Red Voltaire
30 DE MAYO DE 2010
“Nación triqui” refrenda lucha por la autonomía / Profesionales del crimen / El adiós al “máximo líder” / Ulises Ruiz, sin reponsabilidad en el asesinato: MULT / Elecciones en Oaxaca, “una brasa” / Ulises Ruiz, sin reponsabilidad en el asesinato: MULT / El expediente de Greg Sánchez / on Calderón, sólo 114 consignados del cártel de Sinaloa / José Miranda Virgen, ¿accidente o crimen? / Escasez de agua confronta a panistas en Sonora / Oficio de papel / La tentación del paramilitarismo / Militares, policías y funcionarios contra reporteros / México, la “democracia” bárbara / Todo mundo cree que sabe / La caída de Porfirio Díaz
14 artículos
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
1ro de junio de 2010
Sin contar la enésima embestida de los militares del Estado Mayor Presidencial y de la Policía Federal, ocurrida en la ensangrentada Ciudad Juárez (por los cientos de miles de homicidios), donde golpearon a los reporteros que cubrían el evento en el que participó el señor Calderón (a quien las madres de los 15 adolescentes asesinados le dieron la espalda y le dijeron que no era bienvenido), el año pasado se registraron 183 agresiones a reporteros, 19 ataques a medios y 13 periodistas asesinados. Este reporte lo presentó el Centro de Periodismo y Ética Pública (Cepet) e informa de él Víctor Ballinas (La Jornada, 23 de febrero de 2010). Días antes, el Comité de Protección de Periodistas había presentado su informe Ataques a la prensa en 2009, donde México ocupa el primer lugar en homicidios de periodistas, en el limbo de la impunidad (La Jornada, 17 de febrero de 2010). Y cuando fue justamente absuelto, de la falsa acusación de la Procuraduría General de la República, el chivo expiatorio de Calderón, (...)
 
 
1ro de junio de 2010
Lo que sobran en México son diagnósticos, y en tiempos electorales hasta proliferan a lo largo y ancho del país. Todo mundo cree que sabe, como se titula un programa televisivo patrocinado por el Sindicato de Maestros con el fin de mejorar la mala imagen que tienen los mentores. Pero a final de cuentas queda en evidencia el grave atraso de la educación en México, culpa no sólo de la organización sindical, sino de un gobierno cuya prioridad fundamental es apuntalar privilegios a la sombra del poder. Quien más empeñado está en hacer diagnósticos es el gobernador Enrique Peña Nieto, metido de lleno en la carrera por la sucesión presidencial, patrocinado por los barones del dinero del Estado de México, a su vez comprometidos a fondo con mantener la vigencia y preeminencia de la estrategia económica neoliberal, que tan buenos dividendos les ha (...)