Red Voltaire
Entrevista a Ildefonso Pereyra, de Unión de Orquestas Típicas (UOT)

"El tango además de a Japón hay que llevarlo a los barrios"

En la Unión de Orquestas típicas -UOT- se destacan orquestas como El Afronte, Agua Pesada, La Vidu y La Imperial. Están compuestas, en su mayoría, por músicos jóvenes. Rescatan los esquemas de las orquestas tradicionales, pero con tangos y arreglos propios. Participan del circuito comercial, pero ven fundamental sociabilizar el tango, para recuperarlo como expresión de identidad.

+

- ¿Qué es la Unión de Orquestas Típicas, cómo nace y qué planes tiene para el futuro inmediato?

La Unión de Orquestas Típicas (UOT) nace en el 2003 después de una reunión en el Centro Cultural San Carlos Sur (Boedo), en la que participaron diferentes orquestas de músicos jóvenes. La UOT surge de la necesidad de expresar el tango desde una representación estética que se basa en las orquestas típicas tradicionales, pero con la característica de que los integrantes tienen que tener tangos propios, o arreglos propios sobre los tangos tradicionales. Éstas son dos de las consignas básicas para formar parte de lo que se llama Unión de Orquestas típicas.

El presente de la UOT está vinculado a lo explosivo que resulta el tango en este momento. A la diversidad de particularidades y el ofrecimiento existente, pero con grandes dificultades por los pocos espacios para tocar, esto debido a la concentración del mercado cultural en pocas manos, que se acrecentó a partir de los cierres o las clausuras producidas por la situación de Cromañón. Así que en vez de haberse multiplicado los lugares por donde se podía exponer esta versión o visión del tango, los lugares lamentablemente se han concentrado en poquitas manos por lo que quedan pocas fuentes de difusión. Sumado a esto, el futuro de la UOT está directamente relacionado a esta situación porque lo que nosotros pretendemos es justamente, en vez de hacer un tango "for export" es distribuir democráticamente la representación del tango. Con esta nueva estética; salir del peluquín, salir del moño, salir de la vestimenta negra. Llevar el tango, no a Japón sino a los barrios, llevar el tango a una economía, si bien formal, pero partícipe de quienes también hacen esa economía. Con esto quiero decir, el tango ha sido declarado de patrimonio cultural de la humanidad y nosotros creemos que parte de ese patrimonio debe volver hecho divisas o hecho recursos a quienes lo mantienen vigente: ellos son los músicos que hacen tango hoy. Para el futuro estamos trabajado en la realización de un espectáculo, de alguna concentración de músicos que lleve el tango de vuelta hacia lo nuestro, hacia nuestra gente, y que no sea puramente un recurso económico para el extranjero.

- En ese sentido ¿Qué rol está jugando o debería jugar el Gobierno? ¿Cómo se vincula la UOT al festival de tango? y ¿Cómo convive o debería convivir el tango como comercio o negocio y al mismo tiempo como lo que planteas vos, música de identidad?

El primer dato que recuerdo y que es ejemplificador es que antes el Festival de Tango se realizaba en febrero, ahora pasa a ser agosto, porque son las vacaciones de los europeos. Todo se relativizó a partir de la decisión del Gobierno de tomar al tango como una empresa "for export". La comercialización no está mal en si misma, es una arista a tener en cuenta, pero no la única, si uno lo abre y lo socializa, que es lo que el Gobierno de la Ciudad no está haciendo, encuentra muchísimos actores participando del sector. Hay que ser criterioso, tener cuidado y respeto por todos los espacios que participan de ese colectivo. Uno tiene que definir un espacio de público nuevo en la Argentina, sobre todo vinculado a los jóvenes, porque sino queda el tango únicamente vinculado a lo comercial, a un recurso económico dentro del espectro cultural que está exclusivamente vinculado a Japón, a Alemania o a los países nórdicos, que tienen muchísima mayor capacidad industrial –a industrias culturales me refiero- para reproducir por ejemplo la música del tango o las externalidades del tango. Léase, discos de tango, discotecas de tango, milongas en Europa, conciertos, recitales, mundiales, etc. Tienen muchísima más infraestructura que nosotros sin lugar a dudas. Nosotros, o Uruguay, o los sectores rioplatenses vamos a tener que defender esta situación. Lamentablemente esto lo estoy diciendo porque el Gobierno de la Ciudad está promoviendo la declaración del tango como patrimonio de la humanidad. Esto nos pone en pie de igualdad ante todos los países del mundo.

- ¿Cómo se revierte esta situación? Y te agrego; ¿Cómo se lleva el tango a todos los sectores sociales?

El gran problema que tenemos es que quienes tienen el tango como una música de representación autóctona, y quienes quisieran poder acceder a ella no tienen acceso vía los medios masivos de comunicación. En canales de televisión el tango directamente no aparece, existe una vaguedad, una metáfora o algo así. Una representación absolutamente paupérrima, patética de lo que significa el tango. Desde la UOT luchamos para salirse de ese esquema visual, de esa representación estética que tiene la gente, que es la del peluquín y el moño. Trabajar para que aparezcan nuestros autores, pibes de 18 años, de 20 años, excelentes músicos, que leen partitura y que estudian música.

Nosotros lo que proponemos desde la Unión de Orquestas Típicas justamente es cambiarle la idea al Festival de Tango de la Ciudad de Buenos Aires, discutir un nuevo festival, un festival que tenga como prioridad la enseñanza de la danza del tango, aunque sea no de 8 pasos básicos como tiene el tango, sino de escuchar la música y bailar a como venga el tango. La idea acá es mantener el tango como una cuestión propia, como una cuestión particular de todos nosotros, todos los días. La construcción en las escuelas de un nuevo público; los chicos tienen que estar acostumbrados a escuchar un poquito de tango, como para que dentro de 10, 20 o 30 años el tango siga siendo nuestro, no porque seguimos escuchando a Gardel sino porque lo seguimos viviendo. Y no viviendo desde lejos y o ridiculizado por la televisión como ahora. La idea es que en cada plaza de cada barrio, en cada plaza del conurbano haya una milonga o haya en algún momento del año un conglomerado vinculado a la difusión de nuestro tango y que todos puedan acceder a él.

Nota publicada en www.despiertabsas.com.ar.

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.