El Servicio de Administración Tributaria (SAT) presume que Unimed Pharm Chem México evadió el pago de impuestos correspondiente a los ejercicios 2003 y 2006, por lo que ya requirió a dicha empresa toda su documentación fiscal y financiera, indican fuentes confidenciales.

De acuerdo con los oficios 324-SAT-VI-21624 y 324-SAT-VI-21627, de fechas 9 y 15 de agosto pasado, respectivamente, la indagatoria está a cargo de la Administración Central de Fiscalización Estratégica de la Administración General, dependiente de la Auditoría Fiscal Federal.

Con esta indagatoria, las autoridades buscan no sólo ejercer sus facultades de comprobación fiscal “a fin de verificar el correcto cumplimiento de las disposiciones”, respecto del pago de los impuestos sobre la renta, al activo y al valor agregado, sino también descubrir probables vínculos entre agentes aduanales y el empresario Zhenli Ye Gon.

Para la Procuraduría General de la República (PGR), el dueño de Unimed Pharm Chem es responsable de lavar dinero, importar seudoefedrina en forma ilegal al país y distribuir este precursor de las drogas de diseño a los diferentes cárteles del narcotráfico que operan en México.

Entre los requerimientos que el SAT le hace a la empresa, sobresale la solicitud de “las copias de pedimentos de importación de activo fijo adquirido y mercancías; y papel de trabajo en el que se indiquen por lo menos el nombre, registro federal de contribuyente y domicilio del agente aduanal”.

Además, exige conocer el “número de pedimento de importación, número de la factura, importe de la factura y/o recibo expedido por el agente aduanal, tipo de mercancía que importa, valor en aduana de la mercancía e importe de los impuestos pagados”.

La investigación contra la compañía de Ye Gon –propietario de los 205 millones de dólares incautados en marzo pasado por la PGR en una residencia de Las Lomas– se da en medio del severo cuestionamiento por la morosa reacción de la dependencia que encabeza José María Zubiría Maqueo, y la supuesta complicidad con algunos de sus altos funcionarios.

Según la prensa nacional, el SAT tardó un año dos meses en detectar que esta misma empresa utilizó documentos falsos para importar media tonelada de penicilina, introducida en octubre de 2005 por el aeropuerto de la capital mexicana.

Otra irregularidad, aún no aclarada por el órgano desconcentrado de la Secretaría de Hacienda, es la supuesta relación de negocios entre su administrador general de Innovación y Calidad, Luis Roberto Patrón Arregui, y el supuesto distribuidor de seudoefedrina.

La PGR investiga al exadministrador de las aduanas de Guadalajara y Manzanillo, por considerarlo el principal contacto de Ye Gon en sus operaciones de importación ilegal de seudoefedrina, documentó en julio pasado el diario Reforma.

Revista Contralínea Fecha de publicación: Septiembre 2a quincena de 2007 | Año 5 | No. 87