Red Voltaire
22 de Agosto de 2010
Renuncia responsable de denuncias por lavado de dinero / Negligencia en vacunación pone en riesgo al país / La crisis del euro, provocada por EU / Empresas Ponzi: prósperas e impunes / Equidad social, parlamentarismo y más democracia / Persecución contra jóvenes vascos / Ascenso de Asia y caída de Occidente, según Paul Kennedy / Los caminos de la homofobia / Por tabaquismo, México pierde 50 mil MDP al año / Putin: el poder tras el trono / Cofetel viola ley de telecomunicaciones / Una corte sin justicia y con vocación despótica / Miles de afrodescendientes, inexistentes para el Estado chileno / La intervención militar internacional
15 artículos
 
 
 
 
 
 
 
 
 
13 de septiembre de 2010
Quedan pocos los que, tras haber estado ejerciendo directamente el poder de un Estado, pasan a ser lo que se llama “el poder tras el trono”, privilegiado lugar que ocuparon muchos validos o favoritos. Los historiadores John Elliott y Laurence Brockliss escribieron sobre esos poderes tras el trono (ver el libro El mundo de los validos, editorial Taurus, y que en otro Ex libris reseñaré). Actualmente, Fidel Castro es el poder tras su hermano Raúl. Álvaro Uribe lo quiere ser en Colombia. En México, lo intentó Carlos Salinas (y lo mandaron al diablo). Pero antes lo fue Calles, controlando a Portes Gil, Ortiz Rubio, Abelardo Rodríguez, y cuando quiso seguir siendo el poder tras el trono con Lázaro Cárdenas, éste le salió respondón y lo mandó al exilio.