Red Voltaire

Entrevista de Bashar al Assad al canal informativo latinoamericano TeleSur

| Damasco (Siria)
+

Telesur: Gracias por recibirnos señor Presidente.

Presidente Bachar al-Assad: Les doy la bienvenida en Siria a vosotros y al canal TeleSur

TeleSur: Directo a lo más reciente. Rusia advierte de que se podrían estar preparando supuestos ataques químicos. ¿Qué previsiones toma Siria para evitarlo?

Presidente Bachar al-Assad: En primer lugar, los terroristas, durante años y en más de una ocasión y más de una región a lo largo y ancho de Siria, habían empleado sustancias químicas, por lo que habíamos pedido a la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas, (OPAQ) el envío de comisiones especializadas para investigar lo que ocurría, pero en cada ocasión Estados Unidos obstaculizaba las investigaciones u obstaculizaba el envío de las comisiones para realizar dichas investigaciones, y eso es lo que pasó la semana pasada: cuando exigimos que se lleven a cabo investigaciones sobre el supuesto uso de armas químicas en la ciudad de Jan Sheijun, Estados Unidos y sus aliados entorpecieron la resolución en el seno de la OPAQ.

Por nuestra parte, seguimos insistiendo e intentando, junto a nuestros aliados rusos e iraníes, para que esa Organización envíe un equipo con el fin de investigar lo ocurrido, ya que si no lo hace, Estados Unidos llevará a cabo o tal vez repetirá en el futuro esa misma pantomima o farsa a través de la fabricación del uso de armas químicas, (como “operación de falsa bandera”) en algún otro lugar de Siria y así tener una excusa para intervenir militarmente a fin de apoyar a los terroristas.

Eso por un lado, y por el otro, nosotros continuamos luchando contra los terroristas, puesto que el objetivo tras las alegaciones estadounidenses y de Occidente sobre las armas químicas es prestar apoyo a los terroristas en Siria, por esa razón nosotros seguiremos combatiendo a esos terroristas.

TeleSur: Según el Pentágono, su gobierno aún tiene armas químicas. ¿Conserva realmente un 1% de esas armas pese a haberse comprometido hace 4 años a entregarlas para su destrucción?

Presidente Bachar al-Assad: Tanto usted como yo recordamos muy bien cuando Colin Powell, en el año 2003, mostró ante todo el mundo en las Naciones Unidas, la prueba que evidenciaba la posesión de armas químicas, armas nucleares y otras por parte del presidente Saddam Hussein, pero cuando las fuerzas estadounidenses entraron a Irak se demostró que todo lo que dijeron era mentira.

Colin Powell reconoció después que la CIA lo había engañado con esas falsas evidencias. Ese no habría sido el primer incidente ni será el último. Si deseas ser un político en Estados Unidos, tendrás que ser un auténtico embustero, ya que es una de las características de los políticos estadounidenses, mentir todos los días, dicen algo y hacen otra cosa. Por esa razón no hay que creer lo que dice el Pentágono u otros, pues ellos dicen cosas que sirven a sus políticas, no cosas que reflejen la realidad y los hechos en el terreno.

TeleSur: ¿Con qué objetivo Siria se interesa en adquirir sistemas antiaéreos de última generación de Rusia?

Presidente Bachar al-Assad: Básicamente estamos en estado de guerra con Israel. Desde que fue creado en 1948, Israel ataca a los países árabes próximos, así que es normal que tengamos semejantes sistemas antimisiles. Los terroristas, como es obvio, siguiendo instrucciones de Israel, de Estados Unidos, Turquía, Qatar y Arabia Saudita, destruyeron parte de estos sistemas, por lo tanto es normal que negociemos con Rusia para reforzar esos sistemas y poder hacer frente a cualquier amenaza aérea israelí o enfrentar posibles amenazas de misiles estadounidenses, lo cual es probable ahora luego del reciente ataque estadounidense contra el aeródromo de Shuayrat en Siria.

TeleSur: ¿Cuál es el rol concreto que ha jugado Israel en la guerra que enfrenta Siria? Ya conocemos que continuaron los ataques en las últimas semanas contra posiciones del ejército árabe sirio en Siria.

Presidente Bachar al-Assad: Israel juega ese papel de maneras diferentes: primero a manera de agresión directa, sobre todo a través de la aviación y con fuego de artillería o misiles lanzados contra posiciones del ejército sirio.

