JPEG - 17.7 KB
El general retirado John Batiste del ejército de los Estados Unidos.
Foto US Army

Un general recientemente retirado, que hace un año lideró una división del ejército estadounidense en Irak, se unió el miércoles a la pequeña pero creciente lista de ex altos funcionarios que exigen la renuncia del Secretario de Defensa de Estados Unidos, Donald Rumsfeld.

En semanas recientes, el general retirado de la Marina Gregory Newbold y los generales del ejército, Paul Eaton, y de de la Marina, Zinni Anthony, hicieron declaraciones en contra de Rumsfeld.

«Creo que necesitamos un nuevo comienzo en el Pentágono. Necesitamos un líder que entienda el trabajo en equipo, un líder que sepa cómo formar equipos, un líder que lo haga sin intimidación», dijo en una entrevista a la cadena televisiva CNN el general retirado John Batiste.

El hecho se produce mientras los sondeos de opinión demuestran la disminución del respaldo público a la guerra de más de tres años contra Irak, en la que cerca de 2.360 soldados estadounidenses han muerto.

«Tú sabes, dice mucho que tipos como yo hablen desde su retiro sobre el clima de liderazgo en el Departamento de Defensa», dijo Batiste.

«Pero cuando las decisiones se hacen sin tomar en cuenta sólidas recomendaciones militares, sólidas determinaciones militares, sólidas planificaciones, entonces estamos destinados a cometer errores», agregó.

Batiste, graduado en la Universidad de West Point y veterano de la Guerra del Golfo, se retiró del ejército el 1 de noviembre del 2005.

Mientras se encontraba en Irak, su división estuvo asentada Tikrit y finalizó un despliegue militar de un año en mayo del 2005.

Algunos críticos han acusado a Rumsfeld de intimidar a altos oficiales militares y de no acatar sus sugerencias.

Granma / Reuters
La Habana, 13 de Abril de 2006