JPEG - 77.9 KB

Hoy anunciamos acciones tendientes a hacer al gobierno ruso responsable de la intrusión en ‎los sistemas de SolarWinds, por los informes sobre las primas ‎ofrecidas sobre soldados ‎estadounidenses en Afganistán y los intentos de injerencia en las ‎elecciones estadounidenses ‎de 2020. ‎

Hemos contactado a las autoridades rusas para comunicarles nuestra preocupaciones ‎en cuanto ‎a sus acciones y las medidas que tomamos en respuesta. El presidente [Biden] firma ‎actualmente ‎un nuevo decreto presidencial sobre Rusia que ampliará el alcance de nuestros ‎poderes de ‎sanciones. En virtud de ese nuevo decreto presidencial, el Departamento del Tesoro ‎de ‎Estados Unidos emite una directiva que prohíbe a las instituciones estadounidenses ‎efectuar ‎transacciones en el mercado primario sobre nuevas obligaciones emitidas en rublos o en ‎otras ‎divisas que se emitan después del 14 de junio de 2021. Ese decreto presidencial ‎autoriza ‎igualmente el gobierno de Estados Unidos a extender las sanciones relativas a la deuda ‎soberana ‎de Rusia, de ser necesario. ‎

El Departamento de Estado de Estados Unidos expulsa además a 10 funcionarios de la ‎misión ‎bilateral de Rusia. Además, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos anuncia ‎sanciones ‎contra las entidades y personas implicadas en la injerencia electoral y contra las ‎empresas que ‎apoyan las actividades malintencionadas de los servicios de inteligencia rusos ‎responsables de la ‎intrusión en los sistemas de SolarWinds y de otros ciberincidentes recientes. ‎Esas sanciones ‎servirán para reducir los recursos rusos disponibles para realizar actividades ‎malintencionadas ‎similares. ‎

Además, el 2 de marzo, con sus socios y aliados, Estados Unidos reaccionó ante el intento ‎de ‎Rusia de envenenar a Alexei Navalni con un arma química, así como ante su posterior arresto ‎y ‎encarcelamiento. Seguimos preocupados por la salud y el trato que el señor Navalni recibe ‎en ‎prisión y solicitamos su liberación incondicional. ‎

Estas acciones apuntan a hacer a Rusia responsable de sus acciones ‎imprudentes. ‎Actuaremos con firmeza en respuesta a las acciones de Rusia que nos perjudiquen o ‎que ‎perjudiquen a nuestros aliados y socios. En la medida de lo posible, Estados Unidos ‎buscará ‎también posibilidades de cooperación con Rusia, con el objetivo de establecer una ‎relación más ‎estable y previsible, conforme a los intereses de Estados Unidos. ‎

Por otra parte, el Departamento de Estado toma medidas para fortalecer las ‎asociaciones ‎internacionales en materia de ciberseguridad, principalmente proponiendo una ‎nueva formación ‎con socios sobre los aspectos políticos y técnicos de la atribución pública de los ‎ciberincidentes y ‎aportando su apoyo a formaciones sobre el comportamiento responsable de ‎los Estados en el ‎ciberespacio.‎