Red Voltaire
«Tendencias del Oriente»

Hassan Nasrallah da la señal de contraataque del Eje de la Resistencia

| Beirut (Líbano)
+
JPEG - 21.1 KB

Mientras los estadounidenses tratan de vaciar de su contenido lo pactado en Moscú, minando así la conferencia Ginebra 2, el Estado sirio y sus aliados regionales siguen dando pruebas de gran determinación en cuanto a modificar de forma irreversible la correlación de fuerzas en el terreno. Al asestar durísimos golpes a los terroristas, Siria reduce prácticamente a nada el margen de maniobra de Washington. Paralelamente, Rusia mantiene su posición y rechaza todas las condiciones presentadas por Estados Unidos en cuanto a la delegación de las «oposiciones» sirias y el bloqueo de la participación de Irán en esa conferencia.

Al señalar que la región está atravesando «una nueva fase», el líder del Hezbollah, sayyed Hassan Nasrallah, da la señal de contraataque del Eje de la Resistencia, que comenzó hace semanas con los éxitos estratégicos registrados por el ejército sirio alrededor de Damasco y en las regiones de Alepo y de Idlib.

Nasrallah fue claro: la Resistencia no permitirá que Siria caiga en manos de Estados Unidos, de Israel y de los movimientos takfiristas. No permitirá que nadie le corte sus líneas de abastecimiento ni que una fuerza enemiga venga a apuñalarla por la espalda. Y para evitarlo, la Resistencia está dispuesta a desplegar decenas de miles de combatientes de ser necesario.

Como confirmación de esas palabras, el ejército sirio prosigue su avance en el terreno. El 80% de la estratégica ciudad de Qoussair se halla ahora bajo control de los combatientes del ejército regular sirio, del Ejército de Defensa Nacional y de los Comités Populares. La carretera que conecta el este de Damasco con Homs, en el centro de Siria, está bajo control [de esas fuerzas del gobierno sirio]. Se trata de un eje vital para el envío de hombres y equipamiento hacia Siria y hacia todas las regiones del país.

Según una fuente militar siria, el aeropuerto de Dabaa, en el norte de Qoussair, está totalmente rodeado, hay combates dentro de su perímetro y los rebeldes que allí se encuentran han perdido todo contacto con los que quedan en el norte de la ciudad.

En un intento por tratar de aliviar la presión, los terroristas sirios y sus padrinos libaneses están tratando de trasladar el conflicto al Líbano. Han intensificado sus agresiones contra el barrio de Jabal Mohsen, en [la ciudad libanesa de] Trípoli; han incrementado los incidentes y las provocaciones en Saida, a través del jeque integrista Ahmad al-Assir; han disparado cohetes del tipo Grad sobre la región fronteriza de Hermel y, más grave aún, el domingo lanzaron 2 cohetes sobre Beirut, más exactamente sobre la periferia sur.

Ammar al-Wawi, uno de los jefes de los extremistas sirios, lanzó amenazas el domingo afirmando que «el Líbano no está al abrigo de lo que sucede en Siria». «Lo que pasó en la periferia sur es una advertencia. Habrá repercusiones contra Beirut, contra Trípoli y contra el aeropuerto. No nos quedaremos cruzados de brazos ante las acciones del Hezbollah», agregó.

Como prueba de la confusión que reina en las filas de los rebeldes sirios, Ammar al-Wawi fue rápidamente desautorizado por el vocero del Ejército Sirio Libre (ESL), Fahd al-Masri.

El debilitamiento de los extremistas se tradujo también en una serie de combates que estallaron el domingo entre rebeldes y combatientes kurdos en dos localidades del norte de Siria. Los enfrentamientos se produjeron en Ras al-Ain, localidad fronteriza con Turquía, entre los rebeldes y miembros de los Comités de Protección del Pueblo Kurdo (YPG).

Mientras tanto, Damasco desplegó su diplomacia con vistas a la conferencia Ginebra 2. El ministro [sirio] de Relaciones Exteriores, Wallid Moallem, visitó sorpresivamente Bagdad, donde anunció que Siria había dado su «acuerdo de principio» para participar en dicha conferencia enviando una delegación oficial. Declaró, luego de reunirse con el primer ministro [iraquí] Nuri al-Maliki, que Irak no será parte del eje hostil a Siria.

