JPEG - 18.2 KB

El Presidente de Venezuela, Hugo Chávez, afirmó que la creación de PETROCARIBE se inscribe en la proyección integradora de varios siglos, que sigue siendo un reto planteado para la región.

Al inaugurar el Primer Encuentro Energético de Jefes de Estado y Gobierno sobre PETROCARIBE, el día 29, Chávez consideró llegada la hora de dejar atrás la definición de frontera imperial dada al Caribe.

El Jefe de Estado delineó las perspectivas de la nueva empresa, que se quiere sustentar en principios de cooperación por encima de la competencia y eliminar los intermediarios para hacer llegar el petróleo a los países de la región.

Al respecto propuso crear PETROCARIBE como una instancia coordinadora para la producción, refinación, transporte y suministro, con una plataforma institucional conformada con un Consejo Ministerial.

Ese organismo debe reunirse obligatoriamente una vez al año en situaciones normales y será coordinado por una Secretaría Ejecutiva, a cargo del Ministro de Energía y Petróleos de Venezuela.

Para que esa instancia pueda comenzar a funcionar de inmediato Chávez propuso la creación de un fondo ALBA-Caribe, en alusión a la Alternativa Bolivariana para las Américas propuesta por Venezuela.

Para iniciar el fondo, el primer mandatario venezolano ofreció entregar 50 millones de dólares.

En cuanto a los aspectos operativos anunció que se creó PDV-Caribe, una filial de Petróleos de Venezuela (PDVSA) que incluirá transporte al costo y garantizará relación directa y sin intermediarios, con una red logística de buques y capacidad de almacenaje y donde sea posible red de distribución.

Ofreció asimismo financiamiento a largo plazo desde un 15% hasta el 50%, en dependencia de los precios del petróleo con períodos de gracia de uno a dos años.

Expuso asimismo la posibilidad de que esos pagos se hagan con bienes y servicios.

Agregó que PETROCARIBE diseñará una base operacional desde las refinerías de Curazao e Islas Vírgenes estadounidenses hacia el Caribe Oriental y de las instalaciones venezolanas de Paraguaná hacia República Dominicana, Haití, Cuba y Jamaica.

La estrategia a mediano y largo plazo incluiría otros centros de acopio y distribución en el futuro, según los adelantos expuestos por Chávez.

Participan en la reunión delegaciones de Antigua y Barbuda, Barbados, Bahamas, Belice, Cuba, Dominica, Granada, Guyana, Jamaica, Republica Dominicana, San Cristóbal y Nevis, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Surinam y Trinidad y Tobago.

Entre los jefes de delegaciones participan los presidentes Fidel Castro, de Cuba, y Leonel Fernández, de República Dominicana, así como los primeros ministros Owen Arthur, de Barbados; Roosevelt Skerrit, de Dominica, y Keith Mitchel, de Granada.

Están presentes igualmente los primeros ministros Percival Patterson, de Jamaica; Ralph Gonsalves, de San Vicente y las Granadinas; Patrick Manning de Trinidad y Tobago y Samuel Hinds, de Guyana.

Asimismo toman parte Ronald Clarke, en representación de la Comunidad del Caribe (CARICOM) y el Secretario General de la Organización Latinoamericana de Energía (OLADE), Diego Pérez, ambos en carácter de invitados.