Por otro lado, Israel apoya a los terroristas de dos maneras: la primera, aportándoles apoyo directo con armas, y la segunda, prestándoles apoyo logístico al permitirles realizar maniobras a través de las regiones que están bajo su control, y ayuda médica en sus hospitales.

Estas no son alegaciones ni especulaciones. Son hechos comprobados que se encuentran, filmados y divulgados en internet y que puedes conseguir como pruebas que evidencian el papel de Israel en apoyo a los terroristas en Siria.

TeleSur: ¿Cómo definiría usted la política exterior actual de Donald Trump en el mundo y particularmente en Siria?

Presidente Bachar al-Assad: No existen políticas de un Presidente de Estados Unidos, sino políticas de las instituciones estadounidenses que gobiernan el sistema, a saber la CIA, el Pentágono, las grandes corporaciones, las compañías de armamento y petroleras y las grandes instituciones financieras, además de algunos lobbies que influyen en las decisiones estadounidenses.

El presidente de Estados Unidos viene a implementar esas políticas, y la prueba es que cuando Trump intentó tomar un rumbo diferente durante su campaña electoral y ya como presidente no pudo hacerlo. La ofensiva contra él fue muy fuerte y, tal como hemos visto durante las últimas semanas, ha cambiado su lenguaje totalmente y se ha sometido a las condiciones del Estado Profundo estadounidense. Por esa razón, realizar una evaluación del Presidente estadounidense en lo que respecta a la política exterior sería una pérdida de tiempo y algo irreal, pues él podría decir cualquier cosa, pero finalmente hará lo que le dicten dichas instituciones. Esa es la política que se mantiene en Estados Unidos desde hace décadas y eso no es nada nuevo.

TeleSur: Donald Trump tiene ahora otro frente abierto en Corea del Norte. ¿Podría ello influir en la visión de Estados Unidos respecto a Siria actualmente?

Presidente Bachar al-Assad: No, Estados Unidos intenta siempre controlar a todos los países del mundo sin excepción, no acepta aliados, sean éstos países desarrollados avanzados de su bloque de aliados occidentales, u otros países del resto del mundo. Todos tendrán que ser Estados satélites de Estados Unidos. Por eso, lo que ocurre con Siria, lo que ocurre con Corea del Norte, con Irán, con Rusia y posiblemente con Venezuela ahora, tiene como objetivo restablecer la hegemonía de Estados Unidos sobre el mundo, porque creen que su hegemonía se ve actualmente amenazada, y que eso amenaza los intereses de las élites económicas y políticas en Estados Unidos.

TeleSur: Está claro el papel de Rusia en este conflicto, pero ¿cuál ha sido el de China, la otra gran potencia internacional?

Presidente Bachar al-Assad: En lo que respecta a Rusia y China, existe una gran cooperación en materia de acción política, o de postura política.

Hay convergencia en los puntos de vista y una cooperación en el Consejo de Seguridad de la ONU. Como ya saben ustedes, Estados Unidos ha intentado varias veces, junto con sus aliados, utilizar el Consejo de Seguridad para legitimar el papel de los terroristas en Siria y para legitimar una intervención en Siria. La intervención es ilegítima y constituye una agresión. Por eso, aquí, China y Rusia se unen y el papel de China fue esencial con Rusia en este tema.

Por otro lado, una parte de los terroristas son de nacionalidad china que llegaron a Siria a través de Turquía y que representan una amenaza para nosotros, en Siria, pero también son una amenaza para China, y ya en China están conscientes de que el terrorismo en cualquier lugar del mundo se desplaza hasta cualquier otro lugar, entonces esos terroristas, sean de nacionalidad china u otra, podrían volver a China y golpear allí tal como ocurrió ahora en Europa, en Rusia y como ocurre en Siria. Mantenemos actualmente una cooperación con China sobre asuntos de seguridad.

TeleSur: Actualmente los medios de comunicación occidentales y de Estados Unidos, hablan de terroristas moderados y de terroristas extremistas. ¿Realmente hay alguna diferencia entre ambos?

Presidente Bachar al-Assad: Para ellos, un terrorista moderado es el terrorista que mata, degüella y asesina sin llevar la bandera de al-Qaeda o gritar “Alahu akbar”, mientras que consideran al terrorista extremista si lleva esa bandera o si cuando asesina griae “Alahu akbar”, esa es la diferencia. Para Estados Unidos, cualquiera que sirva a su agenda política contra cualquier otro país, aunque practique los peores métodos de terrorismo es un “opositor” y no un terrorista, y será “moderado” y no “extremista”, un luchador por la libertad y no uno que lucha en pro del sabotaje y la destrucción.

