JPEG - 17.4 KB

Foto arriba: Condoleezza Rice.
____________________________________________________

La provincia serbia de Kosovo obtendrá «de una manera u otra» la independencia pese a las objeciones de Rusia, declaró hoy la secretaria norteamericana de Estado, Condoleezza Rice, citada por la agencia Reuters.

Rice lo declaró a periodistas camino a Lisboa donde participará en la reunión ministerial del "cuarteto" de mediadores internacionales para Oriente Próximo.

Según señaló la jefa de la diplomacia norteamericana, el presidente George W. Bush ya había dado de entender que Kosovo sería independiente.

"Estados Unidos lo conseguirá a toda costa", dijo Rice.

Rusia rechaza el plan occidental para Kosovo y pide nuevas negociaciones imparciales

10:20 | 17/ 07/ 2007.

Naciones Unidas, 17 de julio, RIA Novosti. Rusia reiteró el lunes su rechazo al plan occidental de independencia para Kosovo, al afirmar que el último anteproyecto, presentado por EEUU, Francia y Gran Bretaña, tampoco toma en cuenta los intereses de Serbia.

"Seguiremos sin participar en la redacción de este documento que no resuelve el problema clave. La vía propuesta no nos parece correcta", subrayó Vitali Churkin, embajador de Rusia ante Naciones Unidas.

"Pensamos que el Plan Ahtisaari ha fracasado. Se requieren nuevas negociaciones imparciales, con un nuevo mediador imparcial", manifestó el representante ruso al término de las consultas que fueron celebradas ayer, a puertas cerradas, en el Consejo de Seguridad de la ONU.

Churkin espera que los autores del nuevo anteproyecto "vuelvan a revisar la filosofía del documento, a lo largo del cual se trasvé entre las líneas la independencia de Kosovo, sin consideración de la postura de Belgrado".

Algunos diplomáticos occidentales ya insinúan la posibilidad de que los albaneses de Kosovo proclamen la independencia sin esperar el veredicto del Consejo de Seguridad, si Rusia veta allí el documento presentado por EEUU, Francia y Reino Unido. En tal caso, dicen ellos, cada país o alianza tendría que posicionarse con respecto a la soberanía kosovar por cuenta propia, es decir, al margen de la ONU.

Churkin piensa que este planteamiento contribuye a instigar los ánimos extremistas en los Balcanes, no solamente en Kosovo sino también en la vecina Macedonia.

"La única manera de frenar esos ánimos e ideas extremistas es dando a entender sin ambages que la solución es posible exclusivamente a partir del Derecho Internacional y gracias a la reapertura de las negociaciones entre Belgrado y Pristina", afirmó él.

Fuente: Moscú, 19 de julio, RIA Novosti.