La Asociación Pro Derechos Humanos APRODEH (www.aprodeh.org.pe ) exigió el lunes 7 de noviembre de 2005, a las autoridades chilenas, la extradición del prófugo ex presidente Alberto Fujimori e invocó a las autoridades peruanas a realizar las gestiones pertinentes a fin de que el cuadernillo de extradición incluya todos los delitos por los que se le acusa y por ende sea juzgado, tal como corresponde, por la justicia peruana. Ello conforme a lo establecido en el tratado de extradición vigente entre ambos países desde 1932.

APRODEH se reafirma en el pedido de extradición de Fujimori por los delitos de lesa humanidad, entre ellos los casos Barrios Altos y La Cantuta, así como por su responsabilidad en actos de corrupción y enriquecimiento ilícito.

El emperador está desnudo

Durante la manifestación cívica del lunes 7 de noviembre de 2005 en demanda de la extradición y juicio a Fujimori, Miguel Jugo, director ejecutivo de la Asociación Pro Derechos Humanos (APRODEH) ha declarado que “tal como le sucedió a Pinochet, decía Nelson Manrique, Fujimori no evaluó bien su viaje a Chile.

Fujimori creyó en dos cosas. En primer lugar que su situación iba a ser similar a la de Daniel Borobio y Eduardo Calmell del Solar; y en segundo lugar, que en el Perú las masas se levantarían y exigirían su presencia. Ni lo uno ni lo otro. Hoy está en prisión, especial por supuesto, como cualquier jefe de Estado que es detenido en el exterior.

La primera y la más importante tarea es informar a la opinión pública sobre los delitos que Fujimori cometió y la sanción que debe recibir por ellos.

En segundo lugar, demandar al Poder Judicial y Ministerio Público la presentación impecable de los cuadernillos de extradición. De allí que los familiares del caso de La Cantuta ya han dejado poderes a abogados de derechos humanos de Chile (FASIC y CODEPU) para que los representen y garanticen su derecho como víctimas a la verdad y la justicia. Paralelamente es necesario ejercer vigilancia y presión para que todos los casos de violaciones a los derechos humanos se tramiten convenientemente. ¿Que le queda hoy a Fujimori como lógica legal? Buscar librarse, en el proceso de extradición, de algunos delitos para solo responder por algunos, aquellos que tengan penas más bajas.

Posicion de la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos CNDDHH

La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos CNDDHH del Perù (www.dhperu.org ), la comunidad internacional de derechos humanos, organizaciones de víctimas y familiares de afectados por el conflicto armado interno, y organizaciones sociales, nos encontramos movilizados y vigilantes ante las acciones a realizar por el gobierno peruano y el Estado chileno frente a la llegada de Alberto Fujimori. Este acto ha sido calificado como irresponsable tanto por el canciller chileno Ignacio Walker, así como por el ex canciller peruano Manuel Rodríguez Cuadros dado el momento que atraviesan las relaciones entre ambos países.

Saludamos la inmediata detención del prófugo y la denegación del pedido de libertad bajo fianza dictada por el juez Orlando Alvarez de la Corte Suprema de Chile. Sin embargo esto no es suficiente y por ello exigimos a las autoridades de ambos países realizar con celeridad las gestiones necesarias para que Fujimori retorne al Perú, donde deberá ser debidamente juzgado por los delitos que se le imputan, entre los que figuran: homicidio calificado, lesiones graves, desaparición forzada, asociación ilícita para delinquir, peculado y falsedad ideológica. Sobre los crímenes de lesa humanidad se consideran los casos de La Cantuta y Barrios Altos, actos criminales cometidos por el Grupo Colina, escuadrón de la muerte creado durante su gobierno, con su consentimiento y bajo su mando.

Familiares de víctimas de la Cantuta y Barrios Altos solicitan extradición de Fujimori

Las señoras Raida Cóndor y Gisella Ortiz, junto a Tomás Livias, familiares de las víctimas de los casos La Cantuta y Barrios Altos, respectivamente, solicitaron la extradición del detenido ex mandatario Alberto Fujimori en Chile, según lo informó desde Santiago de Chile Gloria Cano, abogada de la Asociación Pro Derechos Humanos (APRODEH) organismo patrocinador de los familiares y parte civil en el proceso penal seguido a Fujimori.

El caso ha sido asumido por abogados de la Fundación de Ayuda Social de las Iglesias Cristianas (FASIC), organismo defensor de derechos humanos en el vecino país. "Hemos recibido una amplia solidaridad de los organismos de derechos humanos aquí en Chile tales como la Asamblea Nacional de Derechos Humanos y la Corporación de Promoción y Defensa de los Derechos del Pueblo (CODEPU)", informó Cano, quien forma parte de la delegación peruana que se encuentra en la capital chilena participando de las primeras acciones legales destinadas a la extradición del prófugo Fujimori.

CHILE DEBE EVITAR QUE FUJIMORI SIGA EVADIENDO LA JUSTICIA

El Centro por la Justicia y el Derecho Internacional CEJIL (www.cejil) ha emitido un nota desde Washington donde “exhorta al Estado de Chile a que brinde la colaboración necesaria para que el ex presidente de Perú, Alberto Fujimori, sea puesto a disposición de la justicia peruana. El ex mandatario fue detenido el 7 de noviembre por las autoridades chilenas, 10 horas después de su sorpresiva llegada a Chile, y luego de evadir, por cinco años, la justicia peruana.

La sociedad civil peruana (www.fujimoriextraditable.org.pe) considera que las violaciones a los derechos humanos cometidas durante el gobierno de Fujimori entre 1990 y 2000 fueron sistemáticas y generalizadas y constituyen delitos de lesa humanidad, como fue documentado por la Comision de la Verdad y Reconciliacion CVR (http://alainet.org/docs/4455.html ).

Sidiki KABA, Presidente de la Federación Internacional de Derechos Humanos FIDH (www.fidh.org ) desde Paris enfatiza que “el juicio de Alberto Fujimori contribuye a la consolidación del estado de derecho en el Perú, así como constituye un paso importante en la superación de la impunidad, confiamos en que las autoridades chilenas contribuirán a este propósito que se enmarca en el espíritu y compromisos de la Carta Democrática Interamericana que reafirma “que la promoción y protección de los derechos humanos es condición fundamental para la existencia de una sociedad democrática”.

- Cristiano Morsolin, educador-periodista italiano y operador de redes internacionales. Co-fundador del Observatorio Independiente sobre la Región Andina SELVAS, trabaja en Latinoamérica desde 2001 con experiencias en Ecuador, Perú, Colombia y Brasil.