Red Voltaire
Corrupción Chile-Perú

La Trampa de los Vladivideos

Andróniko Luksic una de las fortunas más grandes de Chile filmado por Vladimiro Montesinos en ilegales negocios.

+
JPEG - 10.5 KB
Andrónico Luksic en su despacho de Santiago de Chile © Foto Carlos Espinoza

Andrónico Luksic Craig, cabeza visible del Grupo Luksic, considerada entre las cinco familias más ricas e influyentes de América Latina, jamás habría imaginado protagonizar un corto metraje fílmico teniendo como partenario al tristemente famoso Vladimiro Montesinos. El llamado dueño de medio Chile, Andrónico Luksic, se luce en efecto manteniendo un diálogo de más de dos horas con Vladimiro Montesinos, en la que se trata la compra de los Pantanos de Villa, uno de los contados santuarios ecológicos de la seca y contaminada Lima, capital del Perú, para el consorcio Luchetti, fabricante de pastas a nivel mundial.

Que alguien haga negocio con otro no tiene nada de irregular y sorprendente. Lo anómalo es que Andrónico Luksic compre una porción del humedal limeño donde tienen su habitat una rica variedad de aves y otros animales, a un asesor presidencial cuestionado, como si este fuese el propietario de esas tierras y pantanos. Para decirlo de una vez por todas, el negocio fue sucio e ilegal porque se está demostrando que se festinaron trámites, se pagaron fortunas a abogados peruanos para que defiendan lo indefendible, se olvidaron de respetar el informe del estudio de impacto ambiental que desaconsejaba construir fábricas en esos terrenos, y se ultrajó al ordenamiento legal del Perú, todo esto, no por un puñado de dólares, sino por montañas de dólares en coimas. El caso Luchetti-Montesinos aun no ha trascendido al gran público. Todavía casi nadie ha visto al magnate chileno de origen croata Andrónico Luksic en las oficinas de Montesinos a donde habría llegado en secreto, tampoco en los medios televisivos a través de los esperados "vladivideos".

Y esta tardanza en propalar para el gran público decenas o quizá cientos de los vladivideos, tiene que ver con una puja soterrada –aunque ya no tanto- que enfrenta al podr Judicial, al Ministerio Público y al Congreso de la República, especialmente. Desde el primer video que empezó a desnudar en un escandaloso streap tease todas las mezquindades, lacras, bajezas y oportunismos de la clase dominante –económica y política- muchos videos se han perdido, han sido comprados o se han esfumado en el camino a los canales de televisión antes de ser vistos. En estos días se ha sabido que nadie sabe -¡oh paradoja! dónde se han metido53 videos, todos ellos vinculados a poderosos magnates de la televisión y a otros del Poder Judicial. Los tres poderes se culpan unos a otros. El Poder Legislativo ha tronado diciendo que el Ministerio Público, es decir la Fiscalía, no cumple con enviar los vladivideos que se le requiere. Y la Fiscalía, por boca de su más alta autoridad dice que sí ha enviado. ¿Y dónde está el cargo de envio y de recepción? Nadie sabe nada. A su vez, el Poder Judicial se apresura en informar a quien le quiera oír que ha remitido más de mil vladivideos a la Fiscalía. En estas oficinas, aceptan que efectivamente tienen con ellos 1,100 vladivideos "aunque no todos muestran sobornos o diálogos cargados de dinamita para derrumbar a sus oponentes o enemigos".

Con toda razón la opinión pública asegura que los remanentes del montesinismo en los poderes públicos del Estado peruano aún pululan y deciden. Se había anunciado, por ejemplo, que se iban a propalar los vladivideos en que aparecen los telecasters Manuel Delgado Parker y Ernesto Schutz, dueños del canal 5 de televisión. También se espera el vladivideo del hasta hace poco hombre fuerte del Poder Judicial fujimorista, David Pezúa. Misterio nadie sabe nada. Estos videos estaban en el lote de los 53 cuyo destino sólo el diablo sabe. Mientras tanto, Andrónico Luksic, quizá está maldiciendo al perverso y chantajista Vladimiro Montesinos, allá en su mansión de Las Condes, en Santiago, por haberlo filmado sin su consentimiento y, sobre todo, por haber revelado al mundo cómo se hacen lucrativos negocios en ciertas esferas, aunque tenga que destruirse el medio ambiente y algunas honras de gentes que defendían lo justo y lo cabal.

© Copyright Agencia IPI – Informe de Prensa Internacional /Red Voltaire

Hugo Manrique

Hugo Manrique gran reportero peruano, corresponsal en Perú de la Red Voltaire y la Agencia IPI (Informe de Prensa Internacional).

 

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.