Paralelamente, Irán alzó el tono en contra de Turquía. El jefe del parlamento iraní, Ali Larijani, declaró que Ankara no debería atribuir a Irán y al Hezbollah la responsabilidad de los errores que [el propio gobierno turco] ha cometido en Siria a lo largo de 2 años.

Estos éxitos militares y la ofensiva política tienen lugar en momentos en que la llamada oposición siria sigue sin ponerse de acuerdo sobre la composición de su delegación a Ginebra 2, ya que sus sponsors regionales (Arabia Saudita, Qatar y Turquía) e internacionales, encabezados por Estados Unidos, siguen disputándose las cuotas de representación.

Declaraciones
y expresión de posiciones

Hassan Nasrallah, secretario general del Hezbollah
«Estamos viviendo momentos históricos críticos. Desde la retirada de las fuerzas sirias del Líbano en 2005, el gobierno libanés no ha logrado fortalecer su ejército ante las amenazas israelíes. Si el ejército libanés hubiese tenido los medios y el armamento necesario, habría luchado contra Israel con la misma ferocidad que el movimiento de resistencia. El problema esencial es que, desde la creación del Estado libanés, los responsables libaneses nunca han considerado Israel como un enemigo al que hay que combatir. El Estado es incapaz, sin la Resistencia, de defender el país frente a las amenazas israelíes. Vivimos en un Estado confesional, incapaz de adoptar una nueva ley electoral. ¿Cómo puede esperarse de ese Estado que resista ante el ejército israelí? Son incapaces de hacerlo. Pero la existencia de un Estado, incluso débil, es mejor que el vacío político y el caos. En Trípoli, hay que poner fin a la violencia absurda. Llamamos nuevamente a mantener al Líbano fuera de toda confrontación. Los que quieran pelear, que se vayan a Siria. Preservemos la neutralidad del Líbano. ¿Por qué luchar en Líbano? (…) Contra Siria se ha desatado una guerra mundial. Todo el mundo interviene en Siria. Pero la comunidad internacional sólo acusa al Hezbollah por su implicación en el conflicto. La comunidad internacional quiere la caída del régimen, aunque eso signifique la destrucción de Siria. Una parte de la oposición siria quiere el diálogo. Pero otra parte está trabajando para los servicios de inteligencia estadounidenses e israelíes. También hay en el terreno grupos armados, dominados principalmente por los takfiristas. Han venido del extranjero a luchar contra las fuerzas sirias nacionales. Ciertos países árabes financian y arman a esos movimientos. El ascenso de esos movimientos radicales es una amenaza, no sólo para los chiitas del Líbano sino para todos los libaneses, tanto musulmanes como cristianos. Siria constituye un pilar fundamental de la Resistencia. Siria es la defensa de la retaguardia de la Resistencia, el sostén de la Resistencia. La Resistencia no puede quedarse cruzada de brazos cuando está en peligro la defensa de su retaguardia y cuando se resquebraja su punto de apoyo. Seriamos idiotas si no actuásemos ahora. Si cae el régimen de Bachar al-Assad, la Resistencia se vería debilitada, lo que permitiría a Israel controlar el Líbano y eso marcaría el fin de los movimientos de resistencia en Palestina. No nos hace falta decretar la Yihad. Bastan dos palabras para que decenas de miles de combatientes marchen al frente. Estamos ante una nueva etapa que comenzó hace unas semanas. Luchamos para proteger a la Resistencia y al Líbano. Como siempre, de esta batalla saldremos victoriosos. Continuaremos nuestro rumbo y aceptaremos cualquier sacrificio en aras de alcanzar esa victoria. Os lo prometo.»

Michel Sleiman, presidente de la República Libanesa
«La Resistencia es lo más noble y lo más importante. No debe empantanarse en las arenas de la disensión, ya sea en Siria o en Líbano. Hay que evitar el empantanamiento en los combates, aunque sea junto a un hermano o un amigo. La Resistencia luchó y liberó el sur del Líbano no por tratarse de una causa confesional sino de una causa nacional.»

