La rendición de cuentas del Alcalde Paco Moncayo de sus ocho años en la Administración Municipal no respondió a las expectativas que tiene el pueblo de Quito, expresó Natasha Rojas, presidenta de la Confederación Unitaria de Barrios del Ecuador, CUBE.

Natasha Rojas señaló que al General Paco Moncayo se le olvidó informar que en su administración se ha implementado un modelo de gestión privatizador, excluyente y sin transparencia; para argumentar lo anterior, basta señalar algunos ejemplos:

• Se entregó la construcción del nuevo aeropuerto de Quito a la empresa privada QUIPORT, constituida con un capital de 400 dólares, como consta en los documentos que reposan en Superintendencia de Compañías.

• La lógica con que se aprueba el presupuesto municipal privilegia las obras de relumbrón, pago de deuda externa y deja de lado las necesidades de los barrios. Por ejemplo, para el año 2009, de acuerdo a la presupuesto aprobado, se destina para obra pública a través de las administraciones zonales, US$ 6´112.582, un millón menos que el año 2008.

• En estos ocho años el Municipio de Quito ha implementado una política agresiva de endeudamiento externo e interno, llegando al 2009 con un endeudamiento de 126 millones de dólares, el doble del año anterior.

• Se ha aplicado una política de privatizaciones a través de distintas figuras: concesión, asociación público-privado, sociedad anónima, etc. Ejemplo de ello es la concesión de la recolección de la basura a la empresa privada Quito Limpio, responsable del caos que vive el centro y sur de la ciudad, que ha incumplido desde el inicio en el contrato de concesión; la consolidación del Trole bus en sociedad anónima bajo el argumento de la necesidad de capitalizarlo; en este ámbito el municipio aportó con un capital de 81 millones de dólares y se solicitó a terceros una inversión de 10 mil dólares.

• La política tributaria se ha caracterizado por ser agresiva en contra de los sectores populares a través del impuesto predial, contribuciones especiales de mejora, obras en el distrito, etc.

• Se ha aplicado una política de autogestión y cogestión que ha significado que los habitantes de Quito paguen por todas las obras que entrega la municipalidad, ejemplo de ello es el 50 – 50.

• Creación de corporaciones y fundaciones con autonomía administrativa y financiera, verdaderas empresas privadas que no rendían cuentas al pueblo de Quito. Finalmente la presidenta de la CUBE, Natasha Rojas, expresó que el General Paco Moncayo debe tomar la sabia decisión de terminar este período e irse a su casa.