TeleSur: Seis años de guerra. ¿En que estado está Siria, donde el costo humano es incalculable?

Presidente Bachar al-Assad: Lo que más duele en cualquier guerra son las pérdidas humanas, el sufrimiento que padece una familia al perder a uno de sus miembros, toda la familia se sentirá afectada de por vida. Esto es algo natural en una región como la nuestra, donde los lazos familiares son muy fuertes y estrechos. Nada compensa una perdida así y ningún otro dolor la supera.

En cuanto a las demás pérdidas, claro está, hay colosales pérdidas económicas, pérdidas en infraestructura que fue construida a lo largo de 50 años o más con mano de obra siria. La infraestructura de Siria no fue construida con mano de obra extranjera y poseemos las capacidades para reconstruirla.

Igualmente con respecto a la economía, ésta fue lograda en primer lugar con las capacidades sirias, ya que básicamente nuestras relaciones con los países occidentales eran limitadas en el plano económico.

Cuando se acabe la guerra todo eso será reconstruido, no tenemos problemas. Es cierto que requerirá de tiempo pero no es imposible.

Lo primero, las pérdidas humanas, es el mayor dolor para Siria.

TeleSur: ¿De los 86 países de la coalición que ataca a Siria, participarían algunos en la reconstrucción del país?

Presidente Bachar al-Assad: No, por supuesto que no. En primer lugar, ellos no quieren la reconstrucción para Siria, pero sin duda que algunas empresas en esos países, cuando vean que las cosas están empezando a moverse, es decir, la economía y la rueda de la construcción en Siria, como son oportunistas y sólo buscan el dinero, estarán dispuestos a intentar venir a Siria para tener una participación en la reconstrucción con el fin de ganar dinero, sin duda.

Pero ciertamente el pueblo sirio no aceptará eso. Ningún país que se haya puesto en contra del pueblo sirio y que haya contribuido a la devastación y la destrucción de Siria tendrá nunca lugar en la reconstrucción del país. Eso es algo definitivo.

TeleSur: ¿Cómo ha sido la vida a lo largo de estos 6 años en esta nación asediada?

Presidente Bachar al-Assad: La vida es dura por supuesto, ha afectado a cada ciudadano sirio, los terroristas destruyeron la infraestructura. En algunas zonas, tienen electricidad sólo por 1 o 2 horas y en otras zonas no tienen electricidad en absoluto. Hay zonas sin electricidad desde hace dos o tres años, donde no tienen televisión, los niños no van a las escuelas, no hay clínicas ni hospitales, donde nadie atiende a los enfermos. Viven en la prehistoria por culpa de los terroristas. Hay zonas en las que por años la gente se ha visto privada del suministro de agua, como pasó en Alepo… durante largos años la ciudad de Alepo estuvo sin agua. Empleaban a veces agua sin purificar para beber y para uso doméstico y otros. La vida ha sido tremendamente difícil.

TeleSur: Uno de los principales blancos durante estos años, ha sido Bachar al-Assad. ¿Sintió usted miedo en estos años?

Presidente Bachar al-Assad: Cuando te encuentras en medio de la guerra no sientes miedo. Pienso que es un estado generalizado entre toda la gente. Pero sí sientes preocupación en general por la Patria. ¿Qué sentido tiene la seguridad personal, como ciudadano, cuando el país está amenazado? No puedes sentir seguridad.

Pienso que lo que sentimos generalmente en Siria es preocupación por el futuro de Siria más que miedo por nosotros mismos y la prueba es que los proyectiles de mortero caen en cualquier lugar, entran en cualquier casa, pero ves que la vida sigue en Siria. Existe una voluntad de vida que es mucho más fuerte que la idea de tener miedo en el sentido personal. Este sentir, para mí personalmente como Presidente, proviene del sentir del público en general, y no de mí mismo. Yo no vivo aislado de los demás.

TeleSur: Los medios de comunicación occidentales en el mundo hacen mucha propaganda contra usted. Pero, ¿estoy sentado realmente frente a ese demonio que pintan los medios de prensa?

JPEG - 41.6 KB

Presidente Bachar al-Assad: Si, desde el punto de vista occidental usted se encuentra sentado frente al demonio. Esa es la publicidad occidental actual.

Siempre llega esa publicidad occidental cuando un país, gobierno o persona no se somete a sus intereses y no trabaja a favor de los intereses occidentales, en contra de los intereses de su propio pueblo. Esas han sido las exigencias occidentales colonialistas a lo largo de la historia.

