JPEG - 27.1 KB

Couso fue asesinado en el marco de la invasión de los Estados Unidos a Irak, cuando el 8 de abril de 2003 en el Hotel Palestina de Bagdad, junto con el periodista de la agencia británica Reuters Taras Protsyuk, como consecuencia de los proyectiles que impactaron en el lugar, lanzados por un tanque de Estados Unidos, pese a que sabían que en el lugar se alojaban una buena parte de los trabajadores de prensa que cubrían la invasión a ese país.

La Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA) y la Federación Latinoamericana de Periodistas (FELAP) reiteran su repudio por el asesinato de José Couso, y vuelven a manifestar su apoyo a la familia del camarógrafo español, entre ellos su hermano Javier Couso, quien fuera participe del II Congreso Mundial de Periodismo y Comunicación organizado por la UTPBA, FELAP y la Escuela Terciaria de Estudios Radiofónicos (ETER).

Esta es la segunda vez en la que se abre este caso en España: En el 2006, la Audiencia Nacional había archivado el proceso justificando que no se había tratado de un asesinato, si no de un "acto de guerra contra un enemigo aparente erróneamente identificado". El tribunal había considerado que no tenía jurisdicción para investigar los acontecimientos y había revocado las órdenes de detención de los militares. Luego, en octubre de 2009 archivó la causa.