Durante un encuentro con la prensa organizado el lunes 6 de agosto de 2007 en la Casa Blanca, junto a su homólogo afgano Hamid Karzai, el presidente Bush declaró: «Es Irán el que tiene demostrarle al mundo que constituye una fuerza estabilizadora opuesta a una fuerza desestabilizadora [los talibanes]. Después de todo, es un gobierno que ha proclamado su voluntad de fabricar el arma nuclear». Sin embargo, en declaraciones a la CNN, el presidente Karzai refutó horas más tarde que Irán esté prestando apoyo a los talibanes y, por el contrario, presentó a Teherán como un gobierno que ayuda a Afganistán.
Lo más importante es que el servicio de prensa de la Casa Blanca no supo precisar cuándo fue que el gobierno iraní «proclamó su voluntad de fabricar el arma nuclear», declaración iraní inventada por George W. Bush y de la cual una parte de la prensa estadounidense se hizo eco sin chistar.