JPEG - 19.5 KB

Si bien es cierto que la economía ha estado fuertemente golpeada en los últimos dos años, con contracciones del Producto Interno Bruto (PIB) sin precedentes en la contemporaneidad de Venezuela, tampoco pueden obviarse algunos indicadores que han comenzado a mejorar visible y notoriamente.

Lo cierto es que, por ejemplo, áreas muy sensibles como la venta de automóviles nuevos -que por cierto no están tan baratos- y el crédito bancario -en buena parte asociado a este sector- han comenzado a dar síntomas de recuperación, sobre todo si sus indicadores son comparados con el año pasado, uno de los peores en cuanto a desempeño global del país.

Recientemente ,la Cámara Automotriz de Venezuela (Cavenez) informó cifras alentadoras que dieron cuenta de que las ventas de automóviles nuevos en Venezuela se dispararon 108% en junio del 2004 respecto al mismo mes del año pasado.

Las ventas de unidades nacionales e importadas sumaron 10.775 unidades en junio, las mayores en un mes desde noviembre del 2001 cuando estuvieron por encima de las 12 mil unidades. En junio del 2003 fueron vendidos 5.185 autos. En el primer semestre del 2004 las ventas sumaron 52.741 vehículos, 94% más que en el mismo período del 2003.

Los fabricantes de vehículos en Venezuela han calculado que este año venderán unas 100 mil unidades, 50% más que en el 2003. A juzgar por lo que se ha visto hasta la fecha pareciera que la meta va a ser superada cómodamente si en el camino no aparece algún elemento que afecte su tendencia.

Sin duda, las ventas de vehículos han repuntado de la mano de una reactivación global de la economía. El PIB global creció casi 30% en el primer trimestre del 2004, para recuperar lo perdido en el mismo lapso del 2003 cuando se desplomó a causa del paro opositor que golpeó el corazón petrolero del país.

El gobierno del presidente Hugo Chávez prevé que el Producto Interno Bruto crezca entre 9 y 10%, en línea con lo que han estimado algunas firmas privadas de investigación y un poco por encima de las estimaciones del Fondo Monetario Internacional.

Cavenez también informó que entre enero y junio el liderazgo del mercado venezolano lo tuvo General Motors con ventas acumuladas de 16.704 unidades, que representaron más del 30% de las cifras globales.

Más créditos

Otro indicador que está dando señales de una mejora económica es la recuperación de la cartera de créditos del sistema financiero que creció en un impresionante 70,5% en mayo pasado respecto al mismo mes del 2003, cuando la economía estaba enfrentando un profundo hundimiento. Según la firma privada Softline, esta cartera se ubicó en unos 13,53 billones de bolívares (7.048 millones de dólares). En los primeros cinco meses del año la cartera crediticia creció 30%. En mayo lo hizo en 3% respecto a abril, según el informe realizado sobre la base de los estados financieros de las 50 instituciones financieras del país.

Cabe recordar, también, queVenezuela se ha visto beneficiada por el alza de los precios internacionales del petróleo, que podrían generarle este año ingresos petroleros extraordinarios por entre cinco mil y siete mil millones de dólares.

El gobierno ya ha dicho que usará parte de esos fondos para inversión social, planes que si bien parecen exitosos, han sido cuestionados por la oposición por su real eficacia y su difícil control por parte de las autoridades contraloras del país.

En tanto, las captaciones del público siguieron su carrera ascendente y crecieron 3,2% respecto a abril para ubicarse en 32,29 billones de bolívares (16.817 millones de dólares). En el último año esta partida creció 57,5%.

Esta acumulación de depósitos está directamente vinculada al control de cambios impuesto por el gobierno el año pasado, que ha engordado de bolívares las arcas de los bancos.

Más ingresos por impuestos

Otra cifra aque hay que destacar es el aumento en la tributación. El Servicio Nacional Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat) recaudó en el primer semestre 9,94 billones de bolívares en tributos, lo que aportó al gobierno 33% más ingresos ordinarios de los que había previsto en el presupuesto nacional para este lapso. El Seniat informó que la recaudación entre enero y junio superó la meta en 2,5 billones de bolívares mejora que atribuyó a un agresivo plan contra la evasión y a una mayor actividad en las aduanas.

El organismo ha aplicado el Plan de Evasión Cero, que se ha enfocado en una agresiva fiscalización que ha llevado en lo que va de año al cierre temporal y multas a unas 1.350 empresas y comercios a nivel nacional.  Sólo en junio fueron recaudados 1,79 billones de bolívares, más de 510 mil millones sobre la meta debido principalmente a una mayor renta aduanera. En el primer semestre del 2003 la recaudación tributaria totalizó 4,88 billones de bolívares para un cumplimiento de 86,2% de la meta.

Luchar por ganar

Pero a pesar de estas cifras mejorando todavía hay una que -para algunos analistas- está azotando a los venezolanos y que el gobierno no ha podido derribar del todo y es la inflación y con ella la amenaza de un crecimiento de la pobreza.

La inflación se aceleró 1,9% en junio por el incremento en el costo de servicios básicos como escuelas, pasajes del transporte subterráneo y aseo urbano.

No obstante, la variación acumulada del Indice de Precios al Consumidor (IPC) del área metropolitana de Caracas para el primer semestre fue inferior a la registrada entre enero y junio del 2003, al descender a 11% desde 15,4%. La cifra va en sintonía con la meta del gobierno de finalizar el 2004 con una inflación alrededor de 26%, desde 27,1% en el 2003.