Ellos dicen que esta persona es mala y que mata a la gente buena. Bueno, si es así y mata a la gente buena, ¿quién lo ha apoyado durante 6 años? Rusia, Irán o cualquier país amigo no puede apoyar a las personas a expensas del pueblo.

Lo que dicen es imposible. Si esta persona mata al pueblo, ¿cómo es que el pueblo lo apoya?

Es la versión contradictoria de Occidente, por eso no perdemos nuestro tiempo con esas versiones occidentales que, a lo largo de la Historia, han estado llenas de mentiras, lo que tampoco es nada nuevo.

TeleSur: ¿Qué haría Siria para detener esta guerra cuando estamos a las puertas del comienzo de la 6ª ronda de conversaciones en Ginebra?

Presidente Bachar al-Assad: Hemos dicho que hay dos ejes.

El primer eje consiste en luchar contra el terrorismo. Eso no se discute y no tenemos otra opción en el trato con los terroristas que no sea luchar contra ellos.

El otro eje es la parte política, que consiste en dos puntos: el primero es el diálogo con todas las fuerzas políticas sobre el futuro de Siria y el segundo consiste en las reconciliaciones locales, en el sentido de que negociamos con los terroristas en cada pueblo o ciudad, de acuerdo con cada caso por separado.

El objetivo de la reconciliación es que ellos depongan las armas y obtengan un indulto del Estado, para de esa manera retomar el curso normal de sus vidas. Este eje, este punto se ha venido aplicando durante los últimos 3 o 4 años y ha logrado buenos resultados y continúa actualmente.

Estos son los temas en los que podemos trabajar con el fin de resolver la crisis siria.

TeleSur: Desde este país en guerra, ¿cómo ven la situación en América Latina, particularmente en Venezuela donde comenzaron a surgir un grupo de acciones muy similares a las que desataron el conflicto en Siria?

Presidente Bachar al-Assad: Es normal que haya una similitud dado que el plan es el mismo, y el ejecutor es el mismo, Estados Unidos dirige la orquesta y los demás países occidentales, el coro que lo acompaña.

Sudamérica en general y Venezuela en particular, habían constituido el patio trasero de Estados Unidos durante las décadas pasadas, el patio de donde los países occidentales, y sobre todo Estados Unidos lograba sus intereses económicos a través de la influencia de las grandes trasnacionales dentro de vuestros países, mientras que los golpes de Estado que se sucedían durante los años 1960 y 1970, fuesen golpes militares o políticos, tendían a consolidar el control de Estados Unidos sobre los intereses de vuestros pueblos.

Pero Latinoamérica se liberó durante los pasados 20 años y obtuvo su autodeterminación, sus gobiernos empezaron a defender los intereses de sus pueblos, algo que es inaceptable para Estados Unidos, por lo que se aprovechan ahora de lo que ocurre en el mundo, desde la revolución naranja en Ucrania hasta el último golpe ocurrido en ese país hace varios años; se aprovechan de lo que ocurre en los países árabes, en Libia, en Siria, Yemen y otros países, con el propósito de aplicarlo a los países latinoamericanos, y han empezado en Venezuela con el fin de derrocar al gobierno nacional, y eso se extenderá a los demás países suramericanos.

TeleSur: Existen quienes piensan, especialmente ciudadanos comunes de América Latina, que un escenario similar a lo que ocurre en Siria podría repetirse en América Latina. ¿Qué opina usted?

Presidente Bachar al-Assad: Eso es cierto, por eso he dicho que si el plan es el mismo y el ejecutor es el mismo, es normal que el escenario en ambos países no sólo se parezca sino que sea idéntico. Es probable que algunos títulos locales sean diferentes.

Al principio decían que las marchas en Siria eran pacificas, pero al ver que no se propagaron las marchas o las protestas pacíficas, infiltraron en ellas a sujetos para disparar contra ambas partes, contra la policía y también contra los manifestantes, lo que produjo muertos, y empezaron a decir que el gobierno mataba al pueblo. Es el mismo escenario que se repite en todas partes.

Ese mismo escenario se repetirá en Venezuela, por eso el pueblo venezolano debe ser consciente de que hay una diferencia entre ser opositor al gobierno y estar en contra de la Patria, hay una gran diferencia.

