Cao Lay Muñoz y Bolívar López Santos fueron descubiertos cuando intentaron comprar a 25 asambleístas de Acuerdo País por medio de Gabriel Rivera, asambleísta del mismo bloque políticoquien denunció la operación. 9’250.000 dólares era el costo de la posible “compra de conciencias” para complotar contra la Asamblea Nacional Constituyente (ANC).

Era previsible que el misterioso y multimillonario “hombre del maletín” volviera a aparecer en momentos claves de la política ecuatoriana que, a través de la Asamblea Constituyente, plantea una nueva Constitución democrática y soberana.

El impuesto a la salida de capitales; cárcel y reclusión para los evasores de impuestos; la suspensión de la donación del 25% del impuesto a la renta a las fundaciones privadas; el impuesto a la herencia, entre otras decisiones, son parte fundamental de la reforma tributaria que pone los pelos de punta a la oligarquía ecuatoriana.

Estos grupos económicos y políticos han utilizado varias estrategias para sabotear al Gobierno y la ANC: incrementan los precios de primera necesidad, los diputados recesados quieren volver a sus curules, intentos de conspiración en la Fuerza Naval y el intento de soborno a asambleístas que denunció Augusto Barrera, Coordinador de Contenidos Constituyentes entre la Asamblea y el Gobierno, son algunos ejemplos.

Estas denuncias se hicieron realidad cuando, el pasado 22 de enero, el Ministro de Gobierno, Fernando Bustamante, denunció que “Tenemos al hombre del maletín(...)que dejó de ser una leyenda o un mito”. Estas palabras fueron acertadas cuando el Ejecutivo acudió a las grabaciones secretas y lo hizo para evidenciar el intento de soborno al que fue sometido el asambleísta Gabriel Rivera. A este último le ofrecieron hasta $ 3 millones a cambio de participar en una operación política que tenía como objetivo comprar 25 asambleístas para que no aprueben la nueva Constitución.

A cada asambleísta estaba previsto entregarles 250 mil dólares, es decir, $ 6’ 250.000 por los 25 asambleístas, que hubiesen caído en las garras económicas de los grupos de poder económico.

¿Quién es el Hombre del Maletín?

Según información pública, Cao Lay Muñoz es de origen esmeraldeño y tiene 27 años de edad. Fue militante de diversas organizaciones afroecuatorianas y posee doble nacionalidad: además de la ecuatoriana, tiene la brasileña.

Tiene tres detenciones anteriores: una en 1996 por tenencia ilegal de armas, otra en 1998 por estafa, y otra en 2005.

Se presentaría además como ingeniero, ostenta el título de tecnólogo en ventas y comercio. Ejerció funciones en las aduanas y estuvo involucrado en actos de corrupción pública como el del “caso Peñaranda”, por el delito de peculado, durante una compra de insumos para el Congreso Nacional.

Muñoz fue detenido a las 11h00, tras hacerse pública la denuncia de su intento de soborno a asambleístas del partido de gobierno, cuando ingresaba a su domicilio. El otro detenido fue Bolívar Rabel López Santos, ciudadano de Esmeraldas, representante del Gobierno en el directorio de CORPECUADOR para esa provincia. Al momento, ambos están en los calabozos del Centro de Detención Provisional (CDP).

Extracto de la conversación Comprometedora

Los posibles acusados mencionan en la grabación a Lucio Gutiérrez, Mahuad, Sixto Durán Ballén y Abdalá Bucaram:

Gabriel Rivera, GR: Yo no acepto la comparación.

Cao Lay Muñoz, CLM: Él era más chabacano y el del Ph hace lo mismo. Te acuerdas, Patricio (Bolívar), la primera fiesta de Jacobito, su primer millón. Acá es igual, Pierina se llevó $ 15 millones e hizo una fiesta inmensa. GR: ¿Pierina, 15 millones?

CLM: Ah, el hermano vivo también se llevó 15 millones, y pelearon ellos y se hicieron enemigos unos dos meses...

(En otro fragmento) Mi contacto es Paco Soto, todos queremos ganar algo y queremos buscar a gente que sea de confianza, seria, y no llegar a comprometerlos...

GR: Lo que pasa es que a mí si ese man me ve, (Bolívar) López... Yo quiero seguir en la política, por eso a mí Lucio no me puede ver.

Bolívar López

, BL: A nosotros no nos interesa que te quemes...

(En otro momento) Ellos están pidiendo a plazos, no están pidiendo para hoy, que mañana en tu mesa votes en contra o que la próxima semana digas no estoy de acuerdo en esto. Lo que estamos pidiendo es al final, que no se apruebe la Constituyente...

(Más adelante) Eso queríamos compartir contigo, si podemos contar con tu apoyo, ellos necesitan 24 personas, 20 a 24, 25. Yo dije que no había problema... CLM: Tu ayuda sería más bien, por donde yo la veo: este man está flaqueando, este man es susceptible, cáiganle. (En otro fragmento) El éxito de esta operación, ¿no sé si te explicó la cantidad que es?

GR: Sí, son tres millones.

CLM: Un millón, otro millón y cuando haya la votación, te da el otro. El 15% es libre...

Los amigos tienen su preocupación porque a ellos no les interesa uno o diez. Si el viernes yo no les tengo diez simplemente no aceptan el negocio, 18 no hay negocio, a ellos mínimo 20 a 25. Como tú eres asambleísta, el interlocutor de ellos es Julio Logroño, ¿sí lo conoces?

GR: Sí, claro que lo conozco...

BL: Yo tengo tres personas más (con) que posiblemente se converse hoy en la tarde, que también ya están en la lista. El lunes tengo diez que vienen, tú no te estás compro-metiendo a dar los 25, soy yo. BL: Vea, Cao Lay , hermano, tengo un dinerito para usted y dos millones antes de que termine la Asamblea, lo único que tiene es que votar en contra, ¿le parece?

GR: O sea, como quien dice la sorpresa se van a llevar el día de la aprobación, nada más...

CLM: Yo compré todo el gobierno de Sixto, Abdalá, Alarcón y con Jamil; la única vez en la vida que me salió un hijueputa se llama Johnny Terán, la única vez que me ha salido un hijueputa, presidente de AME ahorita; esa única vez que me salió un hijueputa, que fui, le repartí a todo el mundo su billete, al otro día un escándalo en la Corte Suprema, llegó con 100 millones y dijo: “Me quisieron comprar”, con toda la prensa, y tiró 100 millones, yo le di 5.000 millones de sucres en la mano al hijueputa...