Mientras Estados Unidos se concentra en la desocupación de la cárcel de Guantánamo, para su pronta clausura, el Pentágono y la CIA ya desplegaron un amplio sistema de centros de tortura y de cárceles secretas, bastante más severo que el primero.

Esto es lo que se apresta a revelar la asociación de juristas británicos Reprieve, los mismos a quienes debemos la revelación detallada de los vuelos secretos de la CIA. Según el documento, del cual el periódico The Guardian ya entregó un informe, la Casa Blanca habría optado, para escapar de toda acción judicial, por instalar sus prisiones secretas en las calas de los buques de guerra que cruzan las aguas internacionales. Diecisiete de estas prisiones flotantes ya han sido identificadas, entre ellas el USS Ashland, el USS Bataan y el USS Peleliu. Se trata, principalmente, de buques de asalto anfibio que tienen la particularidad de contar con calas fáciles de acondicionar. Los prisioneros se mantienen allí, dentro de celdas alineadas. Se trataría, actualmente, de 26.000 personas recluidas en estos « recintos ».

Desde 2001, más de 80.000 personas, en total, habrían transitado dentro de estas prisiones secretas de los Estados Unidos. Además de esto, Reprieve ha identificado más de 200 nuevos casos de « restituciones extraordinarias »(extraordinary renditions, N. de la T.), en otras palabras, de nuevos casos de secuestro, luego de que el Consejo de Europa publicara el informe de Dick Marty y las promesas de George Bush en que expresaba la renuncia total de su país a estas prácticas.

___________________________________________

Ver también sobre el mismo tema:
- «¿Tenemos que combatir la tiranía con los instrumentos de los tiranos?»
par Dick Marty

Informe completo de Dick Marty (en francés).

Texto traducido al castellano del original en francés por la traductora-intérprete profesional Srta. Carla Francisca Carmona, a quien se le puede contactar en el siguiente correo electrónico: [email protected]