JPEG - 21.3 KB

Los presidentes de Chile, Ricardo Lagos, y de Venezuela, Hugo Chávez, relanzaron en Caracas las relaciones bilaterales con la firma de acuerdos de cooperación energética, científica y tecnológica y la instalación de una rueda de negocios en la que participan más de 300 empresarios de ambas naciones.

Tras un encuentro privado en el palacio presidencial de Miraflores, los mandatarios suscribieron una declaración conjunta en la que se congratularon “por el excelente estado de las relaciones bilaterales, caracterizadas por vínculos históricos de amistad y fortalecidas por la defensa común de la democracia y la solidaridad continental”.

Esa declaración, de 27 puntos, sintetiza “las iniciativas de ambos gobiernos para fortalecer el sistema democrático, a través de la inclusión social y la participación ciudadana, alcanzar la equidad y justicia social, fomentar la cooperación y la integración entre los pueblos de nuestra región y auspiciar un sistema multipolar”, resumió la cancillería venezolana.

Junto a esa declaración fueron suscritos dos memorandos de entendimiento: uno en materia de cooperación energética entre el Ministerio de Energía y Petróleo de Venezuela y la Comisión Nacional de Energía de Chile; y el otro, sobre cooperación científica, tecnológica e innovación entre el Ministerio de Ciencia y Tecnología venezolano y la Comisión Nacional de Investigación Científica y Tecnológica (Conicyt) chilena.

De acuerdo con cifras de la venezolana Superintendencia de Inversiones Extranjeras (Siex), al cierre de 2004 las inversiones de Chile en Venezuela totalizaron 129.000 dólares, mientras que en 2003 rondaron los 899.000 dólares y en 2002 en 53.000 dólares.

Tradicionalmente, los capitales chilenos colocados en Venezuela se han orientado hacia el sector manufacturero, telecomunicaciones, cerámica y madera.

Declaración Conjunta de los Presidentes de la República Bolivariana de Venezuela, ciudadano Hugo Chávez Frías y de la República de Chile, señor Ricardo Lagos Escobar

Atendiendo la fraternal invitación extendida por el Excelentísimo Señor Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, ciudadano Hugo Chávez Frías, el Presidente de la República de Chile, Excelentísimo señor Ricardo Lagos Escobar llevó a cabo una Visita Oficial a Venezuela, el día 20 de abril de 2005, para intercambiar opiniones sobre importantes temas regionales e internacionales de interés para ambos gobiernos, revisar el estado actual de la agenda bilateral, la suscripción de instrumentos de cooperación y la identificación de posiciones comunes en los diversos foros internacionales.

Al respecto, los Presidentes se congratularon por el excelente estado de las relaciones bilaterales, caracterizadas por vínculos históricos de amistad nacidos de los ideales de los Libertadores Simón Bolívar y Bernardo O’Higgins, y fortalecidas por la defensa común de la democracia y la solidaridad continental. Destacaron también la trascendencia histórica de Don Andrés Bello en su aporte a la unión de la América Hispana, particularmente entre los pueblos de Chile y Venezuela.

Los Jefes de Estado enfatizaron la necesidad de continuar promoviendo la participación ciudadana como mecanismo de fortalecimiento de la democracia, al tiempo de convenir que el sistema democrático debe orientarse prioritariamente al alcance de la equidad y justicia sociales. El desarrollo social y económico de los pueblos fue de especial interés para ambos Mandatarios, quienes reforzaron la idea de aunar esfuerzos conjuntos para la superación de la pobreza y exclusión social.

La igualdad y la inclusión de los ciudadanos en los procesos de desarrollo locales son un aliciente para garantizar la eficiencia de las gestiones gubernamentales y para que éste se sienta comprometido con su contexto sociopolítico. Los Presidentes saludaron las iniciativas de participación ciudadana implementadas en cada una de las dos naciones y se mostraron interesados en compartir sus experiencias y resultados.