Esto por un lado, y por el otro, un país extranjero no puede velar por los intereses de Venezuela más que el mismo pueblo de Venezuela. No le crean a Occidente, Occidente no vela por los derechos humanos, ni por los intereses de los países. Sólo está interesado en los intereses de una parte de la élite gobernante en sus Estados, esta élite gobernante no es necesariamente política, sino también empresas económicas.

TeleSur: Hablamos de América Latina, Venezuela y la Revolución Bolivariana que fue un fuerte aliado. ¿Cómo recuerda al fallecido Presidente Hugo Chávez?

Presidente Bachar al-Assad: El Presidente Chávez era una personalidad destacada en el mundo. Cuando hablamos de América Latina recordamos inmediatamente al presidente Chávez y también al fallecido líder Fidel Castro, el líder de la Revolución Cubana, que son dos altas figuras que cambiaron el rostro de América Latina.

Y, por supuesto, al que conozco personalmente y me reuní con él más de una vez, y nos unía una relación personal es al presidente Chávez, cuando nos visitó en Siria, y yo lo visité en Venezuela. Él nos visitó dos veces y no sólo una.

Cuando te encontrabas con él percibías que era hijo del pueblo, no sentías que estabas con un Presidente o un político, sino con alguien que vive el sufrimiento de la gente. En todas sus charlas, en cada minuto, él hablaba de detalles referentes a los ciudadanos de su país. Cuando hablaba con un jefe de otro Estado o con un funcionario de otro país, pensaba siempre en cómo se podrían crear intereses comunes que se vieran reflejados en su pueblo. Fue un verdadero líder, una personalidad de muy fuerte carisma y una persona infinitamente sincera.

TeleSur: A Chávez lo satanizaron en su momento y parece que ha llegado el turno actualmente de Nicolás Maduro.

Presidente Bachar al-Assad: Es algo normal porque sigue la misma línea nacional; siempre que el Presidente Maduro prosiga con la línea nacional, la línea de la independencia de Venezuela, y trabajando para los ciudadanos de su país, es normal que sea el primer blanco para Estados Unidos, es algo obvio y no hay que pensar en ello.

TeleSur: ¿Cómo ve Bachar al-Assad el día final de esta guerra?

Presidente Bachar al-Assad: Si hoy ponemos a un lado la injerencia extranjera en Siria, el problema dejaría de ser complicado. La gran mayoría de los sirios están cansados de la guerra, desean una solución y desean volver a la seguridad y la estabilidad. Existe un diálogo entre nosotros, como sirios, existen encuentros y la gente convive entre sí, es decir, no existe una barrera real.

El problema actualmente es que cada vez que damos un paso hacia la solución y el restablecimiento de la estabilidad, las bandas terroristas reciben mayores cantidades de dinero y armas con el fin de entorpecer la situación. Por eso podría decir que la solución sería poner fin al apoyo que reciben los terroristas desde el exterior, eso es lo primero.

Por nuestra parte en Siria, la vía para la restauración de la seguridad será la reconciliación entre todos los sirios y el indulto a lo que sucedió en el pasado, durante la guerra. Ten por seguro que cuando eso ocurra, Siria será muchísimo más fuerte que la Siria de antes de la guerra.

TeleSur: ¿Esta dispuesto a reconciliarse con los que se levantaron en armas contra el pueblo sirio?

Presidente Bachar al-Assad: Por supuesto, esa reconciliación ya se ha visto en muchas zonas diferentes, hay quienes lucharon junto al ejército sirio, y algunos cayeron después como mártires, otros se encuentran en sus ciudades, en las zonas contralada por el Estado. Para nosotros no hay problema. La reconciliación es esencial para la solución de cualquier guerra, y nosotros caminamos en esa dirección.

TeleSur: Señor Presidente, ¿cuál es su mensaje final a América Latina y al mundo?

Presidente Bachar al-Assad: Preservad vuestra independencia.

En nuestra región árabe celebramos la independencia en más de un país. Pero para algunos países de nuestra región, esa independencia significó solamente la partida de las fuerzas de la ocupación. La verdadera independencia es cuando los pueblos poseen la decisión nacional.

Para nosotros, América Latina fue un modelo de independencia, es decir, la salida del ocupante en caso de haber tropas extranjeras, pero al mismo tiempo la decisión nacional, y al mismo tiempo la apertura y la democracia. Ustedes dieron al mundo un modelo importante, consérvenlo, porque muchos países que aspiran al desarrollo, sobre todo los países del Tercer Mundo, deberían seguir el modelo aplicado en América Latina.

Fuente
TeleSUR (America latina)

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.