Coordinado a nivel nacional por Alberto Morlachetti, el Movimiento de la Chicos del Pueblo realiza esta campaña con el apoyo de la Central de Trabajadores Argentinos (CTA), organización a la cual pertenece.

Por su parte, la Federación Latinoamericana de Periodistas (FELAP), cuyo presidente es el periodista argentino Juan Carlos Camaño, y la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA) manifestaron se adhesión y apoyo a esta iniciativa "vital, que pone a la luz uno de los atropellos más criminales producidos por el sistema capitalista: el hambre de los niños".

Camaño, en el marco de Seminario "Del Informe McBride a la Sociedad de la Información"
- realizado en julio pasado en la ciudad de Morón- afirmó: "El hambre es un crimen. Y ese crimen, agregamos, tiene un claro e indisimulable autor ideológico: el capitalismo".

"El hambre es un crimen. Hay que detenerlo. Sí o sí. Porque en nuestro país no faltan ni alimentos, ni platos, ni madres, ni médicos, ni maestros, faltan en cambio la voluntad política, la imaginación institucional, la comprensión cultural y las ganas de construir una sociedad de semejantes que asegure a cada niño argentino las oportunidades vitales para que se desarrolle saludable y pueda crecer con dignidad", expresa el comunicado del Movimiento que lleva por título "El futuro es hoy, son nuestros niños".

Cabe recordar que el Movimiento de los Chicos del Pueblo organiza diferentes campañas contra el hambre entre las que se destacaron las marchas que recorrieron toda la Argentina denunciando este crimen: Desde La Quiaca a Buenos Aires, en el 2001; Desde de Misiones a Buenos Aires, en el 2002, y el año pasado desde Tucumán también hacia la ciudad de Buenos Aires.