Esto se debe a que ancestral e históricamente ese terreno perteneció al Pueblo Wichi, (desde 1970) al Instituto de Comunidades Aborígenes de Formosa (ICA).

¿Qué hizo el gobierno Municipal?

Como es costumbre tratar de apagar el fuego, pero nada de solucionar el grave problema de vivienda (entre muchos otros) que viven las comunidades indígenas; a los pocos días de la ocupación, el gobierno Municipal (seguramente con la ayuda del provincial) ordenó a la empresa de construcción Mandiyú continuar con la construcciones de unas pocas viviendas a algunos líderes indígenas en algunos barrios y en el mismo predio ocupado.

Luego se comenzó a perseguir a indígenas que trabajan en la municipalidad, sobre todo a aquellos que trabajan por un miserable plan jefes y jefas de hogar, amenazándolos con echarlos.

En la asamblea del 3 de febrero se decide presentar el siguiente petitorio a la intendencia de la municipalidad de Ingeniero Juárez:

1. Entrega del predio del ICA y de las viviendas edificadas a las familias ocupantes pertenecientes a comunidades aborígenes de la zona. 2. Conexión inmediata de luz y agua. 3. Definición de un plan de viviendas para los indígenas que no resulten adjudicatarios dentro del predio ocupado de las viviendas construidas. Este plan deberá ser consensuado con las comunidades indígenas de Palo Santo, Pilcomayo, San Martín, Esperanza, Belgrano, Barrio Obrero, Barrio Viejo, Alberdi, Curtiembre, Comunidad Pozo del Pato, Campo Bandera. 4. Cese de la persecución de empleados municipales, provinciales y jefes de hogar indígenas. 5. Conformación de una comisión integrada por autoridades municipales y referentes de los ocupantes del predio ICA, designados por los mismos ocupantes, para organizar la entrega de las viviendas citadas en el punto 1. 6. El plan de viviendas para las comunidades citadas en el punto 3, deberá contemplar la edificación de 300 viviendas.

Los Wichi intentaron dialogar en diferentes oportunidades con el Intendente de la ciudad Ing. Juárez, señor Cristino Mendoza, teniendo como respuestas: comentarios racistas, prejuiciosos y amenazas al decir que,”ese barrio no es para los aborígenes porque son sucios”. Amenazó con desalojar con la fuerza policial o “con su gente”.

Los Wichi sabemos muy bien que estas tierras son de nuestros abuelos porque fueron los primeros que vivieron en estos lugares. Nuestro reclamo en el fondo es que se nos respete nuestros derechos indígenas, la Constitución Nacional en su capitulo 75 inciso 17, reconoce nuestra preexistencia y la posesión y propiedad comunitarias de las tierras que tradicionalmente ocupamos.

A su vez dice que debe regular la entrega de otras aptas y suficientes para el desarrollo humano y mas adelante sigue que debe “Asegurar nuestra participación en la gestión referida a los recursos naturales y a los demás intereses que nos afecten”.

Este Intendente nos mostró un papel con alguna firma de unos supuestos líderes que ni siquiera pertenecen de nuestra comunidad y lo muestra como que fue cedido, dudamos mucho de ella ya que tradicionalmente siempre fuimos engañados.

Queremos que se detenga la persecución del cual somos víctimas sólo por defender nuestros derechos, no queremos un Julio Argentino Roca resucitado a través de una política ejercida por el intendente Cristino Mendoza y sus aliados, como el asesor de gobierno Víctor Fernández, y el ex intendente Alfredo Valdez.

Queremos una Argentina conciente de su pluriculturalidad y aferrado a una democracia participativa, nuestros pueblos indígenas hacen vida en este suelo desde hace miles de años, no hay duda que somos argentinos con los mismos derechos de los demás compatriotas.

Debido a que los medios de comunicación locales responden a los intereses del intendente, hacemos un llamado a todos los medios de difusión para hacer extensivas a todos los lados de nuestro país la grave situación en que se encuentran los hermanos de los pueblos indígenas ante el abandono y la exclusión.

Lecko Audencio Zamora (Representante de la Comunidad Wichi - FNS): [email protected]

Héctor Carrica (Secretario General de la FNS-CTA): 15-56679604 – [email protected]