JPEG - 14.5 KB
Buscando consejos: el ministro de Relaciones Exteriores de la República Checa Cyril Svoboda actualmente país satélite o en la influencia geopolítica del presidente Bush estrechando la mano a Alexander Milinkevich el principal candidato opositor en Bielorrusia, photo: CTK

Estados Unidos tiene varios esquemas para imponer su dominio imperial segun las circunstancias. En algunos casos es la agresion abierta y la ocupacion militar como en Irak. En otros es la subversion interna en complicidad con la derecha como en Chile. En Guatemala uso un ejercito de mercenarios para invadir al pais desde una nacion vecina. En Panama ejecuto una operacion de rapto para capturar al Presidente de la Republica. Este procedimiento lo repitio recientemente en Haiti. En Colombia corrompe a la fuerza armada y despliega bases militares y “asesores” por todo el territorio.

En Europa, Estados Unidos emplea procedimientos “mas civilizados”. Es el “esquema Ucrania”. Ucrania formo parte de la Union Sovietica y se constituyo como Estado independiente cuando la URSS fue disuelta en 1991. Desde entonces fue un bocado apetecido para forjar alrededor de Rusia un cerco militar y politico. El esquema norteamericano en Ucrania consistio en financiar a la oposicion con una torrentera de dolares e insertar una poderosa “quinta columna” tejida de ONG y medios de comunicacion bajo su control. Con este plan, cayo el gobierno de Ucrania sometido a una violenta presion de grupos amotinados en la calle.

Ahora le toco el turno a Bielorrusia, que tambien formo parte de la URSS hasta 1991. Estados Unidos metio sus manos hasta el codo en las recientes elecciones, con el apoyo de la Union Europea. Mediante una cartera abierta de millones de dolares y la infiltracion de centenares de sus agentes, el gobierno de Bush fraguo el derrocamiento del presidente Lukashenko, a fin de apoderarse del gobierno de Bielorrusia. Cuando le fallaron todas sus artimanas, ahora grita ¡Fraude! y acude a la violencia de bandas de forajidos.

El “esquema Ucrania” es otra de las cartas que Estados Unidos pretende jugar en Venezuela.

http://www.diariovea.com.ve/editorial.html