Red Voltaire
26 de Septiembre de 2010
Ostula, autonomía bajo asedio narcoparamilitar / Levantón en Ostula / Las puntas de lanza contra la educación pública / Martín Luis Guzmán / Calme a su vocero, señor Calderón / México, los costos de la “guerra” / Del garrote a la demagogia / Los matones de periodistas / La Suprema Corte y el caso Radilla / Independizarnos / Casa de los Derechos de Periodistas / La gran crisis financiera… sin final
10 artículos
 
 
 
 
 
 
21 de octubre de 2010
Durante el proceso electoral estadunidense de 1992, James Carville, el estratega de la campaña de William Clinton, acuñó tres expresiones que resultaron determinantes en el triunfo del demócrata ante George Bush, padre, que en ese entonces era considerado como un guerrero invencible, merced a los resultados alcanzados en su política exterior: el derrumbe estrepitoso del llamado bloque socialista y la derrota de Irak durante la guerra del Golfo Pérsico. El lema más popular fue “La economía, estúpido”. Los otros: “Cambio versus más de lo mismo” y “No olvidar el sistema de salud”. Con esas consignas, Clinton puso de manifiesto su preocupación por los problemas inmediatos de la población, agobiada por la recesión interna de 1990-1992, el alto desempleo, el peor desde 1982, y el deterioro de sus ingresos reales y sus niveles de vida. Dicha estrategia contrastó con la del cruzado anticomunista, quien delegó a un segundo plano el bienestar social y sólo se interesó por cobrar los trofeos de la guerra y (...)
 
21 de octubre de 2010
El homicidio de los dos reporteros del El Diario, editado en el municipio y su cabecera Ciudad Juárez, como los otros 28 mil contabilizados hasta el momento, no será aclarado, ya que las investigaciones, se trate de competencia jurisdiccional de la entidad que se trate, en este caso de Chihuahua, o de la federal, nunca han llegado a su final. Y es que en la Procuraduría General de la República (PGR) del calderonismo, con sus dos titulares, en la cúpula de la institución del Ministerio Público Federal, como los dos que ocuparon la Fiscalía para la Atención de Delitos contra Periodistas, bajo la responsabilidad del subprocurador de Derechos Humanos (un tal Juan de Dios Castro, padre, porque el hijo, gracias a ser junior panista, es diputado), no han resuelto más que una de 147 denuncias presentadas en estos cuatro años. Y eso que solamente se ha interpuesto un 10 por ciento de los casos donde los reporteros, sobre todo, han sido víctimas de los matones de (...)