JPEG - 17.4 KB

Las finanzas públicas del país marcan un nuevo comienzo en la historia del país. En el año 2003 cuando la recaudación interna experimentó una caída vertiginosa, al igual que el ingreso por las exportaciones petroleras, este año se ha superado la meta de cobro de impuestos internos y aduanales para totalizar al cierre de septiembre los 16,17 billones de bolívares que se tenían como meta para diciembre de 2004.

El informe del Servicio Nacional Integrado de Administración Tributaria y Aduanera reportó que los planes de recaudación para este ejercicio fiscal se cumplieron en 100,7%, al superar en 117,5 millardos de bolívares el monto original, contribución que se tenía prevista de 16,05 billones de bolívares.

Para finales de 2004 el organismo tributario espera entregar al fisco nacional ingresos adicionales por el orden de los 5,5 billones de bolívares, lo que representa un récord para este año.

El superintendente Nacional Aduanero y Tributario, José Gregorio Vielma Mora, explicó que en el caso del Impuesto Sobre La Renta (ISLR) ingresaron 4,52 billones de bolívares, aunque se esperaba que en todo el año se obtendrían por este tributo 4,3 billones de bolívares. Lo que refleja el cumplimiento de 105,2% en el objetivo trazado por el organismo tributario.

En el caso del Impuesto al Valor Agregado (IVA) la recaudación llegó a 9,31 billones de bolívares, mientras que la meta iniciar era sólo de 8,98 billones, lo que evidencia un cumplimiento de 103,7% en la recaudación anual de esta obligación fiscal, arrojando ingresos adicionales por el orden de meta anual e ingresos extras por el orden de 336,8 millardos de bolívares.

Lo que evidencia además el poder persuasivo que ha tenido sobre las empresas y el consumidor final la aplicación del Plan Evasión Cero que permite crear conciencia sobre las obligaciones tributarias a la población, comentó Vielma Mora. Igualmente se reporta una mejora en el comportamiento de la economía real, con mayor demanda de bienes y servicios y recuperación en la producción de la industria manufacturera.

En el caso de la Renta Aduanera -por concepto de recaudación de IVA y otros tributos por importación- el organismo logró cobrar en 9 meses 1,59 billones, lo que representa 91,5% de la meta que llega a 1,74 billones de bolívares.

Las importaciones podrían superar en 20% a las del año pasado que cerraron en 8 millardos de dólares según cálculos del Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

Para agosto de este año el Seniat ya avizoraba el cumplimiento en la meta de recaudación. En ese período el organismo percibió 2,24 billones de bolívares durante, lo que representa 69,7% más de lo estimado como meta que era 1,32 billones de bolívares.

Entre enero y agosto la recaudación de impuestos bajo jurisdicción del Seniat llegó a 14,1 billones de bolívares, 40,1% por encima de la meta fijada en 10,4 billones de bolívares, que luego se elevó a 16 billones de bolívares ante la eficiencia del organismo y la recuperación de la economía.

Por concepto de Rentas Internas el ente tributario recaudó 10,4 billones de bolívares entre enero y agosto y por recaudación aduanera 3,72 billones de bolívares, con un porcentaje de cumplimiento de la meta de 141,8% y 135,6% respectivamente.

La recaudación impositiva no petrolera de agosto de 2004 (Bs. 2,24 billones), creció en 111,9% en comparación con el mes de agosto de 2003. De igual manera, en 8 meses la recaudación creció en 94,1% con respecto al mismo periodo del año anterior, cuando la recaudación alcanzó a 7,27 billones de bolívares, cuando la economía se vio afectada por el paro cívico de la oposición, se redujo la recaudación, además de que muchas empresas cerraron y se generó el despido de personal lo que también redujo el poder de compra de la población. Igualmente se sintió el impacto de la aplicación del control de cambio que se ha ido flexibilizando.

En lo que se refiere al Impuesto al Débito Bancario (IDB), en agosto ingresaron 193,7 millardos de bolívares, lo que representa un cumplimiento de 157,2 % de la meta, mientras que entre enero y agosto por este impuesto se ha recaudado 1,12 billones de bolívares, 119,5% por encima de lo esperado. Las expectativas del Seniat son que al cierre de 2004 se logren recaudar 20 billones de bolívares.

Avanza modernización aduanera

Además de las normas legales impuestas por el Gobierno para evitar el contrabando y la subfacturación como la verificación previa de las importaciones desde el puerto de origen y las normas de etiquetado, se han modernizado las mayorías de las aduanas terrestres, marítimas y aéreas del país.

Se colocó en la aduana principal de la Guaira en el estado Vargas el Circuito de Inspección No Intrusiva de Rayos X para contenedores. Se trata de una moderna tecnología adquirida de la República Popular de China que permitirá detectar cualquier irregularidad con el cargamento que ingrese al país.

Esta nueva instalación, ubicada en la Aduana Marítima de La Guaira, fue construida en un área de 30 mil metros cuadrados y consta de cinco canales o estaciones por donde pasará toda la carga proveniente del exterior para su revisión exhaustiva sin necesidad de abrir los contenedores, lo que permitirá garantizar su entrada a nuestro país, bajo parámetros de absoluta legalidad, correcta y oportuna cancelación de los tributos correspondientes y la definitiva reducción a su mínima expresión de los tradicionales ilícitos aduaneros detectados hasta los actuales momentos en estos terminales marítimos nacionales.

Según el reporte del Seniat cada ocho minutos será inspeccionado un contenedor, lo que facilitará la revisión de 90 gandolas diarias y permitirá el ahorro de tiempo, trámites y costos, tanto para los contribuyentes (importadores y exportadores) como para la Administración Aduanera.

El procedimiento con rayos X comienza a dar frutos. Las autoridades de la aduana constataron discrepancias entre el manifiesto de carga, en el que se declaraba un contenido consistente en muebles, por un valor de 3.482 dólares americanos, cuando en realidad la importación era de otro tipo de mercancías como multivitaminicos, componentes electrónicos como DVD, equipos de radio, repuestos para lanchas, tornillos, bisutería, perfumes, ropa, artículos infantiles, entre otros, que hace presumir un valor muy superior al declarado.