JPEG - 24.7 KB

Los ministros de Exteriores de los 29 países miembros de la OTAN celebraron el 70º aniversario ‎de la alianza atlántica reunidos en Washington, en un mini Consejo del Atlántico Norte. Así ‎lo dispuso el presidente Trump, quien no está precisamente satisfecho de sus aliados ya que la ‎mayoría de ellos están demorando en reajustar sus gastos militares a lo que Washington les ‎exige. ‎

El encuentro de Washington se desarrolló bajo la presidencia del secretario general de la OTAN, ‎Jens Stoltenberg, a quien el Consejo del Atlántico Norte –el de verdad, el que reúne a los jefes de ‎Estado y/o de gobierno– acaba de renovar su mandato por 2 años más, en reconocimiento por ‎los servicios prestados a Estados Unidos. ‎

La agenda de Stoltenberg en Washington se organizó de manera que no quedara duda alguna de ‎quién da las órdenes en la alianza. El 2 de abril, el secretario general de la OTAN fue recibido por ‎el presidente Donald Trump en la Casa Blanca. El 3 de abril se dirigió simultáneamente a las ‎dos cámaras del Congreso estadounidense y fue recibido por el secretario de Estado Mike ‎Pompeo. Y sólo entonces, después de haber recibido las últimas instrucciones, presidió ‎Stoltenberg el encuentro de los ministros de Exteriores de la OTAN, el 4 de abril. ‎

Por cierto, el Consejo del Atlántico Norte acaba de “aprobar” la nominación del general Tod ‎Wolters, de la fuerza aérea estadounidense, como comandante supremo de las fuerzas de ‎la OTAN en Europa para sustituir al general Curtis Scaparrotti, del Ejército de Estados Unidos. ‎

Conforme a la «tradición» el comandante supremo de la OTAN en Europa siempre es, desde ‎hace 70 años, un militar estadounidense nombrado por el presidente de Estados Unidos. ‎Ese general es al mismo tiempo comandante del Mando de las fuerzas de Estados Unidos ‎en Europa (EuCom), así que la OTAN es de hecho un eslabón en la cadena de mando que dirige ‎el presidente de Estados Unidos. ‎

Todavía no se sabe cuáles serán las «prioridades» del general Wolters pero seguramente ‎no serán diferentes de las que tenía el general Scaparrotti, ante todo «garantizar los intereses de ‎Estados Unidos y apoyar una Europa unida y en paz». Pero este último compromiso suena ‎trágicamente grotesco cuando se conmemora el 20º aniversario de la guerra de la OTAN que, ‎bajo las órdenes de Estados Unidos, destruyó la República Federal de Yugoslavia. ‎

Según el general Scaparrotti, la prioridad del momento es reforzar e integrar las infraestructuras ‎europeas para que las fuerzas de Estados Unidos y la OTAN puedan posicionarse rápidamente ‎contra «la agresión rusa». Bajo las órdenes de Estados Unidos, la OTAN prosigue así su rumbo, ‎de guerra en guerra desde hace 70 años. Desde los tiempos de la guerra fría, en la época en que ‎Estados Unidos mantenían a sus aliados bajo su predominio y utilizando a Europa como línea del ‎frente en su confrontación nuclear con la Unión Soviética, hasta la actual situación de ‎enfrentamiento con Rusia, situación que Estados Unidos ha provocado fundamentalmente con ‎los mismos objetivos que antes. ‎

‎ El escenario descrito en este artículo se abordará en el ‎

COLOQUIO INTERNACIONAL
“Los 70 años de la OTAN: ¿Cuál es el balance histórico?
Salir del sistema de guerra ya”

el domingo 7 de abril en Florencia (Cinema Teatro Odeon, de las 10:45 a las 18 horas.)‎

Temas de las mesas redondas:‎
- “Yugoslavia: hace 20 años, la guerra que fundó la nueva OTAN”‎
- “Los dos frentes de la OTAN en el este y el sur”‎
- “Europa en la primera línea de la confrontación nuclear”‎
- “¿Cultura de paz o cultura de guerra?”‎

Intervendrán
M. Chossudovsky, director de Global Research (Canadá);
V. Kozin, experto en temas ‎político-militares del ministerio de Exteriores de Rusia;
Z. Jovanovic, presidente del Foro de ‎Belgrado (Serbia) y
P. Craig Roberts, editorialista (Estados Unidos).
Entre los participantes ‎italianos estarán A. Zanotelli, F. Cardini, F. Mini, G. Chiesa, A. Negri, T. Di Francesco, M. Dinucci.‎

Para participar en el Coloquio (la entrada es libre) sírvase comunicar su nombre y dirección a G. ‎Padovano (correo electrónico: [email protected], teléfono: 393 998 3462)

Fuente
Il Manifesto (Italia)

Traducido al español por la Red Voltaire a partir de la versión al francés de Marie-Ange Patrizio