El Banco del ALBA quedó constituido en Caracas, la capital venezolana, en el marco de la 6ª Cumbre de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), proyecto latinoamericano y caribeño de integración del que forman parte Bolivia, Cuba, Nicaragua y Venezuela. El capital inicial del Banco del ALBA, que financiará proyectos de desarrollo en América Latina y en las naciones del Caribe, se elevará a 1 000 millones de dólares. La nueva institución financiera internacional tendrá su sede en Caracas y comenzará sus operaciones en un plazo de 60 días.

La dirección del Banco del ALBA contará con un sistema de dos niveles para la adopción de decisiones: un Consejo Ministerial y un Directorio Ejecutivo. Tendrá además una presidencia rotaria para garantizar que cada uno de los Estados miembros del ALBA tenga la posibilidad real de dirigir el nuevo banco.

Durante la presentación del Acta Constitutiva del Banco del ALBA, firmada después por los presidentes de Bolivia, Evo Morales; de Nicaragua, Daniel Ortega, y de Venezuela, Hugo Chávez, así como por Carlos Lage, vicepresidente del Consejo de Estado de Cuba, Rafael Isea, ministro de Finanzas de Venezuela, señaló que el nacimiento de la nueva institución financiera internacional beneficiará ya desde su primera etapa a más de 53 millones de personas.

«Estamos rompiendo con un mecanismo del capitalismo», señaló por su parte el presidente venezolano Hugo Chávez, quien precisó que «este banco es un instrumento político, para el desarrollo social y económico de los pueblos del mundo».

Durante la 6ª Cumbre del ALBA también se analizaron y aprobaron los primeros proyectos que financiará el Banco del ALBA y que incluyen la construcción de una central geotérmica en la isla de Dominica. Más información sobre el ALBA:

«Chavez veut mener la résistance», Réseau Voltaire, 26 de noviembre de 2003 «Rébellion au Sommet des Amériques», Réseau Voltaire, 13 de enero de 2004 «Sommet de l’ALBA: les projets Grande-Nation ont été adoptés», Réseau Voltaire/ACN, 30 de abril de 2007