
Del "Plan Yinon" a la "Estrategia Yaalon"
por Alfredo Jalife-Rahme
Señal de Alerta
Caso Molina: ¿y cómo andamos por casa?
por Herbert Mujica Rojas, Socios
 
China inquieta a Estados Unidos
«El arte de la guerra»
China inquieta a Estados Unidos
por Manlio Dinucci, Red Voltaire
 
Páginas Libres
¡Rommel venció a criminal asbesto!
por Zully Pinchi Ramírez, Socios
 
Putin se va del G20
Putin se va del G20
por Andreï Sorokin, Red Voltaire
 
Legislador Wilder Ruiz bota a asistente embarazada
Señal de Alerta
Legislador Wilder Ruiz bota a asistente embarazada
por Herbert Mujica Rojas, Socios
 
Shanghái y Hong Kong: la nueva dupla bursátil
Shanghái y Hong Kong: la nueva dupla bursátil
por Ariel Noyola Rodríguez, Red Voltaire
 
Juegos Asiáticos: Putin 2, Obama 0
«El arte de la guerra»
Juegos Asiáticos: Putin 2, Obama 0
por Manlio Dinucci, Red Voltaire