El viernes 17 de abril, el vicepresidente de la República, Lenin Moreno, firmó dos convenios relacionados con el Arte y la Ciencia, fundamentado en lo dispuesto desde la presidencia de la República en el Decreto Ejecutivo No. 43-A, que dice que “el segundo mandatario será el encargado de coordinar, controlar y supervisar la ejecución de planes, programas y proyectos que beneficien a los sectores vulnerables de la sociedad ecuatoriana”, y en base también al Art. 48 de la Constitución, que establece que el Estado adoptará a favor de las personas con discapacidad, medidas que aseguren su inclusión social, que fomenten su participación política, social, cultural, educativa y económica.” Con todos estos argumentos, desde esta cartera de Estado se dispone la aplicación y ejecución, en forma prioritaria y preferente, del Programa “Ecuador sin Barreras”.

En la ejecución del citado Plan, se incluye “Arte sin barreras”, que pretende desarrollar sistemáticamente las capacidades y destrezas artísticas entre las personas con discapacidad; sensibilizar a la ciudadanía para entender que la discapacidad forma parte de la diversidad, e instaurar la accesibilidad en los escenarios públicos, según el convenio suscrito entre la Vicepresidencia de la República y el Conjunto Nacional de Danza.

En este mismo sentido, Lenin Moreno procedió a suscribir con el secretario Nacional de Ciencia y Tecnología e Innovación del Ecuador, SENACYT, Pedro Moncayo, el Convenio Marco de Cooperación Interinstitucional “Ciencia sin barreras”, con el objetivo de coordinar y articular acciones conjuntas que permitan que la ciencia esté al servicio de las personas con capacidades especiales; el Convenio facilitará su inclusión en el quehacer científico del país. Para lograr este objetivo se pretende establecer una planta para la elaboración de prótesis y el desarrollo de un programa de ’Fortalecimiento del Talento Humano’.

El Vicepresidente manifestó que “estos proyectos buscan incluir a las personas con discapacidad, en la tecnología y en la cultura, y que se espera incursionar también en la robótica, abaratando costos para hacerle accesible a todos los sectores vulnerables ecuatorianos”.