Ante la inminencia que va a debatirse en el Poder Judicial, y al más alto nivel, la nulidad del proceso de concesión del Aeropuerto Jorge Chávez, al haberse confirmado a favor de los artesanos la validez de su posición y ante las circunstancias que un Poder Judicial, de actuar como lo ha hecho, con limpieza y probidad, genere un veredicto que denuncie como ineficaces todos los actos a posteriori del regalo que hizo el Estado peruano, el 2000, con la concesión de ese terminal a la empresita Lima Airport Partners, LAP, la fiera ha actuado herida y con furia, según he tomado conocimiento por el diario La Primera, querellándome por difamación agravada y con embargo de mis bienes. ¿Creerá en su sano juicio, si tiene alguno, Jaime Daly Arbulú, gerente general de esa firma que nos morimos de miedo ante su bravata judicial y de evidente represalia? Como me permitió decirlo, esta mañana, César Hildebrandt en su muy escuchado programa matutino en Radio San Borja: ¡de ninguna manera!

Preguntado por CH del porqué me refería a LAP como la “empresita de tres mil dólares”, hube de recordar que ese ridículo capital príncipe fue el que exhibió esta firma cuando “ganó”, como postora única, la concesión del Jorge Chávez. Vale la pena afirmar que eran tres las empresas integrantes del consorcio: Frankfurter Flughafen, Bechtel y Cosapi. Con el tiempo, entre gallos y medianoche, habilidad de abogángsteres y notarios coludidos, la empresa cambió de socios y desaparecieron Cosapi y Bechtel e ingresó, como Pedro por su casa, una hijita reciente de esta última, Alterra, vástago que también ha hecho de las suyas en Costa Rica, en el aeropuerto Juan Santa María de San José.

No sólo eso, referí a CH cómo es que LAP consiguió con la Addenda 4, que le permitieran conseguir US$ 125 millones de dólares de bancos alemanes y norteamericanos con el aval del Estado peruano y cómo, mañosamente, lograron la indefinición y exigencia de construir la II pista para las calendas griegas que en criollo significa, nunca. Y siempre con la complicidad de las malas autoridades de Ositran, el ministerio de Transportes y la vista gorda de hasta cuatro gobiernos.

Dije que LAP, en represalia, activa una querella del 2007 contra el suscrito y pretende matar al vocero o chasqui que denuncia sus trapacerías. Asustada hasta la médula, no tuvieron mejor expediente o comportamiento público que judicializar el asunto para “asustar” al periodismo. ¡Cómo si la verdad pudiera ser ocultada vía maniobras o la compra, al peso, de las conciencias de malos periodistas, al servicio de esta empresa! Afirmé, que los abogados aconsejaban muy mal al señor Daly. Y CH preguntó por quienes eran aquellos y respondí: el Estudio Ugaz, a lo que retrucó el director del programa: “el elenco completo”. En efecto, asentí.

La verdad verdadera es que LAP cree que en Perú se pueden seguir ocultando las irregularidades que venimos denunciando desde hace largos años. Estos textos, desde que aparecieron, jamás han sido refutados en ningún idioma ni forma. ¿Será porque les sobran las respuestas o les faltan argumentos ante la contundencia de las pruebas documentales que existen? LAP cree que encarcelando a los mensajeros o periodistas, conseguirá el silencio tan anhelado a una discusión tan importante como el que se refiere a la nulidad del proceso de concesión en que hay tantos implicados y que ataca el corazón mismísimo de la corrupción institucional del Perú. ¡No señor Daly! Usted puede tener todo el poder que el dinero otorga, pero la verdad, es mucho más grande que sus arcas insolentes y amedrentadoras. ¡A otro perro con ese hueso!

¿Qué los saca de quicio, también? Me atrevería a decir que el manual que logramos escribir y que, en el mismo programa de CH y por estas fechas, presentamos un año atrás: ¡Estafa al Perú! ¡Cómo robarse aeropuertos y vivir sin problemas! He allí la madre del cordero. Y éste se puede leer, enjuiciar, sopesar o refutar en: http://www.voltairenet.org/article1....

¡Las represalias son parte de cómo actúan los mafiosos! No hay duda que esa clase de especímenes también existen en el Perú. ¿Lo dudaría usted?

¡Atentos a la historia, las tribunas aplauden lo que suena bien!

¡Ataquemos al poder, el gobierno lo tiene cualquiera!

¡Rompamos el pacto infame y tácito de hablar a media voz!

¡Sólo el talento salvará al Perú!

Lea www.voltairenet.org/es hcmujica.blogspot.com Skype: hmujica