Héctor Corti es comunicador, Licenciado en Periodismo graduado en la Universidad Nacional de Lomas de Zamora. Trabajó en diversos medios como en las agencias de noticias Comunicación Sindical, Interdiarios, Infosic y en la Agencia Nacional de Comunicación (ANC); en el diario Nuevo Sur; en las revistas El Clásico y La Posta; en los periódicos Informes de Matanza, Enfoques de Ciudad Evita y El Redactor; en las publicaciones de la editorial Prensa Técnica; en programas radiales de FM Oeste, FM Suburbana y FM 93.1 de Mataderos. Actualmente lo hace en los portales La Oreja que Piensa y Neuronas Atentas, y es colaborador en distintos medios locales y nacionales.

Neuronas Atentas publica notas, informes y entrevistas que abordan temas de comunicación, derechos humanos, medio ambiente, pueblos originarios, calidad de vida, salud, adolescencia y juventud, tercera edad, discapacidad, arte y cultura, ecología, deportes, educación y organización barrial y comunitaria, entre otras.

A continuación, la Agencia Nacional de Comunicación (ANC) reproduce una entrevista con el periodista Héctor Corti, responsable del portal.

- ¿Cómo definirías a Neuronas Atentas?

- Neuronas Atentas es un portal en Internet que está identificado con la idea de que es posible construir comunicación propia, en el sentido de expresar nuestro propio discurso. Que se puede contar lo que vemos alrededor e informar lo que hacen todos los días cientos de miles de personas en base a la organización, la solidaridad y el compromiso con sus semejantes, con la intencionalidad de contribuir a tener una sociedad un poco mejor en un mundo un poco más justo. Estos pequeños hechos sociales, culturales, deportivos, científicos o educativos son importantes y significativos pese a que casi nunca forman parte de la agenda de los grandes medios. Y es lógico que sea así, porque representan intereses bien diferenciados de los que tiene el poder.

Es un medio que no es imparcial, neutral ni objetivo. Y esto es casi una declaración de principios que cualquier persona que visite el portal lo puede leer. Es importante que quien acceda a sus contenidos sepa de donde viene y que no es casual su publicación. Creo que todos los medios deberían hacer lo mismo, porque es inadmisible que se siga mintiendo a la gente respecto a la existencia de un periodismo independiente y objetivo. Todo comunicador social, todo periodista, antes que nada es un ser humano y como tal tiene ideología, tiene sentimientos, tiene grupos de pertenencia. Y todo eso influye. Quien escribe, selecciona un tema entre varios, elige el verbo fuerza de la frase, titula para atraer, decide qué información va primera y cual va después. Es decir, manipula todo el tiempo. Y no está mal esa manipulación porque es imposible no hacerla. La manipulación criticable, despreciable, es la que hacen quienes parten de la mentira engañando a los receptores. Quienes declaran su independencia o asepsia, cuando forman parte de la mentira organizada que construyen, difunden y avalan (ANC-UTPBA).

- ¿Qué idea tenés acerca de la comunicación propia?

- Creo que al hacer comunicación propia tampoco se debe caer en la tentación de dejarse llevar por esas agendas impuestas. Perder tiempo y espacio en hablar de lo que el poder quiere que hable, aún para criticarlo. Uno debe conservar la capacidad de decidir, de elegir la estrategia y de seleccionar los temas. No hay que tener ningún complejo de inferioridad. El camino a seguir es, seguro, más largo y complicado por la limitación en el alcance del discurso, de la llegada de los contenidos. Pero si se transita al lado y del lado de quienes construyen todos los días, poco a poco se va ocupando un importante espacio comunicacional. Y más aún, se contribuye a que esos grupos de constructores también creen su propia comunicación, lo que es una buena manera de multiplicar las voces, la pluralidad y el debate de ideas.