JPEG - 25.4 KB

En un acto celebrado en el Palacio de Miraflores, el mandatario explicó que la edificación de esos centros permitirá reforzar la red primaria de salud.

Para alcanzar la iniciativa, el jefe de Estado entregó 250.000 millones de bolívares (poco más de 116 millones de dólares) a gobernadores, alcaldes y otros poderes locales, encargados de la construcción de esas instalaciones.

Al respecto, resaltó los éxitos de los programas Barrio Adentro I, que contempla la creación de consultorios en zonas marginales y II, que abarca centros de diagnóstico de complejidad, los cuales benefician a toda la sociedad, en especial a los más pobres.

Barrio Adentro I, creado en abril de 2003, da cobertura médica a cerca de 17 millones de personas, aunque la aspiración es alcanzar los 20 millones, precisó.

Chávez destacó que en ese lapso se realizaron 141 millones de consultas, 55 millones de ellas en el terreno.

Al referirse a Barrio Adentro II, comentó que en menos de cuatro meses se han realizado más de 631.000 exámenes, 400 operaciones y 32.000 ingresos.

Agradeció la labor de los galenos cubanos que, junto a los venezolanos, prestan sus servicios gratuitos en este país sudamericano y elogió su dedicación.

Chávez adelantó que la próxima semana comenzará una campaña nacional contra el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA) y el 3 de octubre elevará los salarios a los médicos.

Sólo en Venezuela, que avanza a hacia la creación de un nuevo socialismo, o en países como Cuba, son posibles planes como estos, subrayó.

Según el presidente, la sociedad de consumo de los países desarrollados es insostenible e inviable.

El mandatario también se refirió a los Mercados de Alimentos (MERCAL) que proporcionan productos subvencionados de primera necesidad a 15 millones de personas, el 60% de la población del país.

También citó otros proyectos que benefician a los venezolanos como las casas de rehabilitación y las campañas de alfabetización y de superación.