JPEG - 11.5 KB

"Actualmente, vemos a Rusia como un país con unas posibilidades de desarrollo muy positivas en medio de la crisis financiera mundial", subrayó ayer en el presidente del Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo (EBRD), Jean Lemierre, al concluir la edición 38 del FEM, en Davos.

Tras considerar a Rusia una plaza estable, el EBRD invirtió 3.500 millones de dólares en la economía rusa en 2007 y en el presente año la entidad tiene planes de invertir al menos la misma suma, dijo Lemierre a la prensa rusa.

El foro del FEM que aglutino a más de 2.500 expertos y funcionarios del mundo acentuó los temores de que en 2008 EEUU puede entrar en recesión.

El director del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Khan afirmó que las convulsiones que sufre la economía estadounidense son preocupantes porque pueden arrastrar otras economías del mundo.

"Haya o no recesión en EEUU, sí estamos ante una seria ralentización de la economía, lo que exige una respuesta muy clara", dijo el funcionario.

Añadió que la crisis afectará a los gobiernos de los países más desarrollados que podrían verse obligados a adoptar, "al menos temporalmente", medidas presupuestarias ante la previsión de nuevas rebajas en los tipos de interés.

Pero el viceprimer ministro ruso y titular de Finanzas, Alexei Kudrin se mostró optimista al afirmar que su país puede sin pérdidas afrontar turbulencias en mercado financiero mundial o incluso una recesión de la economía estadounidense.

"Nuestro país depende mucho de la economía mundial pero tenemos un sistema de defensa muy confiable y la influencia de las crisis no serán serias", subrayó el ministro.

Añadió que en los últimos años, Rusia logró acumular un monto considerable de oro y divisas, como también un fondo de estabilización a consecuencia de la bonanza en el mercado mundial de hidrocarburos.

"A mi modo de ver, Rusia será vista como una isla de estabilidad", dijo Kudrin en alusión al pánico que invade los mercados financieros.

En cuanto a los efectos que pude tener las recientes turbulencias del mercado financiero mundial o los riesgos de recesión en EEUU, Kurin afirmó que, "no conocemos las consecuencias de esa crisis como tampoco la profundidad de la recesión que puede ocurrir.

Afirmó que si el Gobierno ruso continúa su política moderada Rusia podrá mantener su estabilidad y el crecimiento económico estable que ha mantenido los últimos años.

Por su parte, el presidente del banco ruso Sberbank, el mayor del país y exministro ruso de desarrollo Económico German Greff, afirmó que cualquier crisis a nivel mundial y sobre todo una recesión en la economía estadounidense puede afectar a Rusia.

"No pienso que esas crisis ocasionen un estancamiento de la economía rusa, pero si puede desacelerar su crecimiento ", subrayó Greff.

"Actualmente, vemos a Rusia como un país con unas posibilidades de desarrollo muy positivas en medio de la crisis financiera mundial", subrayó ayer en el presidente del Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo (EBRD), Jean Lemierre, al concluir la edición 38 del FEM, en Davos.

Tras considerar a Rusia una plaza estable, el EBRD invirtió 3.500 millones de dólares en la economía rusa en 2007 y en el presente año la entidad tiene planes de invertir al menos la misma suma, dijo Lemierre a la prensa rusa.

El foro del FEM que aglutino a más de 2.500 expertos y funcionarios del mundo acentuó los temores de que en 2008 EEUU puede entrar en recesión.

El director del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Khan afirmó que las convulsiones que sufre la economía estadounidense son preocupantes porque pueden arrastrar otras economías del mundo.

"Haya o no recesión en EEUU, sí estamos ante una seria ralentización de la economía, lo que exige una respuesta muy clara", dijo el funcionario.

Añadió que la crisis afectará a los gobiernos de los países más desarrollados que podrían verse obligados a adoptar, "al menos temporalmente", medidas presupuestarias ante la previsión de nuevas rebajas en los tipos de interés.

Pero el viceprimer ministro ruso y titular de Finanzas, Alexei Kudrin se mostró optimista al afirmar que su país puede sin pérdidas afrontar turbulencias en mercado financiero mundial o incluso una recesión de la economía estadounidense.

