Red Voltaire

PGR: historias de corrupción e impunidad

El abogado chihuahuense Marcos Molina Castro conoció las entrañas de la corrupción y la impunidad en los gobiernos panistas de Vicente Fox y Felipe Calderón. La razón es que primero fue contralor en la Procuraduría General de la República (PGR) y después en la Comisión Federal de Electricidad.

| Ciudad de México (México)
+
JPEG - 13.7 KB

Con el título Nada cambia, Molina Castro hace un amplio relato de su experiencia al frente de los órganos de control de ambas dependencias y de cómo se enfrentó a presidentes, secretarios de Estado, procuradores y directores de organismos descentralizados cuando éstos se atravesaban para encubrir la corrupción y proteger a los funcionarios involucrados.

Con pruebas documentales y evidencias que acumuló en hechos vividos, el exfuncionario narra en un extenso trabajo editorial, de 400 páginas, cómo los 12 años del panismo en el poder sólo sirvieron para enriquecer burócratas y desviar recursos públicos, en donde la corrupción y la impunidad fueron los instrumentos de gobierno.

“Mi experiencia en esos cargos y la intervención directa que tuve en los casos que expongo me permiten opinar, con pleno conocimiento de causa, que en ninguna de las administraciones federales de Acción Nacional, al menos por lo que me tocó presenciar y me enteré en forma directa, ha existido voluntad política de combatir la corrupción. La lucha contra ésta se reduce al manejo publicitario de sus campañas políticas, pues se tiene como la fuente probada de simpatía electoral que mayor cantidad de votos produce a sus candidatos, porque en el votante persiste la equivocada convicción de que la corrupción es propia de las administraciones surgidas del Revolucionario Institucional y que es forma eficaz de sancionarla sufragar en su contra”, afirma Molina Castro.

El excontralor en gobiernos panistas cita ejemplos de corrupción que trataremos en distintos momentos en esta columna. En ellos menciona de manera directa a varios involucrados por negligencia, omisión o participación directa: Ernesto Zedillo Ponce de León, Vicente Fox, Felipe Calderón, Ramón Muñoz Gutiérrez, Francisco Barrio Terrazas, Germán Martínez Cázares, Genaro García Luna, Alfredo Elías Ayub, Eduardo Romero, Salvador Vega Casillas, Rafael Macedo de la Concha, general Luis Arturo Oliver Cen, Mariano Herrán Salvatti, Gustavo Enrique Madero Muñoz, Wilfrido Robledo Madrid, Germán Francisco Gallegos, Marco Antonio Huitrón Quamatzi, Julián Solares Morales, Francisco Rico Salgado, Hiram González Saldivar, entre muchos otros.

En el capítulo “Asuntos que provienen del gobierno de Ernesto Zedillo”, el abogado Molina Castro indica que la complacencia con actos de corrupción no sólo se manifestó respecto a irregularidades cometidas en la administración de Vicente Fox Quesada, sino que también quedaron en la impunidad muchos casos de corrupción sucedidos en la administración de Ernesto Zedillo.

Explica: “Expongo los [casos] más sobresalientes por su cuantía o por sus repercusiones de orden distinto al económico, pero sobre todo porque desdijeron la política expiatoria de Acción Nacional, ya que estando en ellos suficientemente comprobada la responsabilidad de los servidores [públicos] que los fraguaron, el gobierno que pregonó e hizo su bandera política con la transparencia y la rendición de cuentas, los dejó sin castigo”.

Ésta es su narración del caso Mobil Search:

En 1998, la PGR adquirió de la empresa American Sciense & Engineerin Inc (A&S), en adjudicación directa, por patente y marca, cinco equipos de inspección de rayos X para vehículos y carga montados en camiones Mercedes Benz. Emplearía dichos equipos en la lucha contra el narcotráfico para detectar drogas, armas, explosivos y otras materias prohibidas por ley. El precio por equipo fue de 2.5 millones de dólares, por lo que la operación total ascendió a 12.5 millones de dólares (160 millones de pesos).

Al inicio de la operación de los equipos en 1999, se advirtió en su funcionamiento múltiples deficiencias. Al 28 de julio de ese mismo año, su operatividad promedio era del 38.8 por ciento. El proveedor imputó sus múltiples fallas a la falta de preparación del personal de la Procuraduría, y ésta a A&S por la mala calidad técnica del equipo.

A pesar del pésimo funcionamiento de los aparatos y del cuantioso gasto presupuestal, en ese mismo año, 1999, la PGR adquirió de la misma empresa otros cinco equipos al mismo costo y sin licitar, es decir, otro gasto de 12.5 millones de dólares.