La integración regional fue otro de los temas abordados. En este sentido, reconocieron la importancia de acelerar la unión de los pueblos de América Latina mediante un proceso de integración con alcance social cuyo norte sea el desarrollo humano para el bienestar y felicidad de sus pueblos. La integración regional debe facilitar la comprensión y difusión de la diversidad dentro de la unidad, respetando las culturas autóctonas de los pueblos originarios y las identidades nacionales de los países de la región caracterizadas por ser sociedades multiétnicas y pluriculturales.

Los Mandatarios coincidieron en que la conformación de un mundo multipolar y el pleno apego de los principios de Derecho Internacional son requisitos indispensables para disfrutar de un sistema internacional armónico, que preserve y fortalezca la paz y seguridad regional e internacional. Coincidieron también en la necesidad de preservar el diálogo como mecanismo idóneo para dirimir las divergencias entre los países hermanos de la región, de manera que las relaciones entre los Estados se desenvuelvan solidariamente.

Animados por este espíritu de integración y hermandad, los Presidentes suscribieron la presente DECLARACIÓN CONJUNTA:

  1. Destacaron la importancia de impulsar la complementación energética entre los pueblos de la región y buscar su eficiente integración en este ámbito. En este contexto se puso de manifiesto la iniciativa para la constitución de PETROSUR que adelanta Venezuela sentando las bases para la conformación de PETROAMERICA.
  2. Manifestaron su satisfacción por la suscripción del Memorandum de Entendimiento en materia de Cooperación Energética, y a tales efectos instaron a los organismos competentes para establecer contactos a fin de concretar acciones dirigidas al fortalecimiento de las relaciones bilaterales en esta área.
  3. Resaltaron la importancia de fortalecer las relaciones económicas y comerciales entre sus países en el marco del Acuerdo de Complementación Económica N° 23.
  4. Expresaron su satisfacción por la realización de la I Macro Rueda de Negocios, del 20 al 22 de abril de 2005, en la ciudad de Caracas, valorando la activa participación de 400 empresarios de ambos países, con lo cual se fortalecen las relaciones bilaterales en materia comercial e inversiones y se optimiza el grado de complementariedad de nuestras economías. En tal sentido, instaron a las autoridades competentes a dar seguimiento a los resultados obtenidos en las mesas de integración a objeto de que se eleven a los Ministerios de Relaciones Exteriores.
  5. Ambos Mandatarios enfatizaron la necesidad de fortalecer los vínculos de cooperación técnica, especialmente aunar esfuerzos conjuntos orientados a elaborar una alianza estratégica para apoyar solidariamente a terceros países en el marco de la cooperación Sur-Sur. Asimismo, resaltaron la importancia de impulsar contactos entre los organismos responsables de la cooperación técnica y científica, con miras al fortalecimiento institucional, capacitación de recursos humanos y apoyo a los planes de desarrollo sectorial. En tal sentido, instruyeron a las autoridades competentes a reunirse, al breve plazo, a fin de definir y adoptar el IV Programa de Cooperación bilateral.
  6. Se congratularon por la suscripción del Memorandum de Entendimiento sobre Cooperación Científica y Tecnológica e Innovación con miras al fortalecimiento de la cooperación en esta materia, en beneficio de sus pueblos.
  7. Reconocieron la conveniencia de fomentar la cooperación, asociaciones y alianzas estratégicas dirigidas a impulsar la economía solidaria, apoyar las pequeñas y micro empresas y al sector de las cooperativas. En este sentido, recomendaron a las instituciones responsables del tema la identificación de áreas y mecanismos para lograr tales objetivos.
  8. Asimismo, resaltaron los exitosos resultados obtenidos por ambos países en la implementación de programas tendientes a la inclusión social, así como a la ejecución de núcleos de desarrollo endógeno y/o de desarrollo autosostenido en diversos sectores de producción; reconocieron la posibilidad, sobre la base de la experiencia común, de establecer programas de cooperación en esta materia y de conformar una agenda social bilateral enmarcada en el contexto de una estrategia latinoamericana de desarrollo sostenible.