Bechara Rai, patriarca maronita
«Hay que organizar las elecciones [en Líbano] según la ley en vigor. Las elecciones son una obligación moral y constitucional. Los diputados no pueden tomar como excusa la ausencia de una nueva ley para anular las elecciones. Los libaneses tienen que escoger representantes responsables. No podemos decir que la situación se deterioró por mi ausencia del país pero me he quedado muy decepcionado con los bloques parlamentarios. El Líbano es un país neutral y nadie puede arrastrarlo a formar parte de ejes regionales o internacionales. Los libaneses tienen que probar su lealtad, en primer lugar, hacia su patria.»

Michel Aoun, líder de la Corriente Patriótica Libre
«La solución de la crisis electoral es reunir el parlamento y votar por uno de los proyectos de ley presentados. Tenemos 3 opciones: la mala es la ley electoral de 1960, la peor es la prórroga del mandato de la Cámara de Diputados y la tercera es el catastrófico vacío.»

Jeque Mohammad Rachid Kabbani, muftí de la República Libanesa
«Los tiros de cohetes de una región libanesa hacia otra son un indicio de la gran explosión tendiente a arrastrar el Líbano hacia los conflictos regionales. Los libaneses deben ser responsables y despertarse antes de que el país estalle y estemos todos perdidos.»

Suleiman Frangié, jefe de la Corriente de los Marada
«El interés del Líbano es mantenerse junto a la Resistencia y junto a los cristianos en la negativa a someterse. Seguiremos junto a la Resistencia, incluso dentro de 100 años, porque es una opción estratégica que hemos hecho y no [porque que sea] una alianza coyuntural de intereses. El objetivo de Occidente y de Israel es golpear a la Resistencia. Lo que está pasando en Siria es para romper el Eje de la Resistencia. Algunos, en Líbano, no vieron la retirada israelí del sur del Líbano como una victoria sino como una carta que se le quitó de las manos al Hezbollah (…). Yo estoy en contacto permanente con el presidente Bachar al-Assad. Él sigue con la moral alta.»

Acontecimientos

  • Según la agencia de información del Vaticano I.Media, el patriarca maronita [libanés], monseñor Bechara Rai, entregó el miércoles al papa Francisco un informe sobre la situación de los cristianos en el Medio Oriente para ayudarlo a actuar sobre la cuestión, confió [el propio monseñor Rai]. «El papa sigue buscando los medios para actuar» pero «necesita saber la verdad objetiva», explicó el cardenal al final de la misa diaria que dieron conjuntamente en la Casa Santa Marta. Se trata de un «informe detallado sobre la situación de las comunidades cristianas y la situación del Medio Oriente», precisó. Interrogado sobre la crisis siria y más generalmente sobre el Medio Oriente, el cardenal Rai que si se insiste en «proporcionar dinero y armas a los diferentes grupos islamistas» se corre «el riesgo de ver a los musulmanes, en su gran mayoría moderados, pasarse al bando fundamentalista». «Los cristianos del Medio Oriente tienen el importante papel de garantizar la moderación musulmana. Pero como están debilitándose por causa de la guerra, de la crisis económica y están emigrando, los musulmanes moderados pudieran ir hacia los integristas», afirmó el jefe de la iglesia maronita.
  • Kuwait llamó el domingo a sus nacionales a evitar viajar al Líbano y a los que allí se encuentran a salir rápidamente de ese país hacia el cual se está extendiendo el conflicto de la vecina Siria. «Debido a la inestable situación en el Líbano, el ministerio de Relaciones Exteriores llama sus ciudadanos a mostrarse prudentes y a evitar viajar al Líbano por el momento», reportó la agencia oficial KUNA.
  • Según el cotidiano kuwaití al-Anbaa, el Frente al-Nusra, afiliado a al-Qaeda, ya entró en Líbano. La información fue comunicada «oficialmente» a los más altos responsables de seguridad del país.

