JPEG - 15.3 KB

Venezuela recibe con los brazos abiertos a la inversión de empresas estadounidenses interesadas en el intercambio de materias primas y productos dentro de las relaciones comerciales bilaterales, independientes de las diferencias existentes con la administración del presidente George Bush.

El Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Rafael Chávez Frías, sostuvo durante la edición 226 del espacio radiotelevisivo dominical Aló, Presidente, escenificado en Santa Ana de Coro, estado Falcón, la importancia de concitar encuentros entre el estado y el empresariado venezolano con productores de cualquier país del mundo, cuyo ejemplo más próximo es la I Rueda de Negocios Venezuela-EEUU.

En la reunión a celebrase en Caracas los próximos días jueves 30 de junio y viernes 1 de julio, participarán 400 empresarios de ambos países, quienes intercambiarán intereses e intenciones de negocios en las áreas de metalmecánica, química, plásticos, salud, alimentación y metales como hierro, aluminio y acero. Con el acercamiento se busca incrementar hasta 25.000 millones de dólares el intercambio binacional, el cual cerró 2004 con un total de 21.515 millones de dólares.

“Difícilmente puedes entenderte con alguien que te atropella o pretende atropellarte, que te lanza golpes de estado, sabotajes petroleros, anda difamándote por el mundo”, afirmó Chávez aludiendo al gobierno de EE.UU, a quien solicitó respeto por la soberanía de Venezuela.

El Jefe de Estado venezolano felicitó a la ministra de Industrias Ligeras y Comercio, Edmeé Betancourt, por el éxito de la recién finalizada II Macrorrueda Binacional de Negocios Venezuela-Colombia, efectuada en Bogota, capital neogranadina, que arrojó operaciones por 519 millones de dólares, siendo el balance favorable para Caracas debido a la adquisición, por el vecino país de lubricantes, aceites y combustible fuel oil producidos por Petróleos de Venezuela S.A (Pdvsa) por 450 millones de dólares

Para el Presidente Chávez las ruedas de negocios, iniciadas por el gobierno venezolano a mediados de 2003 y que ha concretado operaciones comerciales con Brasil, Colombia, Argentina, Chile, Cuba y próximamente EE.UU, son una estrategia fortalecedora de la integración del país con las naciones del hemisferio y estimulante de la competitividad de la producción diversificada nacional

Exportaciones a Cuba y Brasil

Durante la emisión 226 de Aló, Presidente Chávez sugirió la posibilidad de vender arroz a Cuba habida cuenta de las necesidades de importación del rubro desde Vietnam por la isla caribeña. En ese sentido la proximidad de Venezuela abarataría la compra, gracias a que producción satisface el consumo doméstico, siendo menester incrementar la producción del cereal para su exportación.

De igual forma el primer mandatario nacional expuso lo sobresaliente de la iniciativa de impulso a la petroquímica venezolana concretada en la transformación del Complejo Refinador Paraguaná (CRP), el más grande de su tipo en el mundo y ubicado en Paraguaná, estado Falcón, como polo petroquímico hábil para el desarrollo de la industria del plástico y derivados.

“Mírense ustedes mismos: ropa, botones, relojes, audífonos, coberturas de cable, pintura, cosméticos; todo esto proviene del plástico”, observó Chávez a los asistentes al programa radiotelevisivo dominical, al tiempo de recordar la firma de convenio de construcción de una base productora de propileno en los interiores del Complejo El Tablazo, del estado Zulia, con inversión venezolano-brasileña de 250 millones de dólares.

El país amazónico, según Chávez, adquiere fertilizantes desde China, y, en ejemplo similar al cubano, resultaría más barato adquirir la materia elaborada en Venezuela, vecino territorial con quien se han estrechado recientemente los lazos políticos y económicos.