  9. Se felicitaron por la entrada en vigencia del Convenio de Seguridad Social, con el cual se reconocen las cotizaciones efectuadas por trabajadores chilenos y venezolanos, a fin de velar por los derechos de los nacionales de ambos países, otorgando prestaciones de seguridad social.
  10. Recomendaron reactivar la aplicación del Acuerdo Complementario de Cooperación e Integración Turística, exhortando a los organismos competentes a trabajar conjuntamente para el establecimiento de un plan turístico binacional y un programa de cooperación en esta materia.
  11. Instruyeron a las autoridades de transporte aéreo a reunirse, a la brevedad posible, a objeto de identificar áreas de interés con miras a ampliar la cooperación de la relación aerocomercial existente hasta la fecha y negociar un Acuerdo amplio de Servicios Aéreos.
  12. Reiteraron su compromiso y buena disposición para contribuir a renovar el sistema multilateral como medio y escenario para la conformación de un mundo más justo, democrático, próspero y seguro en el cual se fortalezca la presencia de los países en desarrollo. Dentro de este contexto destacaron la importancia que reviste una reforma integral que comprenda los órganos principales de la Organización de las Naciones Unidas, como lo son el Consejo de Seguridad, la Asamblea General y el Consejo Económico y Social (ECOSOC) para la democratización efectiva de las Naciones Unidas.
  13. Reafirmaron su categórica condena al terrorismo en todas sus formas y manifestaciones y reiteraron los compromisos suscritos en todos los foros multilaterales de luchar efectivamente contra este problema que amenaza la paz y seguridad internacionales, con estricto respeto al Derecho Internacional, a las normas de protección de los Derechos Humanos y al Derecho Internacional Humanitario. En tal sentido ambos Mandatarios acordaron hacer un llamado a todos los Estados de la región, que aún no lo hayan hecho, a ratificar la Convención Interamericana contra el Terrorismo y la Convención Americana sobre Derechos Humanos.
  14. Asimismo, ambos Mandatarios reconocieron que la entrada en vigor del Estatuto de Roma que creó la Corte Penal Internacional marca un hito en la lucha contra la impunidad y constituye un instrumento eficaz para la consolidación de la justicia internacional dadas las persistentes violaciones al Derecho Internacional Humanitario y al Derecho Internacional de los Derechos Humanos.
  15. Convinieron en que la lucha contra la pobreza y la exclusión social es esencial para la promoción y consolidación de la democracia y para garantizar la gobernabilidad democrática. En este sentido, coincidieron en la importancia de que la OEA lleve adelante, en el más breve plazo, el mandato emanado del XXXIV Período de Sesiones de la Asamblea General de preparar un Proyecto de Carta Social de las Américas. En este marco Venezuela reiteró su agradecimiento por el respaldo que Chile junto a numerosos Estados miembros de la OEA, ha otorgado al Grupo de Trabajo encargado de elaborar este instrumento.
  16. Destacaron la importancia para la región de dotar a la Organización de Estados Americanos de un liderazgo político comprometido con sus normas, valores y principios. En este marco, Chile reiteró su agradecimiento por el apoyo de Venezuela a la candidatura del Ministro José Miguel Insulza al cargo de Secretario General de dicha Organización.
  17. Insistieron en la importancia de asegurar el desarrollo social y económico de Haití como base para lograr la estabilización política del país, así como de la necesidad de reforzar la cooperación y asistencia humanitaria hacia el pueblo haitiano.
  18. Teniendo en cuenta que la evolución presente de los distintos temas de la economía mundial hace necesaria una mayor coordinación de las posiciones nacionales respecto a las propuestas en foros mundiales y regionales sobre asuntos como la financiación del desarrollo, inversión extranjera, comercio internacional, y migraciones, entre otros, los Gobiernos de la República de Chile y de la República Bolivariana de Venezuela hacen propicia esta ocasión para manifestar su apoyo al Sistema Económico Latinoamericano (SELA) como mecanismo idóneo de consulta y coordinación de los Países de América Latina y el Caribe sobre temas de carácter económico. 19. En este sentido, ambos Mandatarios manifestaron su interés en que en ocasión de la celebración del trigésimo aniversario del SELA, durante el mes de octubre próximo, se aproveche para relanzar a esa institución, como un instrumento de concertación en los planteamientos sobre integración y cooperación regionales.