Revista de prensa

As-Safir (Diario libanés cercano al 8 de Marzo), 24 de mayo de 2013
Imad Marmal
Para el Hezbollah, la participación en los combates en Siria es una decisión que se vio obligado a tomar. Y que se inscribe en el marco de la confrontación con Israel y Estados Unidos, de la defensa de la idea misma de resistencia y de la protección del Líbano ante el peligro de expansión de los movimientos takfiristas.

An-Nahar (Diario libanés cercano al 14 de Marzo), 24 de mayo de 2013
Las fuerzas políticas [libanesas] han comenzado a mencionar el siguiente escenario: la explosiva situación en Trípoli y la implicación del Hezbollah en los combates de Qoussair [Siria] serán un pretexto realista que pudiera invocarse para posponer las elecciones legislativas y prorrogar el mandato de la Cámara. Informaciones indican que el presidente de la Cámara Nabih Berry trabaja por una prórroga por 18 meses o 2 años del mandato del parlamento ya que, según él, la situación del país, principalmente en Trípoli, no es propicia para un desarrollo normal de las elecciones. Berry prosigue sus gestiones en busca de un acuerdo para esa prórroga y espera intensificar sus negociaciones en los próximos días, o sea antes de que termine la sesión ordinaria de la Cámara, el 31 de mayo.
Una fuente parlamentaria describe el escenario, en caso de que no se hagan las elecciones y que no hubiese un acuerdo sobre una prórroga. En ese caso, el parlamento seguiría ejerciendo sus funciones según el principio de continuidad de las instituciones.
Fuentes vinculadas al 14 de Marzo indican que ese bando no tiene intención de aceptar una prórroga del mandato del parlamento por 2 años.
El dimitente ministro del Interior, Marwan Charbel, subrayó que su ministerio está listo para garantizar la realización de las elecciones.
El jefe de las Fuerzas Libanesas, Samir Geagea, recordó las opciones que actualmente se mencionan en cuanto al tema electoral: regreso a la ley de 1960, prórroga del mandato de la Cámara, vacío político. Pero, según él, existe una cuarta opción: la realización de una sesión plenaria de la Cámara en la que los proyectos de ley electoral se someterían a voto. Seguiría después una posposición técnica al cabo de la cual se realizarían las elecciones en base a la ley adoptada por la Cámara.

An-Nahar , 24 de mayo de 2013
Rosanna Bou Mouncef
Al implicarse en la guerra en Siria, el Hezbollah introdujo la crisis siria en Líbano, que corre por ello el peligro de una discordia entre sunnitas y chiitas. Observadores indican que al participar en los combates en territorio sirio, el Hezbollah pisoteó varias líneas rojas: violó el acuerdo de Taef e infringió las resoluciones 1701 y 1559.

An-Nahar , 22 de mayo de 2013
Sarkis Naoum
Interrogado sobre la situación en Siria, un investigador de un think tank muy serio de Washington declara: «Es una situación de caos que se hará más caótica. La crisis y la guerra en Siria van a durar por largo tiempo. Habrá mucha sangre sin que aparezca solución. La administración americana [estadounidense] no quiere verlo y, después de las guerras de Irak y de Afganistán, el pueblo americano no quiere más guerra fuera del país, específicamente en el Medio Oriente.»
¿Existe una estrategia estadounidense en el Medio Oriente? «No, no hay estrategia y la diplomacia estadounidense es inexistente», responde este investigador. «Los países árabes que apoyan a los revolucionarios están divididos. Qatar y Turquía están compitiendo con Arabia Saudita, Jordania y los Emiratos Árabes Unidos. Washington no puede presionar a esos países. Los revolucionarios dentro de Siria están divididos. El Frente al-Nusra y al-Qaeda se han convertido en dos componentes esenciales de la revolución siria desde su alianza», concluye el investigador

