JPEG - 23 KB
Shafick Handal

El ex candidato a la presidencia de este país en el 2004, sufrió un ataque al corazón y requirió de ser internado de urgencia, al llegar al sureño aeropuerto internacional de Comapala, procedente de Bolivia.

Figura principal en la lucha contra las fuerzas militares apoyadas por Estados Unidos en los ochenta, Handal retornaba a su país, después de asistir a la investidura de Evo Morales, segundo presidente indígena en la historia de Latinoamérica. El primero fue el mexicano Benito Juárez.

El líder efemelenista, de 75 años de edad, fue trasladado de la principal terminal aérea de El Salvador en un helicóptero hacia una pista de aterrizaje del capitalino hotel Sheraton Presidente y de allí hasta el Hospital de la Mujer, donde falleció.

Con su muerte, Handal dejó atrás una vida marcada por el exilio y la clandestinidad como represalia a su militancia en el Partido Comunista de este país, iniciada en 1944.

En ese año, el hijo de emigrados palestinos se incorporó a la huelga que terminó con la dictadura de Maximiliano Hernández Martínez, responsable de la masacre de más de 30 mil campesinos en 1932.

Durante sus estudios de derecho en la estatal Universidad de El Salvador participó además, como uno de los dirigentes del movimiento por la reforma universitaria y la consagración de la autonomía de la institución legitimada por la constitución de 1950.

El exilio y la clandestinidad fueron el pago a sus afanes militantes por más de cuatro décadas, primero en Chile, luego en Guatemala y dentro de su propio país.

También se desempeñó como jefe de las cuatro organizaciones guerrilleras, que luego formaron el FMLN y combatieron al ejército apoyado por Estados Unidos durante la guerra interna de 1980-1992.

Aún se recuerda su participación como líder de la comisión de diálogo del Frente en las negociaciones por la paz, que redundaron en el inicio del proceso democrático de El Salvador en 1992.