Red Voltaire
Buscar
23 de noviembre de 2014

La “City” de Londres, capital global del yuan
por Ariel Noyola Rodríguez, Oscar Ugarteche
07. La “City” de Londres, capital global del yuan 10 de febrero de 2014
La emisión más grande de bonos en yuanes fuera de la región asiática recibió el apoyo clave de la City de Londres (Xinhua, 9 de enero de 2014). Con un monto de 2 mil 500 millones de yuanes, el Banco de China se convirtió en la tercera entidad en realizar este tipo de operaciones en Gran Bretaña. Antes lo hicieron el Banco Industrial y Comercial de China y el Banco de Construcción de China (South China Morning Post, 9 de enero de 2014). El objetivo de instalarse en la City logró concretarse en octubre de 2013, cuando George Osborne, ministro de Finanzas británico, y su homólogo chino acordaron hacer de la City la “capital global” del yuan (The Telegraph, 15 de octubre de 2013). Así, bajo el Programa Renminbi Qualified Foreign Institutional Investor, los británicos pueden comprar hasta 80 mil millones de yuanes en bonos, acciones y otros instrumentos de origen chino. Este pequeño monto de 9 mil 600 millones de euros como límite fue la llave para que bancos comerciales chinos pudieran abrir (...)
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
02. 33 años de cárcel… por anarquista 3 de octubre de 2016
En el México de hoy se puede envenenar los ríos y causar uno de los mayores desastres ecológicos de la historia del país con total impunidad, como ocurrió con el derrame de 40 mil metros cúbicos de desechos tóxicos que en 2014 cometiera el Grupo México, de Germán Larrea Mota Velasco, en Sonora. Con una módica multa de 23 millones de pesos y la promesa de invertir 2 mil millones en un fideicomiso para atender las afectaciones, la empresa trasnacional, explotadora de personas y recursos naturales, saldó cuentas con la justicia mexicana. Nadie pisó un minuto siquiera la cárcel por haber diseminado en 17.6 kilómetros del arroyo Tinajas, 64 kilómetros del río Bacanuchi y 190 kilómetros del río Sonora, sustancias tóxicas como arsénico, cadmio, cromo, plomo, cobre, aluminio y fierro que matarán cualquier tipo de vida y que mantendrán contaminados dichos afluentes por un periodo que, por largo, es (...)