Al-Joumhouria (Diario libanés cercano al 14 de Marzo)
Tarek Tarchichi (21 de mayo de 2013)
Ninguna batalla de la guerra universal contra Siria ha alcanzado tanta importancia como la que actualmente se desarrolla en Qoussair. Después de Baba Amro, se puede decir que el ejército sirio ha hecho fracasar el plan de partición de (el territorio de) Siria y probablemente incluso del Líbano y de toda la región. En efecto, el eje que se extiende de Homs a Qoussair era, desde el principio de los acontecimientos, el blanco de quienes querían separar el norte del sur de Siria, su litoral de su desierto, y apoderarse de la refinería de Homs, cuya destrucción fue uno de los principales objetivos de Israel durante la guerra de 1973. Es por eso que todas las miradas regionales e internacionales están sobre Qoussair.
Analistas en temas estratégicos aseguran por eso que la derrota de la oposición en Qoussair y su región obstaculiza el proyecto de partición y los intentos por derrocar el régimen. Y tendrá evidentes consecuencias sobre las decisiones de la oposición siria, que se reúne en Estambul dentro de días. Sobre todo en la medida en que ciertas declaraciones de miembros de esa coalición eran, contrariamente a lo acostumbrado, menos extremistas y violentas sobre el tema del diálogo con el régimen.
Informes provenientes de Washington indican que el presidente Barack Obama insistió en estas últimas semanas ante sus visitantes, sobre todo ante el primer ministro turco Recep Tayyeb Erdogan, en la importancia de que todos participen en la conferencia «Ginebra 2», que constituyen –según él– el único marco disponible para una solución de la crisis siria.
Informaciones publicadas en sitios electrónicos estadounidenses e israelíes indican que Obama dijo a sus aliados, descontentos por la reunión entre John Kerry y Serguei Lavrov en Moscú, que pueden respaldar a la oposición siria ayudándola a hacerse oír en las próximas negociaciones. Pero no poner coto a la situación en Siria constituye un peligro para todos, incluyendo a Israel, el niño mimado de Washington. Los visitantes provenientes de Damasco declaran por su parte que las llamadas de auxilio que lanzan los grupos armados para que los saquen del atolladero seguramente tendrán repercusiones en la evolución de la crisis en Siria.
En Líbano, todos los temas parecen estancados, en espera de los próximos acontecimientos en el terreno sirio. Si Siria sale victoriosa de esta batalla, seguramente tendrá mucho que decir en Líbano, según los amigos de Damasco.
En ese contexto, numerosos políticos han estimado que las declaraciones del ex primer ministro [libanés] Saad Hariri contra el Hezbollah denotan gran inquietud por los resultados de la batalla de Qoussair y sus posibles repercusiones para el Líbano. Esto confirma hasta qué punto están vinculados los dos países.
Esos mismos políticos se preguntan: «¿No fue el 14 de Marzo el primero que implicó al Líbano y los libaneses en el caldero de la guerra siria? Así que no está bien que ahora vengan a acusar a los otros por hacer lo que ellos mismos hacían.»

Ad-Diyar (Diario libanés cercano al 8 de Marzo), 24 de mayo de 2013
Fragmentos de un informe de los servicios de inteligencia británicos muestran que Londres se prepara –con el lobby sionista– para acusar de terrorismo a la rama militar del Hezbollah. Un diplomático francés en Beirut asegura que Francia dispone de informes seguros sobre la presencia de miles de elementos armados del Hezbollah en Siria, donde combaten junto al régimen sirio. Francia ha hecho saber a Gran Bretaña que tiene varias preocupaciones al respecto. Se trata, en primer lugar, de enviar al Hezbollah un mensaje fuerte sobre su inaceptable acción en Siria. A ello se agrega la preocupación de Francia por no complicar aún más la situación en Líbano y velar por la seguridad de sus soldados desplegados en el sur del Líbano en el marco de la FINUL. Es por otro lado necesario enviar al Hezbollah un mensaje sobre su implicación en Siria paralelamente a lo que está sucediendo en la ONU, en Nueva York, sobre la inclusión de Jabhat al-Nusra en la lista de organizaciones terroristas de las Naciones Unidas.
En ese contexto, fuentes diplomáticas mencionan una posible retirada de las tropas europeas desplegadas en el marco de la FINUL.

