Después de que el gobierno venezolano cortara relaciones diplomáticas con Israel la semana pasada, Bolivia anunció hoy (14) la cancelación de relaciones con aquel país, por el mismo motivo: la masacre de palestinos en la Franja de Gaza. La ofensiva israelí ya mató cerca de mil palestinos y dejó por lo menos 4.500 heridos. El Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon pidió hoy, en rueda de prensa en Egipto, el fin inmediato de los ataques de Israel al territorio palestino. El gobierno de Bolivia también decidió presentar una denuncia ante el Tribunal Penal Internacional sobre el genocidio practicado por Israel contra la población civil de Gaza. El presidente Evo Morales afirmó que los crímenes de Israel afectan la estabilidad y la paz mundial y traen de vuelta el recuerdo de los crímenes de lesa humanidad cometidos durante la Segunda Guerra Mundial y en los genocidios realizados en Yugoslavia y Ruanda. Mañana (15), organizaciones bolivianas participan de un acto público en la Plaza San Francisco en apoyo a la resistencia Palestina.

Fuente: Adital, 14 de enero de 2009.