JPEG - 16.5 KB

El Jefe de Estado o expuso sus comentarios durante el espacio dominical Aló Presidente, escenificado en el hato La Marqueseña, parroquia Rodríguez Domínguez, municipio Alberto Arvelo Torrealba, del suroccidental y llanero estado Barinas.

El hato La Marqueseña posee 8.490 hectáreas de superficie, de las cuales un 80% están subutilizadas, y, según cifras del Instituto Nacional de Tierras (INTI), es uno de los 21 latifundios distribuidos en 10 estados de la República y que abarcan 612.289 hectáreas de extensión.

“Manejando bien los ingresos de la empresa petrolera nos hemos quitado absoluta y totalmente, cualquier grado de dependencia de ningún centro económico internacional: no tenemos nada que ver con mandatos del Fondo Monetario Internacional (FMI) ni del Banco Mundial (BM); aquí somos totalmente independientes para manejar nuestros recursos y nuestra economía”, sostuvo Chávez al destacar la importancia de la inversión de las ganancias petroleras a objeto de financiar proyectos de desarrollo socioeconómico nacional.

Las actividades de la estatal energética Petróleos de Venezuela, S.A. (Pdvsa), que produce 3,3 millones de barriles de crudo por jornada, hacen de Venezuela el quinto mayor exportador mundial del rubro.

Las riquezas primas estaban en manos de las clases políticas y económicas dominantes y “si nosotros no hubiésemos recuperado Pdvsa, imposible que pudiéramos pensar siquiera en todos los proyectos, porque Pdvsa estaba secuestrada desde Washington y los lacayos de acá”.

“El petróleo no le llegaba al pueblo: el país es testigo de cuantas cosas estamos haciendo” desde el Gobierno, mantuvo Chávez, y a continuación describió algunos de las iniciativas de interés nacional desplegadas en su administración.

Las carreteras Barquisimeto-Acarigua, Bruzual-Mantecal, Mantecal-San Fernando de Apure, que interconectarán por vía terrestre el norte y sur de los estados del occidente del país, reciben financiamiento de los excedentes de las exportaciones petroleras, indicó el Mandatario nacional, quien anunció la construcción de una autopista entre la ciudad de Boconó, del noroccidental y andino estado Trujillo, y el estado Barinas “para unir toda esa montaña”.

“No había dinero, se quería privatizar todo”, prosiguió el primer Magistrado, quien entregó el pasado viernes, 984 millones de dólares a empresas nacionales e internacionales encargadas de la ejecución de diez proyectos de transporte y energía eléctrica en el país, sobresaliendo la construcción de los metros de Los Teques, Valencia y Maracaibo, además de la conexión ferroviaria entre el centro-norte, occidente y llanos del suroeste.

Los aportes provienen del Fondo de Desarrollo Económico de la Nación (Fonden), que cuenta con recursos iniciales de 6 mil millones de dólares (12 billones 900 mil millones de bolívares) provenientes de las reservas monetarias internacionales, administradas por el Banco Central de Venezuela (BCV), de los cuales, en una primera etapa, dispone de 3 mil millones de dólares (6 billones 450 mil millones de bolívares).

“Del fondo de Pdvsa sacamos recursos para acelerar la construcción de esa central azucarera (Ezequiel Zamora) que va a ser el más moderno de América Latina”, en la población de Sabaneta de Barinas, en tierras barinesas, continuó el Presidente de la República.

Los dividendos de más de 422 millones de dólares (907 mil 300 millones de bolívares), obtenidos por las operaciones de Citgo Petroleum Corp, filial energética en EEUU de Pdvsa, se han distribuido en 634 mil millones de bolívares para la misión Mercal y 354 mil millones de bolívares para las actividades de la segunda etapa de la Misión de salud Barrio Adentro.

“Estamos construyendo los Centros de Diagnóstico Integral (CDI), Salas de Diagnóstico Integral, los módulos de asistencia primaria de Barrio Adentro I, aldeas universitarias por todos lados, sede de la Universidad Bolivariana en Maturín (capital del nororiental y costero estado Monagas), que está por terminarse”.

Sobre la misión Mercal, el presidente Chávez indicó que se creará una tercera etapa, en los próximos días, de este programa gubernamental, iniciado en mayo de 2003, y que actualmente vende 6 mil toneladas diarias de alimentos, a precios referenciales, a más de 15 millones de venezolanos.

Un billón 100 mil millones de bolívares (511 millones 627 mil dólares), producto de los excedentes de la venta del crudo, fueron invertidos por el Estado venezolano a la actividad agrícola nacional que ha recibido, en las últimas semanas, unos 26 silos de almacenamiento de alimentos gracias a la recuperación de éstos por el Gobierno central.

Pdvsa, Petronorte y licencias de gas

Para el Jefe de Estado, administrar los recursos de la compañía de hidrocarburos del país es posible hoy, pues antes “era un gasto secreto, absolutamente secreto: (la antigua administración, llamada por él “los magnates”) manejaban cuentas en el exterior en millones de dólares, viajes, parrandas y fiestas, se repartían bonos de miles de millones de bolívares”.

Los señalamientos de medios de comunicación privados contra las acciones gubernamentales se entienden porque sus dueños “son una quinta columna imperialista que tenemos aquí: sabemos quiénes son, no son muchos”.

El Jefe del Ejecutivo nacional resaltó la importancia de las alianzas energéticas establecidas por Caracas con Brasilia, Montevideo, Buenos Aires, Pekín y Nueva Delhi, además de los mecanismos de cooperación en petróleo y gas, Petrosur y Petrocaribe.

“Habría que ir pensando en Petronorte”, adujo el presidente Chávez sobre la disposición de proveer 66.000 barriles de combustible de calefacción y transporte a comunidades pobres estadounidenses, sin intermediarios en las operaciones y con ahorro de hasta 40%en relación al precio del mercado.

En las semanas venideras el Gobierno venezolano otorgará las licencias de explotación de las reservas de gas del Golfo de Paria, del norteño y oriental estado Sucre, y de la Plataforma Deltana.