  19. Convinieron en la necesidad de buscar fórmulas destinadas a la erradicación de la pobreza, y en especial, a la identificación de nuevos mecanismos financieros para el desarrollo, tales como las iniciativas impulsadas por ambos mandatarios. El Presidente Ricardo Lagos acogió con gran beneplácito la propuesta del Presidente Hugo Chávez sobre la creación del Fondo Humanitario Internacional, como medio que pueda contribuir a solventar los problemas de los sectores más frágiles de nuestras sociedades. Se destacó, en este mismo contexto, la Iniciativa contra el Hambre y la Pobreza de la que Chile es uno de los principales impulsores.
  20. Por otra parte, el Presidente Chávez destacó la necesidad de establecer mecanismos que procuren acometer el problema de la creciente infancia abandonada en nuestras sociedades latinoamericanas, los llamados "niños de la calle" y, la importancia de abordar dicho problema desde una perspectiva regional y multilateral. En este sentido, el Presidente Lagos escuchó con interés la propuesta del Presidente venezolano de crear el Fondo de Cohesión Social de Emergencia Gran Mariscal de Ayacucho, cuyo objetivo es enfrentar el problema de la infancia abandonada y se comprometió a presentar comentarios y sugerencias a los fines de materializar tan loable iniciativa.
  21. Ambos Mandatarios se comprometieron a realizar esfuerzos en pro de la integración sudamericana, destacando la importancia de reforzar los mecanismos como el Foro de Consulta y Concertación Política del MERCOSUR y Estados Asociados.
  22. Los Presidentes manifestaron que la Comunidad Sudamericana de Naciones debe convertirse en un paradigma de integración cuyo objetivo esencial sea el bienestar de los pueblos de sus Estados miembros. En este sentido, coincidieron en que su consolidación constituye un proceso que promueve la convergencia sobre la base de la institucionalidad regional existente, evitando la duplicación y superposición de esfuerzos.
  23. Intercambiaron puntos de vista sobre la creación de un Banco de Desarrollo del Sur, cuyo objetivo sea satisfacer las necesidades crediticias de programas dirigidos al desarrollo y resaltaron la pertinencia de propuestas como ésta que servirá para complementar los esfuerzos de integración sudamericana.
  24. Los Presidentes concordaron en fortalecer las relaciones de amistad y cooperación en los ámbitos de la cultura y la educación. Para tales efectos reactivarán el Convenio Básico de Integración Cultural, convocando la Comisión Mixta en la ciudad de Caracas para estudiar los contenidos de un nuevo Programa de Intercambio y Cooperación Cultural. Este último deberá tener presente el espíritu de libertad de creación artística y cultural, la identidad nacional y diversidad cultural; en resguardo, preservación y difusión del patrimonio cultural e igualdad de acceso al arte y la cultura, a fin de alcanzar los altos niveles de desarrollo humano a los que aspiran ambas naciones.
  25. Ambos Mandatarios, en el marco del Convenio Básico de Integración Cultural, manifestaron su interés y disposición de facilitar los dispositivos particulares que, en materia de educación en todos sus niveles, permitan el fluido intercambio de estudiantes y profesores, de pregrado y postgrado en las áreas prioritarias para el desarrollo de cada uno de nuestros países, sobre la base de diversos programas de financiamiento y de los acuerdos pertinentes en materia de homologación de títulos técnicos y universitarios de pre y postgrado. En todos los ámbitos de la educación, sugirieron el intercambio de información sobre los sistemas educativos a objeto de conocer los adelantos de nuevos proyectos en esta materia.
  26. El Excelentísimo señor Presidente de la República de Chile, don Ricardo Lagos Escobar, expresó al Excelentísimo señor Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, ciudadano Hugo Chávez Frías, en nombre de todo el pueblo chileno y del gobierno que preside, su más sentido agradecimiento y afecto por el recibimiento y las atenciones que fueron objeto él y su distinguida delegación durante su Visita Oficial a la República Bolivariana de Venezuela.

Hugo Chávez Frías
Presidente de la República Bolivariana de Venezuela
Ricardo Lagos Escobar
Presidente de la República de Chile