"Nuestro país depende mucho de la economía mundial pero tenemos un sistema de defensa muy confiable y la influencia de las crisis no serán serias", subrayó el ministro.

Añadió que en los últimos años, Rusia logró acumular un monto considerable de oro y divisas, como también un fondo de estabilización a consecuencia de la bonanza en el mercado mundial de hidrocarburos.

"A mi modo de ver, Rusia será vista como una isla de estabilidad", dijo Kudrin en alusión al pánico que invade los mercados financieros.

En cuanto a los efectos que pude tener las recientes turbulencias del mercado financiero mundial o los riesgos de recesión en EEUU, Kurin afirmó que, "no conocemos las consecuencias de esa crisis como tampoco la profundidad de la recesión que puede ocurrir.

Afirmó que si el Gobierno ruso continúa su política moderada Rusia podrá mantener su estabilidad y el crecimiento económico estable que ha mantenido los últimos años.

Por su parte, el presidente del banco ruso Sberbank, el mayor del país y exministro ruso de desarrollo Económico German Greff, afirmó que cualquier crisis a nivel mundial y sobre todo una recesión en la economía estadounidense puede afectar a Rusia.

"No pienso que esas crisis ocasionen un estancamiento de la economía rusa, pero si puede desacelerar su crecimiento ", subrayó Greff.

JPEG - 11.5 KB

"Actualmente, vemos a Rusia como un país con unas posibilidades de desarrollo muy positivas en medio de la crisis financiera mundial", subrayó ayer en el presidente del Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo (EBRD), Jean Lemierre, al concluir la edición 38 del FEM, en Davos.

Tras considerar a Rusia una plaza estable, el EBRD invirtió 3.500 millones de dólares en la economía rusa en 2007 y en el presente año la entidad tiene planes de invertir al menos la misma suma, dijo Lemierre a la prensa rusa.

El foro del FEM que aglutino a más de 2.500 expertos y funcionarios del mundo acentuó los temores de que en 2008 EEUU puede entrar en recesión.

El director del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Khan afirmó que las convulsiones que sufre la economía estadounidense son preocupantes porque pueden arrastrar otras economías del mundo.

"Haya o no recesión en EEUU, sí estamos ante una seria ralentización de la economía, lo que exige una respuesta muy clara", dijo el funcionario.

Añadió que la crisis afectará a los gobiernos de los países más desarrollados que podrían verse obligados a adoptar, "al menos temporalmente", medidas presupuestarias ante la previsión de nuevas rebajas en los tipos de interés.

Pero el viceprimer ministro ruso y titular de Finanzas, Alexei Kudrin se mostró optimista al afirmar que su país puede sin pérdidas afrontar turbulencias en mercado financiero mundial o incluso una recesión de la economía estadounidense.

"Nuestro país depende mucho de la economía mundial pero tenemos un sistema de defensa muy confiable y la influencia de las crisis no serán serias", subrayó el ministro.

Añadió que en los últimos años, Rusia logró acumular un monto considerable de oro y divisas, como también un fondo de estabilización a consecuencia de la bonanza en el mercado mundial de hidrocarburos.

"A mi modo de ver, Rusia será vista como una isla de estabilidad", dijo Kudrin en alusión al pánico que invade los mercados financieros.

En cuanto a los efectos que pude tener las recientes turbulencias del mercado financiero mundial o los riesgos de recesión en EEUU, Kurin afirmó que, "no conocemos las consecuencias de esa crisis como tampoco la profundidad de la recesión que puede ocurrir.

Afirmó que si el Gobierno ruso continúa su política moderada Rusia podrá mantener su estabilidad y el crecimiento económico estable que ha mantenido los últimos años.

Por su parte, el presidente del banco ruso Sberbank, el mayor del país y exministro ruso de desarrollo Económico German Greff, afirmó que cualquier crisis a nivel mundial y sobre todo una recesión en la economía estadounidense puede afectar a Rusia.

"No pienso que esas crisis ocasionen un estancamiento de la economía rusa, pero si puede desacelerar su crecimiento ", subrayó Greff.

Fuente: Ria Novosti, 28/ 01/ 2008.