Ad-Diyar , 24 de mayo de 2013
El ex primer ministro Saad Hariri financia la batalla de Trípoli [en Líbano] contra Jabal Mohsen como reacción ante la batalla de Qoussair. Hariri está empezando a creerse que los sunnitas del Líbano y los de Siria están unidos bajo su bandera [la de Hariri] y que él es el líder de los sunnitas en ambos países. Para [Hariri], la batalla toma el aspecto de un enfrentamiento entre Bachar al-Assad, el Estado sirio y su ejército por un lado y Hariri, con los sunnitas del Líbano y de Siria, por el otro.
Los países del Golfo empiezan por lo tanto a entrar directamente en escena y a alejar cada vez más el nombre de Ayman al-Zawahiri y de Jabhat al-Nusra para fortalecer la Corriente del Futuro de forma tal que ataque Jabal Mohsen. Y podría extender la zona de combate a Saida, Bar Elias, el oeste de la Bekaa y todo el norte del Líbano. El Consejo de Cooperación del Golfo, bajo la dirección de Arabia Saudita, ha decidido golpear en Líbano a todos los partidarios de Assad mediante una guerra que libraría Hariri. Este último publicará todos los días un comunicado sobre la evolución de la batalla de Trípoli, hasta la caída de Jab Mohsen, cercándola y empujando sus habitantes a huir hacia las regiones de Zghorta y de Koura.

L’Orient-Le Jour (Diario libanés en idioma francés cercano al 14 de Marzo)
Scarlett Haddad (24 mai 2013)
Los enfrentamientos comenzaron en Trípoli [Líbano] con el inicio del avance del ejército sirio en Qoussair, pero no se trata de una reacción impulsiva. Es más bien una respuesta bien estudiada que tiene varios niveles de lectura.
Según un jeque «neutral» de Trípoli, una de las primeras razones de los últimos enfrentamientos reside en el hecho que los grupos islamistas de la ciudad enviaron combatientes a Qoussair, donde murió una buena cantidad de ellos. Era por lo tanto necesario caldear los ánimos para justificar esas muertes y azuzar los odios para que sus familias no empiecen a hacerse preguntas. Ese es el primer nivel.
En el segundo nivel, los enfrentamientos en Trípoli tendrían una dimensión política interna ya que estarían destinados a presionar sobre las negociaciones políticas para tratar de lograr la formación de un nuevo gobierno a cambio de la prórroga del mandato del parlamento. Esto se debe a que en la mente de ciertas fuerzas influyentes en Trípoli, la prórroga del mandato del parlamento sería una concesión al tándem chiita Amal-Hezbollah y, sobre todo, a Nabih Berry, a quien el 14 de Marzo no quiere volver a reelegir a la cabeza del parlamento si gana las elecciones legislativas. La contrapartida sería entonces la formación de un gobierno sin el 8 de Marzo y sus aliados, lo cual estos últimos tienen bloqueado actualmente al reclamar un gobierno que reúna a todas las partes con una participación proporcional a la representación parlamentaria de cada de ellas.
El tercer nivel de lectura es más regional y explicaría los combates que se mantienen en Trípoli con una voluntad árabe de castigar al ejército sirio y a su aliado el Hezbollah convirtiendo el norte [del Líbano] en una región que escaparía al control del Estado y, principalmente, del ejército libanés. Sería por esa razón que, en este «round», los combatientes dispararon a propósito sobre el ejército libanés –cuando este trataba de interponerse entre los beligerantes y de responder al lugar de donde venían los disparos– matando a varios soldados. Los combatientes de Bab el-Tebbaneh comenzaron entonces por disparar hacia Jabal Mohsen, el enclave alauita de la ciudad, para canalizar la cólera de la calle sunnita por el avance del ejército sirio. Por supuesto, los combatientes de Jabal Mohsen respondieron porque, a pesar de estar rodeados, están bien armados y preparados para cualquier circunstancia. El ejército [libanés] trató de intervenir y se convirtió en blanco de los combatientes. Pero no se trata de un error casual sino de un ataque sistemático que tiene una explicación única: la voluntad de neutralizar la autoridad del ejército libanés en Trípoli y quizás en todo el norte. Los combatientes de Jabal continuaron sus acciones de respuesta disparando obuses hacia el centro de la ciudad, en lo que constituye un claro mensaje: Ustedes pueden tratar de invadir Jabal Mohsen, pero les costará muy caro.

Fuente
New Orient News

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.