Para justificar la operación financiera, se informó al Comité de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios de la PGR que “la operación de los primeros cinco equipos era adecuada”.

La baja operatividad de los 10 aparatos generó múltiples conflictos entre la PGR y A&S. El 30 de julio de 2000 realizaron un convenio en donde la empresa privada se obligaba a que en 30 días la operatividad se elevara al 85 por ciento (16 horas diarias de funcionamiento), y que de no lograrlo, los reemplazaría.

Sin embargo, ese índice de operatividad nunca se alcanzó, por lo que 1 año después, en 2001, todos los equipos quedaron fuera de servicio con el cuantioso daño patrimonial para la PGR.

En 2001, la PGR tuvo varios desencuentros con el proveedor por adeudos que éste reclamaba por concepto de mantenimiento, a razón de 25 mil dólares mensuales por equipo, es decir, un total de 250 mil dólares al mes; a pesar de que los equipos no funcionaron, el monto fue saldado por la Procuraduría en 2002.

El Órgano Interno de Control, a cargo de Marcos Molina Castro, determinó que esa adquisición encerraba un acto de corrupción o, lo más difícil de admitir, un fraude cometido en perjuicio de la PGR, la cual tenía como titular al general Rafael Macedo de la Concha, quien se negaba a rescindir los contratos, exigir la devolución del dinero y menos proceder penalmente contra los responsables.

Ante esa actitud del procurador, Molina Castro decidió iniciar el procedimiento de responsabilidad administrativa 587/2001, en contra de Hiram González Saldivar y el general Luis Arturo Oliver Cen, actual oficial mayor de la Secretaría de la Defensa Nacional. Con base en la investigación que practicó la Auditoría Superior de la Federación, les imputó como funcionarios de la PGR la falta de supervisión en el funcionamiento del equipo y su responsabilidad por no iniciar las gestiones pertinentes para rescindir el contrato mediante el cual se adquirieron los aparatos.

Otro procedimiento, el 594/2001, derivado de la auditoría 22/ 2001, por un monto de 12.5 millones de dólares, en contra de Hiram González Saldivar, Mariano Francisco Herrán Salvatti y Luis Arturo Oliver Cen, por la segunda compra por otros 12.5 millones de dólares.

El contralor descubrió también que la empresa A&S no existía comercialmente y que su activo se reducía a una bodega arrendada en el lugar que señaló como domicilio y los 10 equipos vendidos a la PGR como de última tecnología eran los únicos que había “producido”. Es decir, un fraude redondo.

Los funcionarios de la PGR que intervinieron en la operación se defendieron al afirmar que realizaron la adquisición porque el gobierno de Estados Unidos presionó al de México para que adquiriera los equipos y así justificar que colaboraba en la lucha contra el tráfico de drogas, y ante la riesgo de que negara la certificación al gobierno encabezado por Vicente Fox, pues celebraron los contratos.

El final de esta larga historia es que el entonces secretario de la Función Pública, Eduardo Romero Ramos, con autorización del presidente Vicente Fox, determinó absolver a todos los implicados.

Fuente
Contralínea (Mexico)

Miguel Badillo

Miguel Badillo Periodista y director de la revista Contralínea. Periodismo de Investigación. Es egresado de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Investiga: corrupción gubernamental y empresarial, delitos de cuello blanco, lavado de dinero, seguridad nacional y pública, temas energéticos. (Twitter)

 
06 de mayo de 2013

Investigan UIF y Cisen a exabogado general de Pemex / PGR: historias de corrupción e impunidad / Hablar sin riesgo / Reporteros y periódicos entre amenazas, agresiones y homicidios / ¿Negociar con la mafia?* / / Las “reformas”, llanamente privatizaciones / La CFE “siembra” quejas por todo el país / Insuficiente recomendación de la CDHDF por caso 1DMX / Industria petrolera: ¡México puede! / Las decisiones políticas que fueron erróneas / Jacobo Silva Nogales: los días en el infierno / Jacobo Silva Nogales: los días en el purgatorio / El ERPI, en fase de acumulación de fuerzas: Jacobo Silva Nogales / España rebosa transgénicos, pero no sabe dónde están plantados / Mentiras para justificar una guerra / Jóvenes, sin oportunidades laborales / Parte I: Mortalidad materna: objetivo del milenio no cumplido / Parte II: México: tres muertes maternas al día / Parte III: En hospitales, mayoría de las muertes maternas.

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Autores: diplomáticos, economistas, geógrafos, historiadores, periodistas, militares, filósofos, sociólogos… Usted puede proponernos artículos.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.