Red Voltaire

La coalición de Estados Unidos organizó la fuga de yihadistas de Daesh en Raqqa

| Nueva York (EE.UU.)
+

Por orden de mi Gobierno y a continuación de las numerosas cartas que ya hemos dirigido a usted informándole sobre crímenes bárbaros cometidos por la «coalición internacional» encabezada por los Estados Unidos de América, sobre sus repetidas violaciones de la soberanía, la unidad y la integridad territorial de la República Árabe Siria y sobre los ataques que lanza contra inocentes civiles sirios, quiero llamar la atención de usted sobre lo siguiente:

La aviación militar de la coalición internacional ha perpetrado una nueva masacre, en el marco de los crímenes de guerra y de los crímenes contra la humanidad que ya viene cometiendo. El 23 de octubre de 2017, bombardeó el barrio residencial de Qoussour, en Deir ez-Zor, dejando entre los civiles un saldo de 14 muertos y más de 40 heridos, en su mayoría mujeres y niños.

La coalición internacional atacó el barrio residencial de Qoussour, donde no hay ninguna presencia de Daesh [1] y a pesar de que ese barrio había sido liberado recientemente por el Ejército Árabe Sirio y sus aliados. Lo sucedido es la continuación del papel siniestro y destructivo desempeñado por la coalición internacional, que se empecina en poner en peligro las victorias que el Ejército Árabe Sirio y sus aliados obtienen contra la organización terrorista Daesh, particularmente en la provincia de Deïr ez-Zor. Esto se ve corroborado por la evolución de la situación en el terreno y por numerosos informes y fotografías aéreas que demuestran que Daesh ha emprendido ataques contra el Ejército Árabe Sirio y sus aliados desde zonas que están bajo control de la coalición internacional y de las milicias terroristas que actúan por cuenta de la propia coalición.

Por otra parte, ya antes del inicio de la campaña de liberación de Raqqa, la aviación militar de esta coalición criminal había realizado ataques aéreos que provocaron la muerte de miles de civiles y sometieron la ciudad a sangre y fuego. Al mismo tiempo, la coalición y las milicias afiliadas a ella se ocuparon de que los miembros de la organización terrorista Daesh, en su mayoría combatientes terroristas extranjeros, pudieran salir, en condiciones de la mayor seguridad para ellos, de las ciudades de Raqqa y de Deer ez-Zor, para llevarlos a luchar contra el Ejército Árabe Sirio y sus aliados en la provincia de Deir ez-Zor.

El apresuramiento de la coalición internacional en anunciar la reconstrucción de la ciudad de Raqqa no podrá ocultar sus odiosos crímenes. La coalición internacional no logrará imponer, con sus aliados, su propia versión de los hechos, en violación de la soberanía, de la unidad y de la integridad territorial de la República Árabe Siria.

El Gobierno sirio condena firmemente los ataques de la coalición internacional, así como los crímenes de guerra y los crímenes contra la humanidad que esta comete contra civiles sirios, incluyendo el asesinato de mujeres y niños civiles en Deir ez-Zor. El Gobierno sirio denuncia el hecho que ciertos Estados miembros de esa coalición no expresen desacuerdo con los crímenes que la coalición está cometiendo en sus nombres. El Gobierno sirio expresa su mayor asombro ante las manifestaciones de respaldo provenientes de Estados y partes que dicen preocuparse por el estado de derecho, los derechos humanos y el derecho internacional humanitario mientras que fingen no ver el asesinato de miles de civiles en Raqqa y la destrucción total de la ciudad. El Gobierno sirio que, debido a ello, sobre esos gobiernos y partes recae parte de la responsabilidad por la matanza de sirios y la destrucción de sus ciudades y de sus infraestructuras. Esas palabras cínicas son la demostración flagrante de la política de doble rasero que aplican esos Estados.

El Gobierno sirio solicita una vez más al Consejo de Seguridad [de la ONU] que cumpla con la responsabilidad que le corresponde en primer lugar de preservar la paz y la seguridad internacionales y le ruega encarecidamente que actúe sin más demora para impedir a esta coalición ilegítima seguir cometiendo nuevos crímenes odiosos.

Agradecería a usted que tuviese a bien distribuir el texto de la presente carta como documento del Consejo de Seguridad.

[1] Daesh es el acrónimo peyorativo utilizado en árabe para designar a la organización yihadista conocida indistintamente como Emirato Islámico, Estado Islámico o Estado Islámico en Irak y el Levante, así como por las siglas EI, EIIL, ISIL o ISIS. Nota de la Red Voltaire.

Red Voltaire

Voltaire, edición Internacional

Artículo bajo licencia Creative Commons

La Red Voltaire autoriza la reproducción de sus artículos a condición de que se cite la fuente y de que no sean modificados ni utilizados con fines comerciales (licencia CC BY-NC-ND).

Ayude a la Red Voltaire

Usted consulta nuestro sitio porque la calidad de sus artículos le ayuda a comprender los acontecimientos internacionales. Necesitamos su contribución personal para poder continuar nuestro trabajo.
Ayúdenos con su donación.

¿Cómo participar en la Red Voltaire?

La Red Voltaire se compone de voluntarios que no reciben remuneración.
- Si usted es traductor de nivel profesional, puede participar en la traducción de nuestros artículos.