Debía, con modestia insalvable, hacer un informe en la Sala Raúl Porras Barrenechea (el ex Senado), sobre la concesión del Aeropuerto Jorge Chávez a la empresita Lima Airport Partners –LAP- y algunas consideraciones geopolíticas, morales, financieras y, en general, responder al inmenso rosario de mentiras que la ministra de Transportes, Verónica Zavala se dio el lujo, sin mayor respuesta, de emitir el martes pasado ante la Comisión de Fiscalización. Pero, la miopía política, causa suicida que envilece a grupos sectarios e intolerantes, generó que fuera obliterado, a la mala, del programa de actividades. ¡Cómo si la virtual enajenación de que es objeto el pueblo peruano en forma de terminal aéreo, el principal, fuera un asunto de coto privado o nadería de esas de poca importancia!

La ministra de Transportes justificó que las empresas que “ganan” concesiones en carreras de un solo caballo, como Lima Airport Partners y Swissport, el Jorge Chávez en el primer caso y doce –los de provincias- en el segundo, no ¡pongan un sólo dólar y en cambio sí vivan de lo que produce el negocio! Así, LAP ha embudinado al Estado peruano en dos préstamos con bancos norteamericanos y alemanes y sobre los cuales nadie conoce gran cosa. Inclusive, he recordado varias veces, que pregunté a un alto funcionario de Ositran sobre el particular y no supo darme una respuesta categórica porque era un “asunto privado”. Nuevamente, la desidia con el patrimonio del Estado da demostración de “cómo protegen” los funcionarios los bienes nacionales.

En cuanto a la concesión de los doce aeropuertos a una empresa huérfana de experiencia en administración de terminales aeroportuarios, Swissport, incluyendo algunos que son utilísimos por su importancia militar y geopolítica, la ministra Zavala dio por toda excusa que el modelo de privatización debía seguir y que era un tema que se había hecho cuando ella no era ministra. La frivolidad de la señorita de marras pareciera dar patente de corso a la prosecución de los abusos. Con ese criterio ya no hay nada que hacer y que vengan los hunos y arrasen con todo. ¡Qué desverguenza!

No sólo eso. La desinformación de los legiferantes olvidó poner en el tapete el feo antecedente que tiene Swissport de haber sido expulsada en febrero de Bolivia ¡por no cumplir con las inversiones a que se había obligado! y que le rescindieron el contrato por ¡ineficiente y mentirosa! Sin abundar en los detalles que significan que la concesión se otorga, también como postora única, a Swissport y que en el contrato figuran dos firmas: Swissport como concesionaria y Aeropuertos del Perú como adjudicataria, y ambas empresas tienen a una sola representante legal, la abogada Leoní Roca.

Estos temas y otros más debieron haber sido parte de un acápite informativo para el que fui comprometido a participar desde semanas atrás. La ineptitud y aparente descoordinación generó el aviso que cancelaba, a mitad del río, la charla y con ello un irrespeto al público sindical y trabajador que merece estar informado de cómo le engañan desde la plataforma tramposa armada por las concesionarias de empresas del Estado y cómo es que sus puestos de trabajo peligran porque éstas hacen lo que les viene en gana.

Iba, también, a informar a los asistentes, cómo es que en aras de una mayor difusión de estos intríngulis esenciales del drama peruano, había tenido la suerte de confeccionar un manual denominado ¡Estafa al Perú! ¡Cómo robarse aeropuertos y vivir sin problemas! de algo más de 350 páginas y multitud de aportes distintos, pero no fue posible. ¿Casualidad? Si seguimos a un viejo zorro de la política, hay que convenir que ésta no existe en ese predio. Ahora entiendo cómo una hampona enderezó, días atrás, alegres acusaciones que nadie toma en serio. ¡Pobrecita! ¡Justo cuando sale un libro que da cuenta de los robos contra el Perú!

¡Atentos a la historia; las tribunas aplauden lo que suena bien!

¡Ataquemos al poder; el gobierno lo tiene cualquiera!

¡Hay que romper el pacto infame y tácito de hablar a media voz!

¡Sólo el talento salvará al Perú!

Lea www.redvoltaire.net hcmujica.blogspot.com Skype: hmujica